1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXV >
  4. Reconocimiento a Estudiantes.

Reconocimiento a Estudiantes.

Pérez Larrea, José Luis [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXV

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXV

ISSN: 1668-1673

Año XVI, Vol. 25, Agosto 2015, Buenos Aires, Argentina | 230 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

El presente texto recopila las palabras dirigidas a los estudiantes en las entregas de premios que se realizaron durante el año 2013. Los discursos describen el proyecto pedagógico de la Facultad de Diseño y Comunicación y el reconocimiento que la misma otorga a sus estudiantes. Palabras clave: discurso – proyecto pedagógico - premios“…Uno de nuestros grandes atributos como personases la capacidad de decición…”“Sin duda, uno de nuestros grandes atributos como personas, es la capacidad de decisión. Decisiones que tomamos día a día, que van desde simples acciones cotidianas hasta otras más complejas, ya que involucran cuestiones que nos acompañarán muchos años de nuestras vidas. Así elegimos qué hacer, cuál será nuestra profesión; la respuesta a la pregunta: ¿qué hace?; ¿a qué se dedica?... Decisión no siempre fácil, que a veces tomamos solos, con mucha seguridad y otras necesitamos de nuestra familia y amigos que nos den su opinión y apoyo. Un día, no dudamos y nos lanzamos a la experiencia de comenzar ese viaje de formación hasta convertirnos en los profesionales que soñamos ser. Creo que en ese camino y toda nuestra vida, debemos recordar que amamos lo que hacemos porque lo elegimos y somos unos privilegiados por poder hacer de esto, nuestro modo de vida. Ese camino se construye lenta y responsablemente. Esto es parte del esfuerzo, trabajo y pasión que se ofrece. Pertenecer a esta Universidad que quiere acompañar a los estudiantes, es incentivar su competitividad, iniciativa e innovación. Potencialidades que serán fundamentales en el ejercicio profesional. Es necesario tener una sana actitud de trabajo donde se nos permita cuestionarnos y reflexionar sobre lo que hacemos, saber escuchar a nuestros colegas, a nuestros clientes o jefes y también, a nuestros compañeros de clase y docentes, y que esa escucha nos ayude a tomar las mejores decisiones. En esta profesión que elegimos, la de ser “Productores de Eventos” y entendiendo nuestro accionar como una herramienta de comunicación, no podemos olvidar la responsabilidad que tenemos con nuestra sociedad, por eso es importante que trabajemos en ser profesionales responsables e íntegros, aportando desde nuestro lugar, -ya sea que trabajemos en el sector público o privado, en empresas o grandes corporaciones o seamos independientes-, nuestro granito de arena para la construcción de un mundo mejor y más justo. Los Productores de Eventos somos artífices de otorgar a la gente, (gracias a nuestro trabajo, ya sea que realicemos la producción de una bienal de arte u organicemos una boda o planeemos un work day), un momento único e irrepetible, esto es invalorable, esa es nuestra magia. Se premia el trabajo que realizó un equipo, un grupo, no un individuo en soledad. Este trabajo en grupo es una de las experiencias más ricas y difíciles que tiene el proceso de producción de un evento, poder trabajar en pos de un objetivo común y dejar de lado nuestros intereses individuales. Lo han logrado, y deben seguir haciéndolo, sabiendo aprovechar las oportunidades y desafíos que este mercado les ofrece. Un mercado que a su vez se vuelve cada vez más competitivo, por lo cual es importante no dejar de formarse, seguir aprendiendo, planteándose objetivos nuevos y superadores. El estudiante tiene todo por delante para hacer aquello que desee. No hay que perder la alegría, animarse a arriesgar y no olvidarse del trabajo diario, ese accionar, consecuente y metódico y el mayor desafío de acompañar, trabajo con creatividad. Como decía Picasso, quien resumió muy bien esta dualidad diciendo: “Cuando llegue la inspiración, que me encuentre trabajando” 

- Palabras de la profesora Patricia Marcela Moreira con motivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Eventos Palermo el 20-3-12.

“…Los invito a seguir trabajando, a seguir filmando ya seguir soñando…”“Francois Truffaut era un amante del cine. Empezó viendo películas y lo hacía casi a diario en la Cinemateca. Quizás los docentes de asignaturas afines al cine, insistimos demasiado con que nuestros estudiantes vean películas. Pero es la única verdad: a nosotros, (los audiovisuales), no nos sirven los libros sino la imagen en movimiento. Y las películas de Truffaut, así como las películas de la Nouvelle Vague, hablan del amor por el cine, el amor por lo que hacen. Dice Truffaut: “No hago mis películas pensando en un público intelectual; son películas para todo el mundo”. Y “Los 400 golpes”, “Jules et Jim”, “La noche americana”, son películas que interesan por los sentimientos puestos en ellas, porque apelan a las emociones y a la efectividad, muy lejos de los golpes bajos o las pretensiones intelectualoides. Por eso les digo a mis estudiantes, vean cine, mucho cine. Hagan, porque en el hacer es cuando comienza a cobrar sentido eso que pensamos, no le teman al error, porque, como también dice Truffaut, “(…) hay películas excelentes que poseen errores técnicos y películas técnicamente muy bien realizadas, pero de un vacío y una sequía interiores que da pena”. Lo más importante es la inspiración, las ganas de decir algo, lo demás son nimiedades. Muchos trabajos premiados de la entrega de esta noche seguramente valorarán la experiencia (la experimentación) por sobre el acierto o el error. Porque quien no hace no aprende. Truffaut dice ser un activista. Y hacia allí apuntamos. A no dejar de hacer. Aunque no obtengamos la nota que creemos merecer. Aunque no recibamos el subsidio necesario para nuestro proyecto. Aunque el universo conspire en contra nuestro en la preproducción, en el rodaje o en la postproducción de nuestra película… No nos detengamos. Quieren derrumbar el Gaumont. Quieren tirar abajo el lugar en el cual muchísimos de nuestros sueños comenzaron a nacer. Tratemos de impedirlo, porque un cine que se muere, una sala que se cierra, es un sueño, una docena de sueños que no se llegan a cumplir.”

Palabras del profesor Nicolás Sorrivas con motivo dela entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Creación Audiovisual el 24-4-12.

“¡Sigamos aprendiendo juntos!”Cuando me senté frente a la computadora para escribir estas palabras, pensé; quiero decirlo desde el corazón, no los típicos clichés envasados para estas ocasiones y recordé muchos momentos vividos con los alumnos. Desde el primer día formamos un equipo de trabajo donde cada uno presenta sus expectativas, ilusiones, ganas e intereses. El primer interés de cada miembro del equipo es el aprendizaje, es una sana intención, los alumnos quieren aprender y nosotros les queremos enseñar; el tema es cómo cada uno construye su aprendizaje y el docente acompaña en este proceso. Este es el gran desafío de la enseñanza, con el que nos enfrentamos todos cada clase. Hemos pasado por diferentes momentos, donde vivimos todas las sensaciones y sentimientos que esta tarea conjunta puede provocar: alegría, incertidumbre, ánimo positivo y hasta tristeza…entre otras. • Alegría: cuando vimos que la creatividad es un ejercicio diario y personal, y da unos frutos maravillosos. • Incertidumbre: ¿llegaremos con todo a la fecha del desfile? • Animo positivo: cuando vimos la evolución clase a clase de cada propuesta de diseño. • Tristeza: cuando las ideas se materializaban y algo fallaba en la realización. Puedo decirles que la que aprendió mucho fui yo, ver cómo le ponían ganas y volvían a intentarlo después de un: -“aún no lograste el objetivo, volvé a proponerlo”. Cómo agradecían un… ¡dale: vos podés! o un ¡das para más! o un ¡vas a hacer historia con este diseño! Por sobre todas las cosas, mencionar con qué ahínco intentan salir de la mediocridad que abunda en la sociedad actual, esa sociedad que los llena de ejemplos de que el éxito no requiere de esfuerzo y dedicación y sólo hay que hacer las cosas para zafar, son cosas fáciles y mal hechas. Los alumnos son nuestros sucesores y con orgullo les digo que todo lo que han hecho en la cursada, que no es solo diseñar, sino también convivir con respeto, actitud proactiva y alegría, hace que sean merecedores de estos premios.

