1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXII >
  4. La importancia de formar profesionales creativos en el Diseño de Producción para lograr proyectos audiovisuales exitosos

La importancia de formar profesionales creativos en el Diseño de Producción para lograr proyectos audiovisuales exitosos

Sardina, Aníbal

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXII

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXII

ISSN: 1668-1673

XVII Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación 2009.

Año X, Vol. 12, Agosto 2009, Buenos Aires, Argentina. | 203 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

El campo de la producción de audiovisuales lleva implícito la necesidad de una formación creativa. A lo largo de la historia se ha tomado al “acto creativo” como inherente al arte ligado al objeto estético y al campo de las invenciones. La definición en el diccionario dice: “crear es producir algo que no existe”. 

Pero la creatividad sobrepasa la concepción de una idea original para un argumento. La creatividad es más que genialidad, más que un modo no habitual de ver las cosas, de imaginar un universo posible que echa a andar cuando se enciende la pantalla. En otro sentido la creatividad también es la capacidad de resolver de la mejor manera y con los recursos disponibles un problema que se nos presenta. Ese sentido más dinámico que adquiere la palabra creatividad en el campo de los audiovisuales es la producción. 

A menudo se ve como en el ambiente se menosprecia a Producción por sobre otras áreas consideradas mas “creativas”, sea el caso de Dirección quien tiene a su cargo la narrativa, Guión que funda las historias, Dirección de Arte, inclusive Dirección de Fotografía que es la más técnica si se quiere. Sin embargo, nos proponemos demostrar que la creatividad en Producción es clave para responder a los retos que se presentan en cada proyecto y asegurar su éxito. 

Les voy a contar una anécdota. Llega a la productora una propuesta para realizar un comercial para una tarjeta de crédito internacional. En el guión de la Agencia decía así: “Un abuelo y su nieto están en una playa dentro de una carpa esperando el amanecer para ver el nacimiento de las tortugas marinas. Se ve el movimiento en la arena, las tortugas rompen el cascaron y caminan hasta el mar. El abuelo y el nieto sonríen.” 

La producción desde la Productora misma (los dueños) apoyaban la iniciativa del asistente de Dirección de subcontratar una Productora Brasilera para realizar un scooting por toda la costa brasilera, desde el límite con Uruguay hasta Fernando de Noronho, sitio en el que nacen las tortugas. Debido a que ninguna playa satisfacía al asistente de Dirección todo el equipo se movilizó a Fernando de Noronho. 

Llegados a Brasil nos encontramos en una playa paradisíaca en la cual no había ni siquiera electricidad. No era la época de nacimiento de las tortugas marinas y aunque lo fuese no se podría haber filmado ya que la zona donde nacen es parque nacional y está protegida por leyes internacionales. En resumen, terminamos filmando un día en la playa la escena del amanecer y dos días en un gimnasio de la isla las escenas del interior de la carpa y la salida de los personajes de la misma. Todo ello con mucho calor e incomodidad ya que el gimnasio no era un estudio de cine y no disponía de las herramientas necesarias. Finalmente la Productora tuvo que adquirir de un banco de imágenes las tomas necesarias del nacimiento de las tortugas y su llegada al mar. La solución: se podría haber filmado todo en un estudio de cine de Buenos Aires y aplicar en postproducción cualquier fondo de isla paradisíaca. 

El análisis de este caso permite ver como una desacertada decisión de producción concluyó en un sobrecargo del presupuesto, mal uso de los recursos y fastidio en el equipo de rodaje, entre otras cosas. Un buen productor debiera haber previsto que las tomas de las tortugas no se iban a poder realizar, e informarse de las condiciones reales de la locación. Luego con toda esa información hacer ver al equipo de dirección los pro y los contra de movilizar el equipo a Brasil. 

