1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVI >
  4. La ética da dividendos

La ética da dividendos

Papini, Carlos [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVI

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVI

ISSN: 1668-1673

XIX Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación 2011

Año XII, Vol. 16, Agosto 2011, Buenos Aires, Argentina | 200 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

Los constantes escándalos en la vida política y en el mundo de los negocios que nos invaden a través de diarios, canales de noticias y comentarios privados ponen el foco en la importancia de la ética en la vida personal, diaria, social y laboral.  Las consecuencias son nefastas y requieren de nuestro compromiso como profesores universitarios.

Palabras claves: ética – política – negocios – social – laboral – consecuencias – compromiso – universidad.

Los constantes escándalos en la vida política y en el mundo de los negocios que nos invaden a través de diarios, canales de noticias y comentarios privados ponen el foco en la importancia de la ética en la vida personal, diaria, social y laboral.

En nuestro país la percepción de la corrupción de acuerdo a diversos índices internacionales recientemente publicados muestran que es un problema muy importante con un costo muy difícil de medir. Si le agregamos a nuestra perspectiva doméstica los casos paradigmáticos a nivel internacional de empresas multinacionales como Enron, Siemens, Parmalat y más recientemente la utilización del Esquema Ponzi por Bernard Madoff, vemos fallas profundas y generalizadas en las personas, sistemas y organismos que deberían desempeñar la lucha contra la corrupción. Las consecuencias para el valor de las compañías, los directores, los ciudadanos y la sociedad en general han sido de gran impacto quedando al descubierto que las estrategias desarrolladas y los planes implementados no son válidos.

En este punto es cuando analizamos que ocuparnos “después” del tema, así como lo hacemos con la seguridad, sólo nos limita a trabajar sobre las consecuencias, sobre el escándalo y no sobre las causas. Aquí es donde podemos comenzar, a través de nuestra responsabilidad como formadores, a plantear posiciones y soluciones en el contexto académico adecuado, basándonos en un sistema de ética a incluir en los programas de enseñanza. Creo que con dar la materia durante un cuatrimestre, si bien es necesario no es suficiente, y los que estamos en temas relacionados con Dirección y Negocios podemos a través del análisis de casos y nuestra propia experiencia, transmitir contenidos por los que la Argentina pueda avanzar en la búsqueda de mayor transparencia, mejora en el cumplimiento de normas y procedimientos y como objetivo primario, dar mayor lugar al control ciudadano. Finalmente compartir que empresas y paí- ses que no siguen este camino pagan costos altísimos. La ética da dividendos.

¿Qué deberíamos transmitir? Que la ética incluye obligaciones y derechos para todos pero también valores, aspiraciones que deben ser traducidos en prácticas diarias de vida, deseables y que no necesariamente son iguales para todas las organizaciones e individuos. Mientras que lo primero significa un estándar mínimo, obligatorio, como no pagar sobornos, no mentir en una declaración de impuestos o no copiarse en un examen, lo segundo, de límites no tan claros, incluye actuar en forma justa, ser confiable en todos los ámbitos de actuación, respetar la dignidad de los demás, respetar el medioambiente y ser transparentes. También deberíamos preparar a nuestros alumnos a tomar decisiones éticas, a resistir las presiones directas e indirectas de olvidarnos de nuestra integridad por alcanzar objetivos desafiantes en contextos complejos, que generalmente son retribuidos a su vez con jugosas recompensas. En resumen, a evitar largas reflexiones filosóficas carentes de realidad práctica y aplicable.

¿Adónde apuntamos colocando a la ética en una posición relevante en la enseñanza universitaria y de posgrados/maestrías?

A incluir dentro de las estrategias de negocios no sólo el cumplimiento de leyes y normas sino una “estrategia de cumplimiento por convicción”. Transmitir que hacer lo mínimo imprescindible no es suficiente. Como tampoco lo es dar vuelta la cara para no ver si tercerizamos operaciones donde no cuentan con la mínima protección laboral, por ejemplo. Que sólo evitar el castigo legal o del entorno no es suficiente como tampoco lo es si maximizamos nuestro beneficio personal a cualquier costo. El permanente corto plazo, en el cual nuestros gobernantes nos posicionan constantemente, trae más problemas que soluciones, y no brinda respuestas efectivas a la mejora en los índices de corrupción.

De esta forma, la articulación de un “sistema ético” es un concepto que debe guiar al individuo, ayudar a fortalecer principios y conductas, creando entornos que apoyen en su conjunto comportamientos con valores éticos y fomenten un sentido de la responsabilidad social.

Debemos transmitir que tener una actuación irreprochable, vivir la ética en la organización en forma totalmente voluntaria y no por miedo a los castigos dará cumplimiento al objetivo de su perdurabilidad en el tiempo y tenderá al aumento de la motivación y la cooperación grupal.

¿Qué temas debemos incluir en nuestra enseñanza?

- Que el ejemplo desde arriba, vale mucho más que cien palabras. 

- Incluir análisis de casos con transgresiones éticas, su costo para los empleados y directores, la caída del valor accionario y consecuentemente la creciente pérdida de compromiso de la sociedad. 

- Responder adecuadamente preguntas y debates que se planteen en el terreno ético, aclarando eventuales dudas, y reafirmando los valores de una conducta irreprochable. 

- Informar sobre casos nuevos que se presenten y discutir posibles soluciones en un marco de integridad personal y social. 

- Generar en los claustros una cultura de transparencia que se vuelque más adelante a la vida profesional.  

Debemos plantear la antinomia “Maquiavelo vs. Aristóteles”, o “Poder vs. Virtud” y llegar a un equilibrio lógico para nuestra sociedad. La universidad puede contribuir.

Abstract: The constant scandals in the world of politics and business that invade us through newspapers, television channels and private comments focuses in the importance of the ethics both in personal and work life. The consequences are ominous and require of our commitment like university professors. 

Key words: ethics – politics – businesses – social – labor – consequences – commitment – university.

Resumo: Os constantes escândalos na vida política e no mundo dos negócios que nos invadem através de jornais, canais de notícias e comentários privados põem o foco na importância da ética na vida pessoal, diária, social e activa. 

As conseqüências são terríveis e requerem de nosso compromisso como professores universitários.

Palavras chave: ética – política – negócios – social – trabalho – conseqüências – compromisso.

(*) Carlos Papini. Ingeniero Químico (UTN). Posgrado Ejecutivo en Dirección y Negocios (I.A.E., Universidad Austral) 

Vocabulario relacionado al artículo:

ética . negocio . política .

La ética da dividendos fue publicado de la página 25 a página26 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVI

ver detalle e índice del libro