Estudiantes Internacionales Estudiantes Internacionales en la Universidad de Palermo Reuniones informativas MyUP
Universidad de Palermo - Buenos Aires, Argentina

Facultad de Diseño y Comunicación Inscripción Solicitud de información

  1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº58 >
  4. Moldear la propia tendencia, la experiencia Do it yourself

Moldear la propia tendencia, la experiencia Do it yourself

Barcia, Laura

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº58

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº58

ISSN: 1668-5229

Proyectos Jóvenes de Investigación y Comunicación Proyectos de estudiantes desarrollados en la asignatura Comunicación Oral y Escrita Primer Cuatrimestre 2013 Proyectos Ganadores Comunicación Oral y Escrita Primer Cuatrimestre 2013

Año X, Vol. 58, Diciembre 2013, Buenos Aires, Argentina | 104 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Introducción

Desde hace algunos años, podemos observar un fenómeno que se está gestando en los blogs de moda: la tendencia del “hágalo usted mismo”. Esta nueva forma de reinterpretar las tendencias que se ven en la calle llama la atención sobre lo que está sucediendo en el mercado de indumentaria. Puede verse como una llamada de atención a las marcas de moda sobre qué es lo que el consumidor está buscando y no se le ofrece. Pero también como una búsqueda de personalización y originalidad por parte de las nuevas generaciones.

Por otro lado, conocer esta tendencia, en qué se inspiran, cómo los consumidores pueden acceder a ella en la red, etc., permite que se expanda y viralice. En este sentido juegan un rol fundamental la sencillez de los proyectos y el espacio virtual como canal de comunicación de este fenómeno. El Do it your self (DIY) da lugar a una reivindicación de lo manual y de lo hecho en casa. También permite que el consumidor se relacione de otra manera con las prendas, quizás creando un vínculo más emocional y menos centrado en el consumo frívolo.

Conclusión

En el marco de la investigación pudimos brindar una idea más concreta de qué es el fenómeno DIY. Los factores económicos y tecnológicos jugaron un papel muy importante en su desarrollo, pero también tuvo impacto el contexto cultural. El deseo de ser único y lo que Saulquin llama la “moda autoritaria”, es decir, lo que se impone como tendencia desde los principales centros de la moda mundial, se conjugaron para la aparición de un fenómeno que podría cambiar la relación del cliente con el producto en el mercado de indumentaria. El DIY, entonces, surge como una forma de expresar originalidad, pero en el marco de las tendencias dictadas por la moda.

La crisis económica es un factor importante, que ni los diseñadores, ni cualquier persona relacionada con el ámbito de la moda puede obviar. Es un disparador para que las cosas cambien.

En lo que respecta a la indumentaria, la crisis empuja a la gente a buscar ropa más emocional y original que le permita expresarse, a la vez que el consumidor se vuelve más reflexivo, evaluando costos, calidad y diseño. El consumidor aprecia el diseño y está dispuesto a pagar por él, o, si no quiere hacerlo, tiene la opción de intentar replicar esos detalles que diferencian a la prenda desde su propia interpretación. El DIY no sólo supone prendas de diseño a menor costo, sino también la posibilidad de que cada uno deje su sello en lo que usa. Lo que uno usa no deja de ser lo que uno intenta reflejar al mundo.

Si seguimos a Susana Saulquin, el DIY es un mix entre la manualidad, la moda autoritaria y el diseño de autor, en el que cada diseñador olvida los mandatos de lo que se impone y sigue su propio instinto. Quizás este fenómeno haya surgido como un síntoma de que las marcas no estaban respondiendo a lo que el cliente buscaba o, quizás como un anticipo de un cambio en la forma de comprar.

El diseño de indumentaria debe ser creativo y buscar constantemente la innovación o renovación pero no deja de ser un negocio, por lo que debe ser sensible a lo que sucede a su alrededor. Entender el papel que juega el espacio digital, así como el de los fenómenos que se generan en él, es fundamental para su desarrollo y su supervivencia. En un mundo donde la tecnología y la globalización aceleran los tiempos, tener capacidad de respuesta e incluso capacidad para adelantarse a lo que se viene es clave para el funcionamiento de un negocio como el de la indumentaria.

En relación a por qué en Argentina no es muy popular hay varias respuestas posibles. Por un lado, que la crisis de 2008 no fue un acontecimiento muy significativo para nuestro país.

Segundo, que los argentinos, y en especial la mujer argentina, es todavía muy conservadora a la hora de vestirse, así como también está muy pendiente de lo que sucede en el exterior. En tercer lugar, el costo de las prendas en nuestro país es mayor que en Europa o Estados Unidos, donde en las liquidaciones se pueden conseguir buenas prendas a precios muy bajos. Eso lleva a que seamos más reticentes a experimentar con la ropa y tendamos a comprar prendas más básicas y duraderas. Habrá que ver qué sucede en los próximos años con este fenómeno.


Moldear la propia tendencia, la experiencia Do it yourself fue publicado de la página 79 a página80 en Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº58

ver detalle e índice del libro