1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº VIII >
  4. Moda ¿Todo está creado?

Moda ¿Todo está creado?

Charo, Patricia [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº VIII

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº VIII

ISSN: 1668-1673

XV Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación 2007: "Experiencias y Propuestas en la Construcción del Estilo Pedagógico en Diseño y Comunicación"

Año VIII, Vol. 8, Febrero 2007, Buenos Aires, Argentina. | 353 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

“Moda es nada mas y nada menos que el estilo que prevalece, el más popular, en un determinado momento.” En el diccionario de sinónimos dice: moda: uso, modo, modalidad, costumbre, usanza, práctica, novedad, actualidad, conducta, manía, hábito, estilo, rutina, manera, forma, boceto, modelo primero, talles corte costura, etc.

El esfuerzo por seguir “los cambios de la moda”, en todos los niveles sociales, culturales o económicos indica su impacto en el comportamiento humano.

Para Oscar Wilde, “Moda es un forma de fealdad tan intolerable, que la tenemos que cambiar cada seis meses.” Para Ambrose Bièrce, “la moda es un déspota a quien todo sabio ridiculiza... y obedece.”

Henry Thoreau, a su vez, afirma que “cada generación se ríe de la vieja moda pero sigue religiosamente la nueva.” Shakespeare sostuvo que “la moda gasta la ropa más rápidamente que el hombre.”

El término moda implica tres conceptos:

• Estilo características o imagen de una ropa o accesorio, mueble, etc.

• Cambio (Karl Lagerfeld opina: “Lo que me gusta de la moda es el cambio, que lo que hoy hacemos mañana puede ser despreciable, pero tenemos que aceptarlo porque estamos en la moda”

• Aceptación (Lagerfeld: “No hay moda si nadie la compra”).

Cuando se habla de moda, se sugiere un mundo de fantasía (de diseñadores, modelos, ropa inaccesible), irreal y lleno de ilusiones intangibles. Moda es el reflejo y la expresión estética de una sociedad y sus valores. Si la moda es un continuo cambio y ese trayecto requiere de una aceptación..¿qué rol desempeñan los diseñadores para pertenecer en él y no agotarse en el tiempo? ¿Cómo poder crear moda y quedarse detrás de las tendencias? Estas son algunas preguntas que estudiantes se hacen al comenzar la carrera de diseño.

Las respuestas estan en su camino de creaciones y confianza en ellos mismo sobre todo, la primera impresión al iniciar los estudios son: el fuerte deseo de expresión y comunicación de sus ideas, pero no saben cómo. Con el tiempo maduran y afinan el lenguaje para dar con precisión al público marcado o segmentado con el cual quieren llegar. Luego llega la etapa en la cual se desafían y demuestran su confianza interior a la hora de los trabajos finales, donde unen todos los conceptos de todas las áreas o materias de la carrera. Es ahí, donde vencen los miedos y ven que no todo esta creado y agotado… siempre se puede hacer algo más que lo anterior y el instinto nato de los humanos por superarse sale en cada uno.

Vivimos en tiempos de continuos cambios, basados sobre todo a nivel tecnológicos, que modifican las formas de comunicación, de expresión corporal, de tiempos biológicos y hasta de estructuras sociales. Todos ellos hacen nuestra forma de vida y crean una sociedad, ya que no somos seres aislados a los factores que nos rodean, que dan como resultado una diversidad de segmentos. Estos son agrupados de alguna forma por estilos, pensamientos, forma de vida, valores o algo en común que los identifique.

Todo diseñador esta capacitado para dar una respuesta creativa ante un obstáculo de la realidad cotidiana, es decir, siempre hay una respuesta simple con aire nuevo para ser escuchada.

Ante la moda de nuestros días que no hay restricciones. Producto de moda, es todo aquel que se torna muy popular y es buscado por un sector de la sociedad o por toda ella, durante un período largo o corto, en un lugar. Es todo producto establecido y adoptado, que prevalece sobre los otros de la misma especie, en las preferencias y decisión de compra de los consumidores.

