1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXIV. >
  4. El desafío de las cuestiones teóricas. Cómo contribuir a la apropiación de un marco teórico

El desafío de las cuestiones teóricas. Cómo contribuir a la apropiación de un marco teórico

Domenech, Tamara [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXIV.

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXIV.

ISSN: 1668-1673

XVIII Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación 2010.

Año XI, Vol. 14, Agosto 2010, Buenos Aires, Argentina. | 210 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Como sabemos la materia Comunicación Oral y Escrita (COE) retoma contenidos de la asignatura Metodología de la Investigación, no sólo en los distintos trabajos prácticos sino también y fundamentalmente al momento de que los alumnos realicen el trabajo práctico final. Cuando se les pregunta a qué se denomina marco metodológico, suelen responder “son las entrevistas”, “las observaciones”, “las encuestas”. Si bien las respuestas no son completas en cuanto a la totalidad de las herramientas existentes para la realización de una investigación exploratoria ni a su conceptualización, por lo menos pueden nombrarlas.

Cuando se les pregunta a qué se denomina marco teórico la respuesta suele ser “son las informaciones que se utilizan para hacer la investigación”.

Y cuando se les repregunta cuáles son las informaciones a las que aluden, en líneas generales contestan “son las respuestas que nos dan los entrevistados, la información que sacamos de internet, los libros”.

Estas respuestas presentan distintos problemas, entre ellos, que los alumnos no puedan diferenciar un marco de otro para poder construir su propio punto de vista en relación al tema en cuestión; que supongan que el mismo sólo puede ser constituido a parir de la información que se baja de internet y por último que crean que el marco teórico sólo puede ser desarrollado a parir de un solo libro de referencia.

Estos signos sugieren que “lo teórico” es absolutamente simplificado.

Varios son los factores que contribuyen a esta situación, considero que el más importante es el relativo a las nuevas tecnologías.

En los ´90 la masificación de las fotocopiadoras, permitió el acceso a fuentes de información cuantiosas pero el riesgo que seguimos corriendo es perder referencias tan importantes como quién es el autor de lo que estamos leyendo, en qué momento histórico se escribió ese libro, cuáles son los temas tratados en el mismo en sus distintos capítulos, etc.

El problema con la fotocopiadora es que, en muchos casos, hace primar la cantidad por sobre la calidad en relación a cuáles son las condiciones de lecturas de esos textos.

A partir del año 2000, con la internet se accede con mucha facilidad a todo tipo de información, pero el brillo de esa velocidad, hace perder de vista preguntas relativas a quiénes son los autores de la información que bajamos; qué variedad de puntos de vista existen sobre determinado tema en la red; qué trayectoria tienen quienes las escriben; qué relación existe entre los materiales a los que accedemos y los que efectivamente encontramos en las bibliotecas reales, qué problemas se suscitan en este sentido.

Con la masificación de la red no sólo se prioriza la cantidad sino también la velocidad.

El problema es que una y otra primen por sobre el conocimiento.

Es tarea del docente que podamos plantear en el marco de la clase algunos de estos inconvenientes al tiempo de pensar estrategias que les permitan construir los cimientos de sus fundamentaciones.

De eso se trata, de que puedan pensar que el marco teórico en primer lugar señala que los temas interesantes para ellos, ya fueron pensados y conceptualizados por otros autores que los antecedieron (desde la teoría, la historia, la crítica, la ciencia); por otra parte y en relación con lo anterior que el tema que ellos investiguen para ser innovador no puede desconocer la tradición; en tercer lugar que para que sus trabajos, sus voces, sus proyecto sean creíbles tienen que estar fundamentados, y para ello tienen que empezar a registrar no sólo temas de interés, sino también distintos puntos de vista a partir de los cuales se tratan esos temas, como así también a sus autores.

Si no trabajamos sobre el marco teórico, corremos el riego de que la velocidad con su brillo embriagador borre las profundidades de las cosas.

Probablemente tengamos que transitar oscuridades pero que sean bienvenidas en pos de no ser superficiales con la profesión que cada estudiante haya elegido.

Quizá, ayude a tal fin, repensar la temática, el objeto de estudio del trabajo práctico final, a saber, “una historia de mi familia”, por otro que, por un lado, esté vinculado directamente con la carrera y por otro, permita cierta distancia a la hora de realizar el análisis correspondiente. Por citar sólo un ejemplo, les propuse construir el marco metodológico y teórico del siguiente tema “la relación del arte y las nuevas tecnologías”. Ellos eran los docentes y yo era la alumna.

