Noticias de la Facultad de Diseño y Comunicación

“Lo principal de un elenco no es el talento, sino el compañerismo

Declaró Florencia Raggi, actriz

El 17 de octubre, visitó la Facultad de Diseño y Comunicación de la Universidad de Palermo en el marco de una nueva edición de Diálogo con Artistas 2016.

5/1/2017

“Lo principal de un elenco no es el talento, sino el compañerismo

La entrevista recorrió distintos rincones de la vida de Florencia Raggi, actriz, quien comenzó por compartir algunas anécdotas de su infancia. El encuentro estuvo moderado por los organizadores del ciclo: Claudia Kricun y Dardo Dozo.

“De niña miraba Clave de Sol y jugaba mucho a disfrazarme. Daba vueltas las mesas y armaba casas con mi hermano”, recordó. Reconoció que a sus 14 años fantaseó con ser actriz, pero se percibía muy tímida. 

“También veía cuestiones de la profesión del actor que no me gustaban. Mi madre, también actriz, a veces era muy criticada por el director y no había tanta estabilidad laboral en ese rubro”, confesó la artista.

Con el paso del tiempo, se animó a probar suerte en el mundo del modelaje. "Mi madre llevó fotos mías a una agencia de publicidad y quedé para una publicidad", expresó.

"Había algo de la exposición en el modelaje que no me encantaba. En ese momento estudiaba piano y equitación”, destacó y continuó: “Me eligieron para hacer un desfile, y al año siguiente me convocaron a otro comercial". Amplió: “Se fue dando muy fácil la profesión de modelo. Ganaba mi dinero, me compré un departamento y conocí muchos países”, reveló.

Raggi
recordó su época en las pasarelas: "El mundo de la moda fue la forma, la cáscara. Me divertía, pero era el inicio de algo que quería profundizar y tenía que ver con las emociones”. A los 20 años, sintió curiosidad por el teatro, por tanto, se inscribió en un taller intensivo de actuación de Julio Chávez. “En la primera clase sentí que quería hacer teatro. Me encantó la experiencia. Al segundo año de la carrera, me llamaron para hacer una participación en la serie televisiva Poliladron", señaló.

Sostuvo que disfruta mucho de los ensayos: “El proceso previo es lo que más me gusta, investigar en lo que tengo más afinidad o lo que el director me pide. El teatro es una enseñanza de vida, es encontrarse con el otro. Tal vez el otro se conecta como vos esperás o no".

La actriz se identificó con las palabras de Norma Aleandro, quien fue su profesora de actuación y considera un referente actoral: "Capté de ella el amor y respeto hacia el público. No comparto cuando algunos actores cambian los textos o las escenas”.

"Soy muy rigurosa con mi profesión y con todo. La tele, el cine y el teatro tienen distintos códigos. Me parece divertido adaptarme a circunstancias complicadas", aseguró la profesional.

La invitada realizó una interesante reflexión del ámbito artístico y se refirió al rating: "Me ocupo de rodearme con gente que sea lo más amable posible. El entorno de la televisión es más competitivo, porque todo el tiempo se está escribiendo la historia y los personajes dependen del rating”.

“Hay vocaciones que cambian y otras que son para toda la vida. Hay que descubrir lo que a uno le gusta y lo que le atrapa”, opinó y añadió: “La actuación es mi vocación, pero no siento que sea la única".

Al ser consultada por las variables que considera al momento de participar en una obra, destacó: "Mi principal motivación es el entusiasmo. Prefiero trabajar en teatro, pero estar en televisión es una necesidad. El teatro me llena el alma, la tv no tanto".

Si bien aseguró que no volvería a las pasarelas, la ex modelo destacó lindos recuerdos de esa época. “Lo positivo de haber sido modelo fueron los viajes, recorrer las ciudades y la independencia económica. A los 18 años compré mi departamento ".

Durante la charla, señaló lo que más le entusiasma de ser actriz. "De la actuación, destaco jugar a ser otro, conocer otras vidas y formas de pensar”, apuntó y confesó: “Es muy estimulante y es una excusa para conocerme más”.

Entre sus proyectos, Raggi reconoció que está abierta a recibir propuestas profesionales que la sorprendan: “En algún momento soñaba con actuar en el Teatro San Martín”. "Me han ofrecido ser conductora, pero no acepté. Me gusta más la actuación. Para conducir, hay que tener cultura general. Es más sencillo interpretar algo que escribe otro", argumentó.

Para finalizar, le consultaron sobre la experiencia de actuar junto a su marido. “En el 2015, Fundación Huésped me ofreció actuar junto a Nico (Repetto), y tuvimos mucha afinidad”.

La artista dijo que prefiere que sus compañeros mantengan ciertas características: "Compartir un elenco es un acto de comunicación muy profundo con el otro. Antes del talento, lo principal es que sean buena gente; que sean amorosos y tengan un sentido de compañerismo".

Al ser una figura pública, la profesional confesó que vive la popularidad con tranquilidad, espontaneidad y respeto: “Al hablar o dar una entrevista, soy sincera. Tener un lugar público tiene su peso, pero lo que digo es con total humildad”.

Al pensar en el futuro, asumió: "Me gustaría llegar a una vejez digna, acompañada de mi marido y mi familia. La suerte no existe, todo es trabajo y compromiso. Nadie te regala nada. Vas recibiendo lo que generás”.

+ Agenda del evento
+ Galería de imágenes
+ Diálogo con Artistas
+ Área de Teatro y Espectáculos


Categorías a las que pertenece esta nota:

Teatro y Espectáculos

Otras notas relacionadas:

Florencia Raggi en UP

Prohibida la reproducción total o parcial de imágenes y textos. Términos y Condiciones