- Palabras de la profesora Claudia Barbera con motivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Moda Palermo el 2-5-12.

“…Moda en Palermo es un programa que incentiva aperseguir sueños…”Es un orgullo para mí formar parte de este importante y maravilloso Proyecto. Moda en Palermo es marca registrada en nuestra Facultad de Diseño y Comunicación. Un ciclo de desfiles, video instalaciones y muestras que congrega a las diversas cátedras de diseño de las carreras de Diseño de Moda y Producción de Moda. Año a año, las propuestas se van superando y las experiencias vividas en cada desfile van aportando cada vez más al proceso de aprendizaje. Las diversas presentaciones que tomaron lugar en noviembre pasado son el resultado de la gran cantidad de proyectos creativos que se gestan dentro del marco de las asignaturas de diseño, cursadas cada cuatrimestre y que constituyen el resultado de un proceso integrador de las habilidades creativas, técnicas, expresivas y metodológicas. La posibilidad de llevar el mundo de las ideas al campo de lo posible, es parte de la metodología propuesta en nuestra facultad. El proceso de aprendizaje de los estudiantes no finaliza en el aula, sino que toma cuerpo y puede vivenciarse en el ciclo Moda en Palermo con la exhibición y puesta en escena de una propuesta multidisciplinaria. Moda en Palermo es hacer diseño y parte sustancial de un programa pedagógico pensado en continuar creando condiciones que estimulen la creatividad y predispongan ámbitos para la innovación y la experimentación en el desarrollo de la labor de los estudiantes. Moda en Palermo permite transformar la teoría en práctica. Es un programa que incentiva a explorar, cultivar y desarrollar intuiciones, a conceptualizar y argumentar propuestas, a perseguir sueños, a materializar ideas, a concretar proyectos. Moda en Palermo sintetiza inquietudes, búsquedas personales y las capacidades creativas de nuestros futuros profesionales del diseño en la manifestación concreta de un resultado de calidad tangible y visualizable. Se entregan los premios a las mejores propuestas de cada una de las cátedras participantes en Moda en Palermo, edición noviembre 2011. Todas las cátedras, todos los desfiles y el detrás de escena están en nuestro nuevo Canal MODA DC en YouTube. Como cada cuatrimestre, desde Junio 2010, compartimos a través del canal 2.0, las producciones de nuestros estudiantes que se registran en los desfiles de Moda en Palermo. Cuarenta cátedras exhiben sus proyectos. Moda en Palermo Noviembre 2011 registra la creación de todo un cuatrimestre de trabajo en videos de alta calidad realizados y producidos integralmente por Canal DC | Palermo TV; y en este nuevo canal, MODA DC, se busca dar difusión a la gran calidad de trabajos que se gestan en nuestra Facultad. En MODA DC podrán fácilmente encontrar todos los videos de Moda en Palermo Noviembre 2011 organizados por fechas y por cátedras. Además, podrán ver los desfiles de cuatrimestres anteriores como Moda en Palermo 1, Moda en Palermo 2 y Moda en Palermo 3. Estamos en las redes sociales porque queremos compartir con ustedes, con sus familiares y amigos, con sus colegas y con profesionales de la moda y el diseño, lo que están haciendo en el aula. Videos, fotos, notas, eventos y todas las novedades en torno al diseño, producción y marketing de la moda, todo está ahí.”

- Palabras de la profesora Eugenia Aryan con motivo dela entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Moda Palermo el 2-5-12.

“…El mundo de la creación en Entornos Digitales esfascinante, amplio, desafiante, muy dinámico…” “Se premia a aquellos estudiantes que durante el último cuatrimestre 2011 se destacaron en la creación y solución de diseño de sus trabajos parciales y trabajo práctico final. Este reconocimiento involucra la tarea del aprendizaje, pero también del esfuerzo, del tiempo destinado al proceso que implica crear, y a la suma de los intentos que llevan a la autosuperación, ya que no siempre la primera búsqueda de comprensión y creación en una asignatura puede ser exitosa, y como en la vida tenemos oportunidad de reintentar para tener un mejor desempeño, y demostrarnos que podemos hacerlo y muy bien. Creo importante hacer un alto en el camino, como si se tratara de una parada, de las tantas paradas que llevan los distintos caminos que se emprenden, en la que no sólo podamos reunirnos por este merecido reconocimiento sino también a pensar y reflexionar sobre él, disfrutarlo, pensar en los logros, pero también en los nuevos desafíos. Una frase de Eduardo Galeano dice: “La utopía está en el horizonte. Camino dos pasos, ella se aleja dos pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá.” Cuando leemos esta frase, podemos pensar que la “utopía” se comporta de un modo caprichoso, molesto, fastidioso, que se plantea como algo inalcanzable, difícil, seriamente alejado de las propias posibilidades. Sin embargo, si lo pensamos un poco mejor, también podemos argumentar que la utopía es una suma de acontecimientos, que vamos delineando y construyendo día a día para arribar al lugar ansiado de la meta. Siguiendo el pensamiento de Galeano, él concluye diciendo: “¿Entonces para qué sirve la utopía? Para eso sirve, para caminar.” Creo que los reconocimientos en la vida, son una parada, un stop, y en este caso particular en el mundo de la propia carrera, y en la universidad, se plantean en el ámbito de las utopías. Cuando se comienza una carrera universitaria, cuando se define el espacio de lo que se “ansía ser” en todos los planos de la vida, se piensa en ese territorio de la utopía, que en un comienzo se nos hace inalcanzable, y hasta muy lejano. Sin embargo cada uno de los estudiantes que es reconocido está caminando el camino de las propias metas, de las propias ganas, intereses y sueños, que son parte de la visualización de ese personalísimo mundo de la utopía propia, ese campo que parte del universo mental, pero que se convierte en acción con el hacer diario, y en una realidad con cada parada que hacemos en el camino. Cada una de estas paradas se constituyen en el momento en que la “utopía” nos permite darnos cuenta que estamos en movimiento, caminando, creando, haciendo, soñando; y que ella se está haciendo realidad de a poco, paso a paso. Pero también ésta certeza, es la que nos hace saber que ella, (la utopía), se correrá hacia adelante, para dar paso a un horizonte mayor, en la amplificación de las nuevas posibilidades y opciones del futuro. Los estudiantes reconocidos están embarcados en un tipo de carreras que cruzan la creación, el diseño, y la tecnología digital. Sabemos que es un mundo especialmente inquietante que se encuentra en constante evolución, desde los aspectos creativos, culturales y de diseño, pero también y específicamente desde el punto de vista de sus variables, que son las tecnologías digitales; y que nos tienen a todos muy involucrados desde los distintos lugares de la acción en la que nos toca desenvolvernos. El mundo de la creación en Entornos Digitales es fascinante, amplio, desafiante, muy dinámico, donde la Facultad de Diseño y Comunicación trabaja para que los estudiantes adquieran herramientas de valoración de la autenticidad, versus la interferencia, es decir la adquisición de criterios de pensamiento de diseño, conceptualización y argumentación creativodigital. Es importante que cada estudiante, disfrute el espacio de reconocimiento individual de su desempeño en la asignatura y en la carrera, se sienta fuerte y merecedor; pero también busque algún momento de silencio personal y de reflexión para posicionarse dentro del mundo de su propia utopía, hacia el lugar de sus próximos pasos, para redefinir en el sentido de Galeano, cuáles son sus nuevos desafíos, sus próximas búsquedas, para seguir en el camino, hacia la conquista de la propia meta.