Entonces, les pregunté qué herramientas metodológicas podía utilizar para indagar esta relación y contestaron “podes realizar entrevistas”, perfecto.

A quiénes, “a directores de museos y galerías reales y virtuales; a diseñadores de software; a artistas, al público”. Qué otra herramienta podría utilizar. “Podés hacer observaciones participantes y no participantes”. Sugerí, vamos a la Fundación Espacio Telefónica1 y miramos a ver qué pasa; vamos al centro cultural San Martín2 y hablamos con las personas que nos encontramos.

Qué tipo de fuentes documentales puedo consultar.

En este punto se confunden con el marco teórico, digo al pasar, que podríamos ver qué documentos tiene la Fundación Espigas3 sobre las muestras que se llevaron a cabo en Bs. As. sobre arte y nuevas tecnologías.

Y por último qué libros podría leer y por suerte ahí sí contestaron, uno sobre historia del arte, algún ensayo, otro sobre teoría.

Creo que por aquí podemos ir.

Pensando otros temas y trabajando para que logren identificar y seleccionar materiales, virtuales y reales; que puedan enriquecer los mismos, ya sea consultando distintas voces sobre un mismo tema o distintos modos de concebir esos temas a lo largo de la historia; que puedan leer y apropiarse de los contenidos y que piensen que de esta manera van a poder ir construyendo su punto de vista.

Esa mirada personal sobre el mundo, el arte, la familia, el diseño, o el tema que se trate es un proceso en el que hay que leer, escuchar y pensar.

Sería una lástima que la velocidad y la cantidad simplificaran el aura que tiene cada uno para proyectar en el mundo.

Notas

1 “El Espacio Fundación Telefónica fue inaugurado el 20 de noviembre de 2003, con la misión de estimular el encuentro, la reflexión y el intercambio entre los distintos sectores de la cultura, apoyando la investigación, la producción y la difusión de proyectos culturales en general y de aquellos vinculados con tecnología en particular. El Espacio Fundación Telefónica, además de ser un espacio cultural, tiene un valor agregado que lo distingue de las propuestas culturales de la Ciudad de Buenos Aires: en él confluyen y se articulan la educación, el arte y la tecnología.

Aquí se dan cita programas de exposiciones, actividades educativas y de extensión cultural. El Espacio cuenta a su vez con una mediateca, un laboratorio multimedia y una sala de videoconferencias.

Asimismo, es sede de diversas actividades que se desarrollan en las áreas de Promoción Social, Educación, Telemedicina y Discapacidad de la Fundación Telefónica”.

2 El nuevo paradigma del centro cultural es el siguiente: “a la oferta cultural tradicional del Centro (cursos y talleres, ferias y congresos, teatro, cine, música, artes visuales, danza, etc.) se lo transformará en el primer espacio oficial orientado a promover las nuevas tendencias, el desarrollo del arte y la cultura multimedia y el uso creativo de las nuevas tecnologías”.

3 Los objetivos de la Fundación Espigas son: preservar, conservar, archivar y difundir documentación variada referida a la historia de las artes plásticas en la Argentina, el arte argentino en el mundo y arte internacional relacionado con el país. Diseñar, sostener e incrementar la Base de Datos Espiga para hacer accesible al público usuario el material documental existente en la institución.

Brindar servicio de consulta a historiadores, críticos, periodistas, investigadores, casas de remates, galerías, anticuarios, coleccionistas, estudiantes especializados, instituciones culturales estatales y privadas y a público en general.

Conectar la información y la documentación obtenidas con las de otros centros nacionales e internacionales dedicados al tema en el campo del arte argentino y latinoamericano y participar activamente en la creación de redes informáticas con instituciones similares.

Promover líneas editoriales a partir de la documentación conservada con fines de difusión y para contribuir a la producción de nuevos conocimientos sobre el campo artístico local y regional.

Contribuir con donaciones e intercambios de material bibliográfico y documental con otras instituciones nacionales e internacionales”.

Vocabulario relacionado al artículo:

herramienta . investigación .

El desafío de las cuestiones teóricas. Cómo contribuir a la apropiación de un marco teórico fue publicado de la página 59 a página61 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXIV.

ver detalle e índice del libro