Durante veinticinco años de carrera he trabajado en producción en más de 1200 comerciales publicitarios, dos miniseries y tres largometrajes. Y cada uno de esos proyectos ha sido un desafío. Lo interesante de nuestro trabajo es justamente llevar adelante lo que otro piensa, prever las necesidades particulares de cada proyecto, analizar los problemas y adelantar las soluciones. Producción es el “arte” de combinar el universo de la ficción plasmado en el guión con el de la realidad vivificado en el set donde surgen los problemas concretos. Y es en ese preciso momento, cuando surge una traba que parece hacer tambalear el rodaje cuando, el equipo todo, necesita que “los de producción” mantengamos la cabeza fría y brindemos una solución creativa. 

Un buen Diseño de Producción le permite al proyecto obtener un ahorro de dinero, tiempo y recursos, y conseguir, en consecuencia, resultados exitosos. A la hora de sentarse a desglosar un guión, el responsable del Diseño de Producción debe pensar y prever las condiciones en que se le presenta ese proyecto y las necesidades para su viabilidad. 

Hacer un presupuesto es más que asignar un número a cada rubro. Eso suele suceder con frecuencia, personal administrativo o personal de producción más vinculado al área de las relaciones públicas que al área de la producción de campo se encarga de realizar los presupuestos. Ello conlleva a que asiduamente incurran en errores. Lo más habitual en un Productor inexperto es conformar un equipo técnico “económico”, es decir poco experimentado o poco profesional. No es más que un engaño. Un equipo de trabajo idóneo resolverá las situaciones complejas de filmación más rápido. El bagaje de experiencia le permitirá encontrar soluciones prácticas y creativas a ese problema que se presenta. Por el contrario un equipo más económico pero menos experimentado, probablemente frente a la traba que se presenta comience a titubear, no encuentre las soluciones de manera expeditiva y en consecuencia el rodaje se hará más extenso, correrán horas extras para actores, equipo técnico, camiones, catering, luces, etc. El aparente ahorro de dinero que se propuso al armar el equipo redunda en un presupuesto desfasado, malestar en el equipo de filmación, cansancio y muchas veces imposibilidad de concluir con el plan de rodaje debido a que se vence el tiempo con el que contamos para la locación o cambia la situación de luz en caso de ser un exterior, etc. 

Pero volvamos por un instante a pensar cuáles son las áreas de injerencia de Producción. Un Diseño de Producción incluye la realización de un presupuesto, la administración de los recursos económicos, la selección de las opciones más calificadas para filmar, la elección de escenarios y locaciones que luego se le presentarán como opción al equipo de Dirección; la selección del equipo técnico... Un buen Jefe de Producción posee la formación para desenvolverse en todas las etapas de una realización audiovisual, domina los medios instrumentales, está capacitado para resolver los requerimientos de las diversas áreas. Posee gran dominio de grupo logrando que las largas jornadas de rodaje se desarrollen en condiciones amenas y consiguiendo de esta manera reducir el estrés del equipo. Es observador e investigador tiene suficiente coraje para enfrenta los retos que se le presentan, pero es lo adecuadamente cauto como para prever las complicaciones que puedan presentarse, percibe los problemas de una manera más amplia y encuentra soluciones en los recursos disponibles. Un buen productor está siempre un paso adelante. 

Podemos entonces definir Producción como el área que administra de una manera creativa los recursos económicos y los recursos humanos para llevar adelante un determinado proyecto de manera exitosa. 

Considerando esta definición de autor, creo que se hace imprescindible formar a los futuros trabajadores del campo audiovisual en el Diseño de Producción, sea cual fuera el área de desempeño que elijan, pues les permitirá una visión más amplia del proyecto que encaren logrando nuevas vías de experimentación y haciendo que la realización se desenvuelva de una manera más natural y exitosa.

Vocabulario relacionado al artículo:

audiovisual . creatividad . proyecto .

La importancia de formar profesionales creativos en el Diseño de Producción para lograr proyectos audiovisuales exitosos fue publicado de la página 94 a página95 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXII

ver detalle e índice del libro