- Palabras de la profesora Daniela Di Bella con motivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Entornos Digitales el 10-5-12.

“…El relacionista público es el hexágono de las comunicaciones…”Si tuviese que elegir una forma geométrica para designar al profesional de Relaciones Públicas, sin duda sería el hexágono. El relacionista público es el hexágono de las comunicaciones. Un profesional con múltiples aptitudes que le permiten dialogar en el mismo idioma con actores de diversas disciplinas. Un comunicador capacitado para pararse sólidamente sobre cualquiera de sus seis caras: publicidad, marketing, diseño, periodismo, recursos humanos y sociología. Estudiar relaciones públicas es prepararse, por sobre todas las cosas, para ser un meta-comunicador, es decir un comunicador de comunicaciones. Un profesional con la habilidad de ser el hilo conductor en equipos multidisciplinares y aportar una visión general y de gran alcance. Un relacionista público es una persona con una gran habilidad –pero por sobre todo con una gran capacitación-, para detectar todas aquellas circunstancias que comunican y explotarlas al máximo. Sabe que no sólo comunica una publicidad altamente creativa, una estrategia de marketing bien diagramada o una gacetilla de prensa perfectamente escrita. Es en vano, a veces, que todo eso esté realizado profesionalmente, si la telefonista no atiende amablemente o el responsable de servicio posventa maltrata al cliente cuando llama molesto por algo. El valor diferencial de la profesión está en la capacidad de reflexionar y operar sobre estos actos que parecen insignificantes, pero que comunican enormemente y que tienen una importancia única en la conformación de la imagen de una organización. Un relacionista pú- blico sabe -más que ninguna otra de las profesiones del área de comunicación- el lugar estratégico que tienen el sinnúmero de acciones que se suceden en la vida de las personas, organizaciones y estados. A pesar de lo dicho, y como todas las profesiones tienen su estigma, a veces se vincula a las relaciones públicas con actividades superficiales. Sin embargo las tareas que en general realiza son de enorme visibilidad y gran impacto social. Fueron profesionales del área quienes aconsejaron y salvaron muchos mandatos presidenciales, dirigieron acciones de prensa en situaciones de crisis (como la de los Mineros de Atacama) o ayudaron a personajes famosos a cambiar su imagen. Estudiar Relaciones Públicas en Palermo es estar entrenado para realizar funciones de gran responsabilidad y para desarrollar con innovación y con capacidad creativa una visión holística de la profesión. El estratega de marketing Michael Porter decía: “ser todo para todos es una receta para la mediocridad”. Sepan quienes estudian y han elegido este campo que se convertirán en profesionales altamente versátiles, y que tendrán la obligación de encontrar su propio perfil dentro de una profesión que ofrece un sinnúmero de actividades: comunicación interna, prensa, asesoría de imagen, ceremonial y protocolo, lobby, tareas de responsabilidad social, organización de eventos, entre otras. Más allá de cualquier formalidad, para ser un buen profesional necesitarán tener un alto grado de empatía con el otro y con el entorno, avidez por el conocimiento para poder caminar sobre terreno firme, capacidad de estar alerta y adelantarse a los hechos, y una pasión enorme-enorme por comunicar.”

- Palabras de María Verónica Barzola con motivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Presentaciones Profesionales el 16-5-12.

“…Cada ciclo de Presentaciones Profesionales es unausina de creatividad…”Los distintos Proyectos Pedagógicos constituyen un eslabón del proceso de creación e investigación desarrollado por el estudiante a lo largo de su carrera de grado. En el primer cuatrimestre 2012, se puso en marcha un nuevo Proyecto Pedagógico: Tendencias Palermo, en el que participan las asignaturas específicas de la carrera Producción de Moda. Presentaciones Profesionales es uno de los Proyectos Pedagógicos que lleva varios años en la Facultad. Su objetivo principal es la generación grupal de trabajos innovadores en un campo profesional concreto. Los estudiantes exponen sus proyectos y propuestas ante sus compañeros y docentes. Los profesores, seleccionan la mejor presentación y posteriormente, estos alumnos serán premiados. Se reconoce a los estudiantes DC que se destacaron en el Ciclo correspondiente al segundo cuatrimestre del año 2011. Intrínsecamente, la noción de “proyecto” implica reflexión e intencionalidad, para lograr un propósito determinado.  Por eso, el proyecto es el rudimento de la obra, ya que permite delinear el plan de acción previo, para ejecutar algo. En el campo de la investigación disciplinar, trabajos de esta naturaleza, pueden oficiar de antecedente en otras investigaciones futuras o correlacionadas. En este sentido, la Facultad impulsa de manera especial los diversos proyectos pedagógicos, a través de la visibilidad que éstos alcanzan en el seno de la comunidad académica. Y esta visibilidad se materializa en dos niveles: En el plano individual, son para el estudiante la expresión de su producción creativa. El problema a resolver representa un desafío, para la reflexión y la formulación de un aporte personal, desde una perspectiva original. A nivel colectivo, el compromiso institucional, que sustenta los distintos proyectos pedagógicos, nutre la dinámica disciplinar, permitiendo la detección de nuevas tendencias emergentes en cada campo, la generación de contenidos actualizados y diversas formas creativas de abordarlos. Por otra parte, los Proyectos Pedagógicos hacen hincapié en el impacto que la resolución del problema planteado, genera a nivel disciplinar. En el caso de las Presentaciones Profesionales, el desarrollo proyectual opera en el nivel fáctico de la realidad abordada. En el seno de la comunidad académica, el conocimiento es una construcción colectiva. El carácter de diálogo de estos proyectos, reside en su capacidad de interactuar con las voces de otros estudiantes, profesionales y autores. Por esta razón, se articulan de manera privilegiada al entramado académico y adquieren proyección social. La producción de los alumnos ingresa en el engranaje del sistema de conocimiento, dentro de un área disciplinar específica, animados por su curiosidad, su capacidad de indagación y su espíritu heurístico. De manera pragmática y concreta, las presentaciones profesionales relevan el estado actual de una temática y ensanchan el horizonte de lo conocido. Independientemente de la enorme diversidad de perspectivas y la riqueza particular que presentan los distintos Proyectos, todos coinciden en una esencia primaria común: la misma capacidad de proyectar, que equivale a la acción de “lanzar hacia afuera”. Las Presentaciones Profesionales “exteriorizan” el nivel de reflexión y evolución profesional de los alumnos, en sus distintas fases de formación académica. A nivel formativo, el trabajo por proyectos nos acerca a una perspectiva pedagógica alineada al concepto de innovación educativa. Desde las distintas materias que integran el Proyecto Pedagógico Presentaciones Profesionales, acompañamos este proceso de creación, estimulando la capacidad de interactuar grupalmente en un escenario simulado, dentro del contexto áulico. Como resultado, se fortalecen las competencias específicas necesarias para el desarrollo de un trabajo profesional concreto. La dinámica grupal promueve la construcción solidaria y la colaboración de los estudiantes. Los equipos conforman agencias, estudios o consultoras profesionales, aportando no solo sus conocimientos técnicos, sino también sus expectativas, intereses y valores. Cada Ciclo de Presentaciones Profesionales es una usina de creatividad y nuevas experiencias compartidas, que reafirman nuestro entusiasmo, en este camino de aprendizaje e investigación.” 

