1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº X >
  4. La importancia de la educación visual

La importancia de la educación visual

Pombo, Mercedes [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº X

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº X

ISSN: 1668-1673

XVI Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación 2008.

Año IX, Vol. 10, Agosto 2008, Buenos Aires, Argentina. | 212 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

El siglo veinte explotó envuelto en imágenes. Tanto las vanguardias artísticas de las primeras décadas del siglo, como los nuevos medios de comunicación, marcaron la importancia de la imagen visual. Y junto con ellas, crecieron teorías y reflexiones acerca de la trascendencia que tienen en nuestra era estas imágenes como discursos. Estamos acostumbrados a disentir o aprobar distintos enfoques estéticos dentro de la historia del pensamiento occidental, a discutir, a razonar y analizar la imagen y la forma de pensarla y entenderla. Estamos acostumbrados a proponer grandes discursos estéticos, pero nos resulta difícil plantear la importancia que tiene la alfabetización visual en la juventud. Este sentido visual como proceso básico que adquirimos desde nuestros inicios en la vida, puede ser ampliado hasta convertirse en una herramienta imprescindible en la comunicación. Pero esto es un proceso, un constante desarrollo que debe ser adquirido por el joven con la misma profundidad con la que aprendió su idioma. 

Son infinitas las razones y los ejemplos que nos demuestran lo anclados que estamos a la imagen y la importancia que le brindamos a la experiencia visual como principal apoyo al conocimiento y a la realidad. Por tanto, la alfabetización visual resulta uno de principales pilares en la educación. Los métodos constructivos del aprendizaje visual resultan tan primordiales para el alumno como lo es la construcción gramatical. 

Es importante ser consciente de la trascendencia de las imágenes en nuestra sociedad, y poder entender que, como afirma Dondis, existe una sintaxis visual, ciertas líneas generales que son usadas para la construcción de composiciones. Se trata de un gran número de elementos posibles de ser usados y regulados en pos de mensajes claros. Esta misma sintaxis visual también puede ser entendida conscientemente por el espectador, sin necesidad de caer en la subjetividad extrema. Con respecto a este modo de analizar la imagen, Dondis denuncia que “el enjuiciamiento de lo que es factible, apropiado o efectivo en la comunicación visual se ha abandonado a favor de definiciones amorfas del gusto o de la evaluación subjetiva y autorreflexiva del emisor…”.1 

Sin olvidar la importancia de los condicionamientos culturales que generan un profundo control sobre nuestra manera de ver, los docentes debemos presentar aquellos ítems medianamente inmutables que al ser estudiados y analizados por los jóvenes pueden ser de gran ayuda a la hora de enfrentarse a las imágenes. 

Es común que la educación visual se confunda con la enseñanza de conocimientos y técnicas superfluas, sin prestarle atención al receptor, que es en última instancia el joven espectador que ansía abordar la imagen portando herramientas suficientes para entender y gozar de sus mensajes. 

Tomando algunos conceptos desarrollados por Arnheim es posible reflexionar sobre la importancia de lo visual en la transmisión del conocimiento. Para él, los sentidos permiten entender la realidad externa, pero no como meros instrumentos mecánicos, sino como instancias activas de la percepción, como puentes del pensamiento visual. La mente se enriquece mediante las percepciones sensoriales, que sirven para crear conocimiento. 

Frente a todos estos conceptos, queda claro que la función de cualquier lenguaje es expresarse y comprender lo que a través de él se trasmite, de modo que una educación que pretenda el desarrollo del lenguaje visual, debe contemplar al ser humano y su entorno, enfatizando su doble rol de receptor y emisor de mensajes visuales, y fundamentalmente ocuparse de desarrollar el saber ver (capacidad de recibir) y el saber hacer (capacidad de emitir). 

¿Y qué hay de la expresión artística?, instrumento principal en la dinámica de la percepción y el mensaje visual. Cada obra de arte parte de fenómenos visuales tales como la forma, el color, la luz, la profundidad espacial y el movimiento en pos de un significado que debe ser decodificado por el espectador. Toda forma visual tiene una capacidad para informar al observador respecto de sí mismo y su propio mundo, así como sobre otros lugares y tiempos. Pero también es cierto, como dice Berger, que toda imagen denota un modo de ver, tanto por parte del que la hace, como a través de la percepción de quien la recibe. Por eso, lo que sabemos y creemos afecta al modo en que vemos las cosas. El ejemplo más claro que presenta Berger es la postura que tomamos frente a una imagen catalogada como “obra de arte”, la cual se convierte ante nuestros ojos como un paradigma de belleza, gusto y verdad. Es importante ser concientes desde qué lugar aceptamos las imágenes, y de que manera nos condicionan ciertas reglas y parámetros. Para esto es fundamental reflexionar sobre el lenguaje visual, sobre el método visual concreto y sobre los mecanismos de manejos de poder que se generan a partir de estas imágenes. Tomar cada imagen como una apropiación de la realidad o como una mirada cultural que demuestra cierto poder en la transmisión de ideologías, es una forma de quebrar la ingenuidad y la ignorancia. Y es el trabajo del docente el tener la capacidad para despertar la crítica en el alumno. 

Nuestro mundo se estructura a partir de imágenes, y nuestra forma más inmediata para percibir lo que nos rodea es el visual. Se trata de una invasión continua a nuestra retina que nos hace entender, enriquecer, valorar y amar todo lo que siempre está pasando frente a nuestros ojos ¿No resulta fascinante poder decodificar y analizar sus múltiples sentidos, iluminando la estructura visual y sus implicancias?

Notas 

1 Dondis, Dondo. (1976). La sintaxis de la imagen Introducción al alfabeto visual. Barelona: G. Gilli, p.23


La importancia de la educación visual fue publicado de la página 92 a página93 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº X

ver detalle e índice del libro