Facultad de Diseño y Comunicación
  1. Diseño y Comunicación >
  2. Catálogo de Proyectos de Graduación >
  3. Detalles del Proyecto

Diseño de un aula de primer ciclo

Escuelas de Recuperación

Autor: González Rosemberg, Carolina

Carrera: Diseño de Interiores

Categoría: Creación y Expresión

Línea Temática: Diseño y producción de objetos, espacios e imágene

Fecha de aprobación: Diciembre 2015

Antecedentes:

La adaptación del diseño de interiores para personas no videntes - El espacio en la salud -  Diseño de ludotecas educativa-terapéutica - Cuarto creciente -  Aula para niños con trastorno autista -  Espacios de contención para niños -  Despertando los sentidos -  Discapacidad y entorno -  Diseño para la diversidad - Diseñar ayudando, ayudar integrando.

Palabras Clave: accesibilidad diseño de interiores escuela especial escuela primaria rediseño inclusión

Síntesis:

El presente Proyecto de Graduación toma a las Escuelas de Recuperación y sus alumnos de primer ciclo; estas instituciones educativas son exclusivas del sistema de educación publica de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Se diferencian de las escuelas normales y de las escuelas especiales, ya que son el termino medio entre la enseñanza para niños sin dificultades de aprendizaje y aquellos niños con discapacidades severas; por lo tanto las Escuelas de Recuperación integran a aquellos alumnos dentro del sistema que no están aptos para realizar su escolaridad en la escuela normal, ni tampoco en las escuelas especiales ya que no poseen dificultades del aprendizaje graves. A su vez, estas instituciones desarrollan un programa con las escuelas normales para que los alumnos puedan volver a integrase a ésta con adecuaciones curriculares y logren así seguir prosperando con su escolaridad. Actualmente hay unos 20 establecimientos distribuidos por diversas zonas de la ciudad, que entre todos ellos conforman una matricula de 1400 niños y niñas; sus alumnos presentan problemáticas educativas, generalmente asociadas a discapacidades no severas, necesidades educativas especiales, trastornos de conducta, déficit atencional, entre otros,  que no pueden llevar adelante su escolaridad con los mismos recursos que las escuelas normales por lo que las escuelas de recuperación cuentan con un equipo multidisciplinario de profesionales para dar respuesta ante las necesidades de los niños. Para el presente trabajo, se tomó el grupo de alumnos que integran el primer ciclo de estas instituciones, sus edades comprenden desde los seis hasta los nueve años; la información recolectada se comparó con el trabajo de campo realizado en la Escuela de Recuperación 14, luego del proceso investigativo se concluye que la problemática básica predominante que presentan estos alumnos es el déficit de atención, lo que indica que los niños no pueden fijar su atención. La misma se presenta por periodos muy breves, son inestables emocionalmente y su actividad motora es intensa; por lo cual un aula para estos colegiales debe desarrollarse respetando esta premisa básica antes que cualquier otra; el requerimiento espacial de estos alumnos es complejo, ya que no debe haber elementos distractores al alcance visual de estos, ni tampoco poseen la misma capacidad para leer los espacios que un niño normal por lo cual el desarrollo morfológico es un desafío. La lectura espacial que ellos hacen tiende a ser lineal, ya que si se desarrollan curvas complejas cerca de su campo visual su atención se vería desviada no pudiendo focalizarse en sus estudios, lo mismo sucede con los colores que el aula requiere y también con el material visual de apoyo que se agrega en el espacio como carteles o afiches; si el salón no se trata con el debido cuidado la inestabilidad emocional que ellos perciben se carga de elementos estresantes que derivan en conductas impulsivas teniendo como resultantes conductas agresivas. Actualmente no hay aulas producidas para este trastorno y mucho menos reciben este tratamiento las Escuelas de Recuperación; es por lo anterior que se desarrollaron una serie de pautas desde el Diseño de Interiores a seguir para configurar cualquier aula de primer ciclo para estas instituciones bajo las características que presenta este trastorno. A su vez, el PG concluye con el desarrollo del diseño de un aula para niños de primer ciclo de seis años de edad que recién se inician en la lectoescritura. El espacio se desarrolla en una planta de 39 m2, donde gracias a la sintaxis y semántica de la morfología la inspiración de un bosque calmo sirve de directriz de diseño para poder llevar adelante un aula donde se prioriza el guardado del material para que los elementos visuales no distraigan a los alumnos, a su vez el equipamiento elegido se puede plegar lo que ahorra espacio y lo elimina de la vista de los niños para que no actúen como distractores y todo el color utilizado esta planificado para estimular en la justa medida, indicar diferentes zonas y actividades. Incluso su desarrollo simétrico en planta, muros y cielorrasos cobija y asienta a los niños en el espacio otorgándoles seguridad, previsibilidad y estabilidad emocional.

Producción de contenidos curriculares

Finalizando el segundo año de la carrera de Diseño de Interiores, se incorpora en el plan de estudios el tratamiento de espacios accesibles para todas las personas. Las materias encargadas de plasmarlo son Diseño de Interiores IV, espacios gastronómicos, y Tecnología III; ambas abordan la problemática del ancho de circulaciones para el paso de sillas de ruedas, y reúnen las especificaciones técnicas para el planeamiento de baños para personas con dificultades motrices. A su vez, se mencionan las leyes de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires sobre el Código de Edificación, que integran los derechos de accesibilidad para todas las personas. Estas materias realizan un aporte significativo para el presente PG, sin embargo se advierte que sería favorable el incluir dentro del plan de estudios, más opciones de tratamientos de espacios para personas con diversas problemáticas incapacitantes y no solo las referidas al discapacitado motriz y los accesos de movilidad para sillas de ruedas o muletas. La carrera no posee materias que se encarguen de los disminuidos visuales, hipoacúsicos, ni tampoco de las discapacidades mentales; por lo tanto no hay un abordaje desde el tratamiento espacial para las percepciones diferentes que poseen estas personas. Al incluirlas dentro de la currícula se generaría una mirada más integral para los futuros diseñadores y se los dotaría de herramientas, para afrontar con una buena capacitación las diversas situaciones que atraviesan las personas.

descargar en PDF




VERSITIOSDC