- Palabras de la profesora Andrea Pol con motivo de laentrega de diplomas del Proyecto Pedagógico PresentacionesProfesionales el 17-5-12.

“…Es muy grato saber que hay lugares donde se premiael esfuerzo y el talento…”“Como la alumna que alguna vez fui, es muy grato saber que hay lugares donde se premia el esfuerzo y el talento. Estos premios hablan de una valoración al alumno, y por ende, estimula a estos, a querer superarse para las próximas asignaturas. Se entregan premios a distintas disciplinas del diseño, citando a Diseño Industrial e Interiores correspondiendo a los Ganadores de los Proyectos Pedagógicos del segundo cuatrimestre del año 2011. Estos premios, son de Trabajos prácticos, pero al menos en mi caso estoy premiando al alumno o mejor dicho a los alumnos… a su proceso… a su trabajo en clase, que va más allá del buen resultado final, que en este caso superó las expectativas y que forma parte del valor que busco. Aprovecho para introducirlos un poco en la materia Tecnología II en Diseño de Interiores, materia que dicto en la actualidad en esta Facultad. Esta materia trata el tema de la Luminotecnia y el Diseño de Iluminación. El primero es la parte técnica, tecnológica y científica de la luz en tanto que el segundo tiene que ver más con el pensamiento. El diseño es pensamiento, en esta rama también es planificación. El diseñador es un profesional preparado para generar, en estos casos, espacios funcionales y estéticos, a través de la luz, la sombra y el objeto. Tal como les he dicho, el diseño es pensamiento y tal como en otras disciplinas comunica. Comunica a través del lenguaje visual. Es un concepto y el desarrollo de este. El diseño lumínico en especial siempre genera un clima. Podemos saber aprovecharlo o no, pero por sobre todas las cosas debe ser funcional y si además cada trabajo, -no importa la disciplina-, aporta nuevas miradas y criterios autónomos al campo, es mucho mejor. Es diseñar ambientes comunicacionales, ambientes que nos cuenten algo, que nos den idea a simple vista de que lugar se trata. Hasta la mayor simpleza cuenta algo, puede que sean retóricos, que nos persuadan, que puedan decir algo más, algunos lo llaman un Plus conceptual. La iluminación ha pasado de ser un elemento único, independiente al contexto, pensado en el último instante antes de inaugurar un espacio, a la inclusión del diseño como parte de un masterplan. Hoy nuestra cultura y necesidades entienden la necesidad de progresar y acomodarse, de mejorar pero también de embellecer, cosa que antes no se destinaba a la luz para tal fin. Este camino de creación y construcción de un nuevo concepto, comprende la confluencia que el Diseño lumínico y la tecnología genera, involucrando a otras disciplinas.”

- Palabras de la profesora Carolina Levy con motivo dela entrega de diplomas de los Proyectos Pedagógicos Interiores e Industrial el 5-6-12.

“...A escribir se aprende escribiendo…”“Sostengo una fórmula única para el aprendizaje de la escritura, y es que “a escribir se aprende escribiendo”. No hay otra fórmula, no hay teoría que reemplace la experiencia de la escritura. No se puede aprender a pescar con un manual: hay que ir al río y hacer la experiencia, probar, equivocarse, animarse y mejorar permanentemente. Desde el primer momento mis alumnos escriben. Recuerdo la primera clase. Les avisé que los viernes se pusieran el jogging y vinieran dispuestos a trabajar. Los hice presentarse por escrito, que hicieran un aviso de ellos mismos. La ronda de lectura de lo que cada uno había hecho fue sorprendente. Osados, tímidos, creativos, salían a la luz sus características personales mejor que en una fotografía. Enseguida les propuse analizar cada “aviso”: ¿qué vendés: un producto, una marca o un servicio? ¿Y a quién se lo estabas dirigiendo: a mí, a tus compañeros, al dueño de una agencia de publicidad para que te contrate? ¿En qué tono está escrito? ¿Dónde se publicaría ese aviso? Las preguntas se iban sucediendo y el análisis que surgió desde el minuto cero de su cursada fue de mucha sutileza, y lo pudieron aplicar después a cada trabajo de escritura: ¿Qué quise decir? ¿Se entendió? ¿Qué objetivo tenía? ¿Se cumplió? ¿A quién? ¿Cómo lo dije?, etcétera. Ese instante inaugural los habilitó a trabajar en un clima distendido de exploración, de investigación, un espacio donde experimentar y equivocarse sin riesgos. Y fundamentalmente un espacio de descubrimiento y aprendizaje permanente para todos. Me incluyo. Por eso no hablo de enseñanza sino de aprendizaje de la escritura. Escribir es más un descubrimiento que una certeza, implica que uno sabe, que no sabe y que va hacia la hoja para descifrar, obedeciendo un impulso, el mismo impulso que nos hace bailar cuando escuchamos una música. Sin un aviso previo, sin una elaboración racional. Los chicos tienen un potencial que me sorprendió clase a clase. Me despertaron mucha admiración y fueron para mí un estímulo permanente. Y no sólo ellos, que hoy se llevan este premio tan merecido. Más que los ganadores, yo diría que son los representantes de lo que todos trabajaron en el aula. Me resultó muy difícil elegir un solo equipo ganador. Creo que lo que me ayudó a definir el primer puesto fue el nivel de precisión y certeridad con que resolvieron las campañas. Y el nivel profesional de entrega: inmejorable. Los felicito. Estoy muy orgullosa y muy contenta de premiar tanto talento tan bien plasmado.

- Palabras de la profesora Betina Mariel Bensignor conmotivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Creatividad Palermo el 19-6-12.