Hay muchas razones por la cual me niego a pensar que en la moda todo ya esta creado..¿Por qué? Muy simple… si pensamos que cada sector o segmento de consumidores busca o requiere algo que los satisfaga y a su vez cada individuo de ese mismo sector es un ser único con aspiraciones y pensamientos individuales, no podría pensar que se agotaron las ideas. Porque habrá tantas inquietudes como respuestas y eso quiere decir, que para cada necesidad una solución.

Tratar de tener la mente abierta para aceptar nuevas propuestas es una regla indispensable para que las frases “eso no se puede” o “es imposible de resolver” o la más conocida “no dan los tiempos” no entorpezcan los procesos creativos y no saboteen los resultados.

En la industria de la indumentaria, cuando un estilo se vuelve popular y despierta el deseo de poseerlo. Ese fenómeno convierte un estilo en moda. Muchas firmas y diseñadores lo aprovechan, lo interpretan, lo copian, le dan un toque personal, basados en ese estilo, y así se construye red de códigos.

La relación existente entre las variables moda y estilo, es una relación unilateral. La moda se basa en un estilo. El estilo no se basa en una moda. Solamente cuando logra aceptación de gran cantidad de público, el estilo se convierte en moda. Cuando sucede la explosión que se encuentran en todos los rincones, en vidrieras, en personas, en paquetes de regalo, hasta que llegan en las liquidaciones y dejaron de ser una moda. Sin embargo, no dejan de ser un estilo y de tener permanencia. La moda pasa, pero deja huellas para ser reeditada con otros formatos, esto quiere decir, que en todo proceso de cambio se mezclan los íconos que marcaron tendencias anteriores con nuevas propuestas y dan como resultado otra marca en la historia.

No podemos dejar de ver que la ropa simboliza logros y satisfacción de necesidades. En cuanto a las necesidades fisiológicas esta la básica del cubrir al cuerpo para abrigarlo y contenerlo, como tambien a la hora de seleccionar el atuendo adecuado para cada actividad.

En cuanto a las necesidades sociales la moda tiene mucha fuerza de permanencia, la identidad social, dónde nos ubicamos y el grupo de aspiración. Al valorar al otro por su atuendo o invertir grandes sumas de dinero por un buen vestir, demuestra ciertos intereses estrictamente sociales de nuestra cultura. Todos son valores simbólicos para cada consumidor y de estos valores se aprovechan las publicidades para mostrar y vender la ropa para cada segmento.

La moda es comunicadora de identidad. Si un grupo se identifica con la vida natural, conscientemente o no su indumentaria refleja su pensamiento.

Por ello es muy importante creer que no todo esta creado o echo, que nada más se puede inventar, crear o coordinar. Siempre hay desarrollo y nuevas tecnologías, en eso se basa la raza humana, en mejorar y optimizar los recursos.

Al investigar el curso de los hilos y como se entrelazan entre si, en los géneros que tenemos en nuestro alrededor y nos acompañan en lo cotidiano, como fibras naturales tan nobles nos visten, como un tejido liviano tecnológicamente desarrollado nos da abrigo por su composición de micro fibras o como un paño de semitransparente nos da intimidad ante una ventana. Cosas tan cotidianas a simple vista, no nos damos cuenta el desarrollo que trae consigo.

De esta forma de ver las estructuras de las telas nace las ideas de seguir innovando y diseñando para poder dar nuevas texturas y sensaciones a nuestro alrededor. Como tambien resolver necesidades a la hora de vestir cuerpos para cada ocasión y razón social no es una tarea fácil, pero lo más importante es que se logra exitosamente gracias a la intervención de los diseñadores que no se dan por vencidos! Estas palabras son para dar aliento a los estudiantes de diseño de indumentaria que se escudan en la frase “qué más queda por hacer y salir victorioso”, siempre hay respuestas ingeniosas a todos los problemas que se presentan, todo depende a la soltura de la creatividad que se permitan. Recordar que para la creación no hay límites, solo la sociedad pone las reglas y en ellas nos basamos para contenernos y movernos.


Moda ¿Todo está creado? fue publicado de la página 65 a página66 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº VIII

ver detalle e índice del libro