“…Cada proyecto de graduación es un logro que pormomentos parecía inalcanzable…”Participar de este acto es para mí uno de los placeres más grandes. Los docentes que los hemos acompañado, de una manera u otra, sabemos que cada Proyecto de Graduación, es un logro que por momentos parecía inalcanzable. Somos concientes que un día les pedimos que iniciaran un camino totalmente diferente al que recorrieron durante cuatro años: los invitamos a dejar el lugar de comodidad que dan las definiciones y las voces de los autores referentes de cada una de sus disciplinas; y les pedimos que generen propuestas innovadoras, pero aplicando lo aprendido. Como si todo esto fuera poco, les hicimos leer un escrito, creo que el que les correspondió a ustedes fue el 71, que marcaba pautas de estilo y una meta de 80 páginas que parecían casi imposibles de llenar. Y lo lograron, en el medio la angustia de dejar Seminario de Integración II para el próximo cuatrimestre porque no había tiempo para todo; la preocupación por la lentitud de las respuestas de sus consultores disciplinares, lentas porque la medida de tiempo era la ansiedad que provocaba cada presentación. Y ni que hablar de la noche previa a la entrega del 100 %, donde todo parecía estar mal, fuera de lugar y encima la ficha de evaluación del 25 % que no aparecía… un caos para la salud, ¿no les parece? Seguramente en ese momento, ustedes creían que nuestro trabajo era fácil, leer, evaluar y mandarlos a profundizar las conclusiones. Sin embargo, ustedes, con cada uno de sus trabajos, también nos sacaron de nuestro lugar de comodidad. Sí, ese que dan las definiciones y las voces de los autores que nosotros consideramos más adecuados en ese pequeño mundo que son las materias que dictamos. Todos los docentes que formamos parte del equipo de evaluación, y creo no equivocarme si hago extensivo esto a los docentes de Seminario, encaramos un trabajo agotadoramente placentero cada vez que leemos sus Proyectos de Graduación. Para nosotros el desafío es dejar nuestros prejuicios, opiniones y acallar nuestra voz, para poder acompa- ñarlos en este momento de crecimiento, en este primer paso como profesionales, respetando su forma particular de encarar la profesión. Nosotros, también crecemos a partir de cada evaluación, porque descubrimos nuevas miradas, nuevos autores y aportes que disparan reflexiones que nos obligan a actualizarnos y a llevar al aula una propuesta cada día mejor. Como verán cada Proyecto de Graduación es un crecimiento para ustedes, en lo personal, pero es fundamentalmente un crecimiento de nuestra facultad, que aporta a cada una de las disciplinas nuevos conocimientos gracias a sus trabajos. Aquellas 80 páginas en blanco, hoy son conocimiento. Una frase de Borges, quizás resuma esto con elegante simpleza: “Toda aventura individual enriquece el orden de todos”, en este caso el de nuestra comunidad académica. Si en estos tiempos de redes sociales hiciéramos un Trend Topic de estos actos, creo que la gratitud sería el hashtag y no voy a ser yo quien rompa con esta tendencia. Madres, padres, abuelas, abuelos, hermanos, hermanas, novias, novios, amigas y amigos: ¡gracias!, por no haber creído las barbaridades que dijeron de nosotros a lo largo de este tiempo y,… ahora hablando en serio, gracias por haber acompañado esos malos humores propios de las entregas y de esta etapa tan especial de crecimiento personal y profesional con una sonrisa, un indulgente suspiro o esa palabra que sabían era la clave para volver a encontrar el equilibrio. Y a ustedes por ayudarnos a seguir creciendo y por haber creído en nosotros cuando les aseguramos que este día iba a llegar. 

- Palabras de la profesora Gabriela Pagani con motivo de la entrega de diplomas de Proyecto de Graduación el 10-7-12.

“…La dramaturgia, el teatro en sí no se parece a lavida…”“Hablar de dramaturgia es hablar de la visión del mundo que cada escritor tiene y por lo tanto cada mundo es particular. Los alumnos del taller cursan un cuatrimestre en el que el desafío mayor es desplegar su propio mundo. El curso se propone trabajar a partir de conceptos que se pueden rastrear en las poéticas; desde la aristotélica hasta la de Brecht. Los puntos en común son: la acción para desarrollar y sostener el mundo, la particularidad de relato y de los personajes, las viejas y queridas unidades: acción, tiempo, lugar y la posibilidad de forzarlas. En las obras, o cómo nos gusta llamarlos en clase, “materiales” se puede rastrear la concreción de estructuras polifónicas, a todo buen teatro le podemos adjudicar esto: un territorio de la palabra que también tiene acción, color, música, olores, una sinfonía completa. La dramaturgia, el teatro en si, no se parece a la vida, son fragmentos de condensación, contar aquello que valga la pena. Aquello que sea potente, particular. Todas las obras que se han escrito en estos años son obras jóvenes, creadas por alumnos jóvenes que se acercan e incursionan en este territorio que es la dramaturgia. Podemos rastrear algunos puntos en común: todas las obras tienen la vocación de conmover, es decir, mover con uno, llevarnos de paseo por el relato, son obras que invitan, que convidan a moverse, que están pensando y construyendo en su propia matriz a un espectador, y tienen la particularidad de ser amables con ese espectador, de no ser pretenciosas, podemos decir que son obras que se muestran como inclusivas. Para todos los alumnos, la obra escrita fue su primera obra y como tal se puede ver que las obras hablan de lo que los autores tienen cerca, hablan de lo que conocen, aquello que les resuena y que los conmueve. Sabemos que no podemos hablar de aquello que no conocemos y sabemos también que escribimos para conocer de una forma particular, en esta paradoja se centran las obras. Hablar a partir de una imagen que conocemos, para conocerla más o para conocerla desde otra óptica. La especificidad de la dramaturgia radica en eso, en encontrar un punto de vista particular y todas las obras publicadas tienen eso, que parece simple pero es muy complejo, encontrar un punto de vista particular.”

- Palabras del profesor Andrés Binetti con motivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Espectáculo Palermo el 14-8-12.

“…Un proyecto de graduación puede ser un trampolína la vida laboral…”Como alumna de la Universidad de Palermo, cuando finalicé de cursar todas las materias, allá lejos y hace tiempo, en el 2004, no existía la modalidad de Seminario de integración I y II como existe hoy. El alumno realizaba su trabajo final de grado por afuera de la cursada y con la guía de un tutor. No había un sistema establecido y muchos de mi camada, -y me incluyo-, relegamos el desarrollo del mismo, por distintos motivos, para más adelante. Cuando decidí retomar mi proyecto, para obtener el tí- tulo de la Licenciatura, pasé por las mismas etapas que han atravesado todos los alumnos, al menos en el último año de sus cursadas. Quizás menos orientada o contenida, o estirando los tiempos de producción por motivos laborales pero con la suerte y el honor, de contar con el profesor Orlando Aprile como tutor. Seguramente me enojé, como muchos alumnos, con las Normas APA, me enojé tantas veces que las terminé aprendiendo de memoria y reemplacé revistas o novelas, que llevaba conmigo a todas partes, por el Escrito vigente en aquel momento. Por ello, aunque hoy estoy parada desde el otro lado, es que entiendo por lo que han pasado los alumnos en el trayecto de cursado de ambos Seminarios y el Coloquio. Cuando los estudiantes están terminando de cursar, por lo general en los 4º años, no quieren hacer un trabajo más, ni rendir un examen final más, ni nada. Solamente quieren terminar, desesperada y ansiosamente. Así es como muchas veces el Proyecto de Graduación queda relegado. A veces necesitan un poco de aire para volver a arrancar. Es normal también que eso suceda. Una vez que los chicos llenan de nuevo los pulmones y vuelven a la carga se encuentran con el Escrito Nº 73, este que tengo frente a mis ojos. En realidad, se encuentran con un profesor que los mira con el escrito en mano y piensan, más o menos, que es la representación de la maldad concentrada en unas pocas páginas encuadernadas... casi una tortura. Pero la realización y aprobación del proyecto de graduación es el último requisito académico y ahí se lanzan felices a cursar Seminario de Integración I y II. El proceso de creación del proyecto de graduación es una etapa intensiva, agotadora y estresante para todos los alumnos, pero una vez finalizada la satisfacción es igual de enorme y vale la pena. Por lo tanto, considero que hay que aprender a disfrutarla, porque es una etapa única. Hoy, como docente de Seminario de Integración II, recibo chicos en todos los estados. Algunos más orientados, otros que aún llegan perdidos, imprecisos, indecisos, poco conformes y hasta desesperados o enojados con la vida. En Seminario II, tanto docentes como estudiantes, nos encontramos con alumnos de distintas disciplinas, con diferentes ansiedades y variadas necesidades. Y debemos convivir con esas diferencias todo el cuatrimestre sacando el mayor provecho posible de la diversidad presente en el aula. Para mí, cada cuatrimestre es un desafío en el que trato de dar lo mejor para contenerlos en todo ese trayecto. Más allá de las obligaciones académicas y los requisitos que debemos solicitarles a los alumnos (como lograr que adopten y usen las Normas APA), creo que la mayor tarea del docente de Seminario es incentivarlos a seguir adelante por el camino correcto (y lograr que realmente lo hagan). Es una tarea fundamental ser francos con los estudiantes desde el primer día y decirles que quizás, van a dormir poco las próximas semanas o los próximos meses, pero que van a llegar a cumplir sus objetivos. Decirles también que aunque trabajen duro van a sentir que no terminan nunca o que entran en crisis constantemente, pero que está bien, que es parte del juego y que traten de disfrutarlo porque todo esfuerzo tiene su merecida recompensa. Por su parte, los alumnos, nos miran con cara de pocos amigos porque los presionamos sin parar o porque les rayamos todas las hojas hasta que les quede claro cómo se coloca una cita, por ejemplo. Pero deben entender que en el fondo la intención es buena. Si les pedimos más es porque sabemos que pueden dar más y la presión, por lo general, es la manera de hacerlos reaccionar a tiempo. Hoy, que superaron la etapa de desarrollo y defensa de sus Proyectos de Graduación y se encuentran mucho más relajados, pueden entender mejor lo que expongo. Pueden mirar hacia atrás y sentir que no era para tanto. Recibirse es toda una experiencia y, como tal, siempre requiere esfuerzo y dedicación. Hay que sacar de ella el lado positivo, el más rico y explotarlo al máximo ya que, un Proyecto de Graduación puede ser un trampolín a la vida laboral, un escalón más en la misma o un reflejo de todo lo que tienen para dar, como mínimo.”

- Palabras de la profesora Luciana Pelloli con motivo de la entrega de diplomas de Proyecto de Graduación el 5-9-12.

“…Trabajar con rigurosidad, conocimiento, creatividad…”““Las entregas de premios al esfuerzo y a la dedicación son el corolario de una etapa de un proyecto de equipo que significó trabajar con rigurosidad, conocimiento, creatividad, para llevar adelante un proyecto que nos insufla energía, que tratamos de mejorar cada año y en esto, incluyo a los docentes. Este Proyecto Pedagógico, “Ciclo de Eventos Jóvenes” que distingue a nuestra Facultad de Diseño y Comunicación, permite que ustedes, alumnos, cada cuatrimestre dejen volar su imaginación y nos regalen esos eventos maravillosos que son hoy, la razón de la convocatoria. Como todo trabajo de equipo y “organizar eventos” lo es, ustedes han trabajado con conocimiento, han resuelto problemas, han innovado, han sido creativos; en definitiva, nos han sorprendido. Para muchos de ustedes es la carrera que han elegido, otros la tomaron como electiva, gran oportunidad que les brinda la facultad de cruzarse con otras alternativas profesionales y que de hecho les abrió un mundo desconocido. Nuestra tarea como docentes, es ser guías y poder acompañarlos en su camino hacia las metas a las que aspiran.”

- Palabras de la profesora Silvia Estela Ces con motivode la entrega de diplomas del Proyecto PedagógicoEventos Jóvenes y de la Primera Edición del PremioNuestros Mejores Eventos, el 11-9-12.

“…Este premio es el puntapié inicial de logros mayoresque están por venir…”“Agradezco que me hayan convocado para decir unas breves palabras, siendo un profesor bastante nuevo del staff y nuevo también porque recién, desde este año, nuestra materia (Taller de Estilo e Imagen I) integra el Proyecto Pedagógico Tendencias Palermo y esto es gracias a la altísima calidad de las producciones de muchos de los alumnos, de sus trabajos finales de la materia. Ante todo debemos ponderar el esfuerzo y la dedicación de cada uno de los alumnos que hoy van a recibir estos premios, porque significa que han ido un poco más allá de lo que se les pide en las aulas, en las clases. En cierta manera nos han sorprendido, nos han invitado a superarnos juntos, han tomado en cuenta todas y cada una de nuestras palabras y correcciones y las han hecho suyas, las han tomado como propias, para dar lo mejor de sí en estos trabajos, proyectos y propuestas que ya fueron presentados. Es un placer muy grande, por lo tanto, que lo dicho en el aula, -o quizás, hasta en una charla de pasillo-, diera como fruto estos trabajos que son premiados. Un premio supone un reconocimiento, y espero éste sea el reflejo de una trayectoria de trabajo, de dedicación y el puntapié inicial de logros mayores que estarán por venir

- Palabras del profesor Laureano Romani, con motivode la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico TendenciasPalermo el 25-9-12.

“La teoría de la vida vs. La práctica de la vida”El difícil trabajo de ser padreEs natural en los hijos tratar de superar a los padres, por naturaleza, por instinto de superación, por el deseo de crear uno su propio camino o, simplemente, por rebelarse. Es así que en definitiva uno termina sabiendo lo que no quiere hacer y desconociendo cómo se hace lo que quisiera. Yo pertenezco a una generación que estábamos decididos a no repetir el modelo de nuestros padres en lo que se refiere a la educación, pero luego, sólo la práctica, por ensayo y error, nos fue dibujando algún camino que, más o menos, muy más o menos, pudimos hacer como educadores de nuestros propios hijos. Es decir, no tuvimos una preparación teórica para hacerlo y la práctica no era nuestra, sino la que observá- bamos o recibíamos de parte de nuestros mayores, que nunca se nos explicó por qué debía ser de ese modo y no de otro. Sólo sabíamos que era por nuestro bien, cosa que nos daba mucha intriga y deseos de conocer el mal. Es entonces que no nos rebelábamos tan siquiera porque ellos eran la autoridad, lo hacíamos porque no sabíamos por qué razón las cosas debían ser de una manera, y no de otra, sin recibir explicación alguna de los motivos, ni estimularnos a sacar conclusiones.

Nuestra educación fue continuada a imagen y semejanzaCuando uno crece, vive, experimenta, se equivoca, corrige, acierta, almacena años y aprende, Y comienza a entender por qué las cosas fueron como fueron, y la educación era como era y cada vez quiere ser menos así. Al igual que los padres, la educación siempre buscó una manera de encauzar tantas hormonas y tantos comportamientos diferentes, en un mismo sendero, privilegiando la generalidad a la singularidad. Tratando de instalar en la cabeza de todos la idea de lo correcto en desmedro del desarrollo personal de las propias iniciativas. La teoría era primordial y la práctica un pequeño recreo en medio de todo lo que se debía incorporar en una cabeza para salir a la vida, o peor, para ser alguien. Pero nosotros ya estábamos en la vida. Nosotros ya éramos alguien, desde que habíamos nacido. Y al nacer, no aprendimos a decir mamá o papá por las veces que nos dijeron, ¡!ajóóó!! Ni tampoco “el nene quiere la papa”, lo aprendimos por el instinto natural del ser humano a descubrir. Y es justamente ese espíritu descubridor del hombre, al que la educación pasada, no consideró.

El negocio publicitario también emuló a la educaciónEn los años 80 las grandes compañías publicitarias comienzan a librar una batalla de conquista del mundo. Los clientes internacionales necesitan tratar en forma directa con sus agencias en el país que estén, y es así que las que antes eran agencias asociadas a empresas locales de publicidad, comienzan a recortarse solas y las que todavía extraños y ajenos al sentir y vivir. Pero también, como la educación, era una forma de control y no de expresión y menos de comunicación.

La vida está en la UP, en su prácticaSi tengo que decir lo que admiro de la Universidad de Palermo es la capacidad para detectar necesidades y traducirlas en acciones. Yo creo en la práctica como vehículo de la teoría, como herramienta de descubrimiento, no estaban, llegaron. El problema originado fue, que desde sus países de origen, debían gobernar a centenares de oficinas distintas, de distintas idiosincrasias, de distintas culturas, de distintas realidades económicas y de distintas costumbres. Entonces inventan el Pattern. Volvemos al Patrón, al padre. ¿Qué representaba el Pattern? Una idea que se creaba en el país de origen y que todas las oficinas del mundo debían replicar, olvidando las costumbres particulares de cada país y, fundamentalmente, a los creativos que no estábamos para copiar sino para crear. Esta metodología recibió la desaprobación de todos, pero recién comenzó a retroceder cuando descubrieron que la gente de muchos países, los públicos en particular, las rechazaban por foráneas, por no representativas, por no identificarse con modos Y creo que lo que se vive, no se olvida. Y acá la educación se vive. Claro, uno puede decir que, como se trata de una carrera creativa, es diferente, que como yo estoy en la Facultad de Diseño y Comunicación, todo es creativo y todo es diferente. Puede ser, no se cómo son las otras facultades, pero se que cuando yo estudié publicidad, también cuatro años, la teoría superaba a la práctica. Cuando yo comencé a trabajar en mi primera agencia, recién ahí, en el transcurrir de los trabajos fui descubriendo el sentido de lo que me habían enseñado, recién ahí comprendí el por qué. En mi clase, yo dicto la materia Redacción Publicitaria, no preparo a los chicos para la vida, la vivimos en el aula. Y les aseguro que algunos trabajos son muy superiores al de varios profesionales, de grandes agencias. ¿Cuál es la diferencia entre salir al mercado y estar en el aula? Para mi, ninguna o, quizás sí, que no se publican sus trabajos en un medio y por ende, no cobran. Yo soy Director Creativo de una agencia de publicidad y la misma exigencia que tengo con mis equipos creativos profesionales, la pongo en los trabajos prácticos del cuatrimestre, sin ninguna diferencia, porque yo creo que de una facultad se sale siendo publicitario y no sólo teniendo un título. Hace muy poco tiempo se instauró en el final de la materia una nueva modalidad llamada presentaciones profesionales, un trabajo final multiplataforma, que cubre todas las piezas de una campaña profesional y se presenta como se presenta en la vida real, desde un brief real hasta una defensa profesional del trabajo. Yo lo realizo en paralelo con lo que se va viendo clase a clase y los alumnos van presentando, clase a clase los avances de sus realizaciones. Qué le falta a esto para ser un trabajo realmente profesional: que un cliente real lo solicitara… bueno, eso se completará en el futuro, pero, de lo que no tengo dudas es que salen preparados para hacerlo. Los premios también son práctica y no teoría. Hoy vinimos aquí para reconocer los méritos de unos trabajos. Y cuando se premia a alguien se está reconociendo que miró distinto. La herramienta fundamental que tiene un publicitario es su mirada. Es mirar desde donde nadie ve, para poder atraer la mirada de quienes necesita. Ese es nuestro mayor capital y hoy premiamos eso, que se dice tan fácil pero que requiere de un esfuerzo muy especial. Y cuando digo que venimos a premiar unos trabajos, no puedo dejar de pensar en los chicos que lo hicieron y a los que les deseo este y todos los premios por venir. Pero cerrando, quiero contarles una experiencia personal que también habla de premios y de sus autores. Cuando yo gané mi primer Clío, algo así como el Oscar de la Publicidad, el mercado se dividía entre los que decían que los premios no servían para nada y los que los ganaban. Cuando el premio se me da, yo creía que el cielo se abría para mí y la vida cambiaba, pero no, enseguida comprendí lo contrario, cuando en medio de una campaña que debía ser entregada contra reloj, un director de cuentas me dice que tenía que hacer el aviso comunicando que habíamos ganado el premio. Totalmente confundido y preocupado dije, ¿cómo?, yo no lo hago, el aviso me lo tienen que hacer, yo gané el premio. Y lo tuve que hacer a los apurones. Ahí fue que me acordé de lo que decía el mercado y en el aviso el titular decía: “Los premios no sirven para nada” y más chico abajo, entre paréntesis agregaba “los que sirven son los que los ganan” Y gané otro premio con ese aviso.” 

- Palabras del profesor Jorge Bendesky, con motivo de laentrega de diplomas del Proyecto Pedagógico PresentacionesProfesionales el 2-10-12.

“…Una cuota de pasión por lo que se está creando…”“Rescatamos el reconocimiento y distinción a aquellos trabajos realizados por estudiantes, que resaltaron, trabajos que llamaron una especial atención de sus docentes. Si bien, los trabajos premiados son trabajos muy diversos, todos tienen en común haber sido fruto de un trabajo intenso, organizado, planificado y sobre todo apropiado por los estudiantes participantes. Es muy difícil en el universo de la creación audiovisual, llegar a comunicar, emocionar y movilizar a los espectadores sin todo un trabajo previo de investigación sobre el tema a tratar, el estilo que se le quiere dar, y una organización muy planificada de las tareas a realizar. Pero la clave, lo que diferencia y resalta a un trabajo del resto, no alcanza con la planificación y la investigación previa, sino que a ello debe sumarse un nivel de compromiso y pasión muy grande por quienes lo realizan. Es un tipo de trabajo muy cansador y sacrificado, por lo tanto sin esa cuota de pasión por lo que se está creando, la obra queda incompleta, sin identidad y no logra comunicar y transmitir cosas interesantes en los espectadores.”

- Palabras de la profesora Eleonora Vallazza, con motivode la entrega de diplomas del Proyecto PedagógicoCreación Audiovisual el 18-10-12.

“Un premio a la búsqueda por trascender”Así como durante el curso de una materia, una buena nota en un porfolio o en un examen significa más que la aprobación de la misma, como una suerte de premio a escala del aula, la entrega de los premios cobra relevancia. Podemos trazar un paralelo entre el estudiante y su formación y el profesional y su trabajo. Así como un profesional tiene su reconocimiento al ser premiado en un concurso, publicados o ejecutados sus proyectos, una publicación, etc. Los estudiantes también lo están siendo al recibir estos premios. Es un premio a la labor, al buen desempeño, las ideas, la pasión por la profesión, el deseo de explorar nuevos caminos, la búsqueda por trascender. No hace mucho participé de las charlas a futuros alumnos ingresantes, y me pregunté, en vista a la entrega de los premios, si alguno de los estudiantes, en alguna de esas charlas, se imagina que en el mismo espacio podrían a tener estos reconocimientos, seguramente que si o al menos supongo, lo deseaban. Como profesor de distintos niveles de la carrera, desde el primero al último año, he podido ser testigo de la evolución que muchos de los estudiantes han tenido. Y también el hecho de ver que alumnos que yo premié, también lo fueron en otras materias y por otros profesores.

- Palabras del profesor Ludovico Jacoby, con motivo dela entrega de diplomas de los Proyectos Pedagógicos Interiores e Industrial Palermo, el 25-10-12.

“…La fotografía representa el impacto visual de nuestro talento…”Cuando me pidieron que escribiera unas palabras para la entrega de premios inmediatamente recordé este poema:

Nadie rebaje a lágrima o reprocheesta declaración de la maestríade Dios, que con magnífica ironíame dio a la vez los libros y la noche.De esta ciudad de libros hizo dueñosa unos ojos sin luz, que sólo puedenleer en las bibliotecas de los sueñoslos insensatos párrafos que cedenlas albas a su afán. En vano el díales prodiga sus libros infinitos,arduos como los arduos manuscritosque perecieron en Alejandría.De hambre y de sed (narra una historia griega)muere un rey entre fuentes y jardines;yo fatigo sin rumbo los confinesde esta alta y honda biblioteca ciega...

Muchos se habrán dado cuenta que leí las primeras lí- neas del Poema de los Dones de Jorge Luis Borges, pero pocas personas saben que la fotografía y el cine eran sus grandes pasiones, aún estando ciego. ¿Que nos enseña Borges con sus palabras? Que la mirada es un don precioso y es esa magnífica capacidad humana la que nos invita a conocer al universo, a mirar y a registrar lo que vemos. En el mundo entero y también en Buenos Aires, los espacios dedicados a la fotografía han crecido de manera exponencial en los últimos veinte años y es una maravilla que esto suceda, porque demuestra que la imagen es un medio de comunicación y expresión muy valioso que se desplaza por infinidad de caminos: la moda, las relaciones públicas, la arquitectura, el diseño industrial, el documentalismo y tantos otros… En definitiva la fotografía representa el impacto visual de nuestro talento, la cristalización de nuestros deseos, nuestras fantasías y también de nuestras opiniones. Dar lugar al talento creativo es nuestra misión como educadores. Acompañar el desarrollo artístico, motivar a los estudiantes y alentarlos en su labor, también nos llena de satisfacción.”

- Palabras de la profesora Daniela Java Balanovsky, conmotivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Foto Palermo, el 10-4-13.

“…Nunca pierdan la motivación de hacer las cosas lomejor que puedan…”Como docente de Seminario de Integración, que asiste a los alumnos en la elaboración de su proyecto final de grado, suelo tener mucho que leer. Veo el trabajo de los alumnos desde sus primeros pasos, muchas veces torpes; hasta que finalmente comienzan a caminar y llegan a su 50%; para luego terminar el largo trayecto con la entrega de su proyecto final. Lo que más me inspira de todos los proyectos que leo, son las historias detrás de cada elección del tema. Esa historia que hace que el tema se vuelva apasionante y brinda la motivación para investigar y escribir sobre el mismo. He decidido tomarle prestado a Pablo Coelho su fábula sobre el lápiz (de su libro “El Río que Fluye”). Esta fábula habla de cinco cualidades del lápiz, que si las extrapolamos a la vida real nos acercan al camino de la realización personal. La fábula comienza así: El niño miraba al abuelo escribir una carta. En un momento dado, le preguntó: – ¿Estás escribiendo una historia que nos pasó a los dos? ¿Es, quizás, una historia sobre mí? El abuelo dejó de escribir, sonrió y dijo al nieto: –Estoy escribiendo sobre ti, es cierto. Sin embargo, más importante que las palabras es el lápiz que estoy usando. Me gustaría que tú fueses como él cuando crezcas. El niño miró el lápiz, intrigado, y no vio nada de especial.  – ¡Pero si es igual a todos los lápices que he visto en mi vida! –Todo depende del modo en que mires las cosas. Hay en él cinco cualidades que, si consigues mantenerlas, harán de ti una persona por siempre en paz con el mundo.

Primera cualidad:·Puedes hacer grandes cosas, pero no olvides nunca que existe una mano que guía tus pasos. Esa mano es tu propia voluntad y capacidad de creer en ti mismo·. Uno de los discursos que más escuchamos en las primeras clases son las inseguridades que tienen los alumnos sobre todo de carreras proyectuales (como Diseño de Imagen y Sonido o Diseño Industrial), sobre su capacidad de escribir las 80 páginas que les pedimos. A lo largo de la cursada van construyendo una confianza en sí mismos para finalmente lograr lo que al principio veían como algo imposible.

Segunda cualidad“De vez en cuando necesito dejar de escribir y usar el sacapuntas. Eso hace que el lápiz sufra un poco, pero al final está más afilado. Por lo tanto, debes ser capaz de soportar algunos dolores, porque te harán mejor persona”. El proceso de producción del proyecto no es un proceso feliz. Está lleno de frustraciones, ansiedades, temores y puntos ciegos donde no se visualiza con facilidad el próximo paso. A través de la discusión oral y grupal vamos combatiendo cada obstáculo y avanzando. Es la superación de todas esas instancias lo que lo hace tan valioso. 

Tercera cualidad“El lápiz siempre permite que usemos una goma para borrar aquello que está mal. Entiende que corregir un error no es algo malo, sino que es parte de todo proceso de aprendizaje”. Muchos alumnos cursan la materia Seminario II como oyentes, ya que por diferentes motivos no lograron realizar su proyecto en el transcurso de la cursada regular. Esos alumnos cuando vuelven, se diferencian del resto, no son las mismas personas transitando el mismo camino. No importa cuántos errores hayas cometido en el camino, lo que importa es que te hayas llevado un aprendizaje de cada uno de ellos. 

Cuarta cualidad“Lo que realmente importa en el lápiz no es la madera ni su forma exterior, sino el grafito que hay dentro. Cuando el grafito está roto, por mucha punta que saquemos no podremos volver a escribir. Por lo tanto, cuida siempre de lo que sucede en tu interior y sé siempre fiel a ti mismo”. Cuando trabajamos la elección del tema o el desarrollo del aporte, me encuentro en algunos casos con alumnos que quieren transitar un camino seguro siguiendo una ruta ya trazada, en lugar de ir creando su propio camino. La gran mayoría de esos alumnos no llega a resultados extraordinarios y tampoco disfruta mucho del proceso. Parte de ser fiel a uno mismo implica tener que salir de la zona de confort para poder descubrir nuevos horizontes. 

Finalmente, la quinta cualidad“Siempre deja una marca. De la misma manera, has de saber que todo lo que hagas en la vida dejará trazos, e intenta ser consciente de cada acción”. El proyecto de graduación es la última marca que cada estudiante de grado deja en la Facultad y por consiguiente es la más importante. Están quienes dejaron una marca estándar, y están quienes lograron dejar un trazo sobresaliente. Y eso es algo también importante de destacar. No importa cuál sea el premio al final del camino, nunca se debería perder la motivación de hacer las cosas lo mejor que se pueda. Sólo dejando lo mejor de cada uno en cada paso que damos, podremos estar seguros que hicimos todo lo que tuvimos a nuestro alcance, y así, como decía Coelho, viviremos en paz con nosotros y con el mundo.” 

- Palabras de la profesora Ariadna Travini, con motivo de la entrega de diplomas de Proyecto de Graduación,el 11-4-13.

“De alumna a docente”“Tengo el agrado de haber sido convocada para dirigir estas palabras, en mi carácter de docente y ex-alumna de la Facultad. Es un honor para mí ser parte de este gran proyecto y más considerando que también he estado en el mismo lugar que ustedes, como alumna. Desde mi experiencia personal enaltezco esta posibilidad que brinda la Universidad de Palermo de poder planificar, organizar y concretar un evento real, es sin lugar a dudas una excelente oportunidad para poner en práctica todos los conocimientos que día a día aprendemos y desarrollamos en el aula. Tal vez en mi etapa como alumna no pude visualizar la importancia de llevar a cabo un evento real, como sí lo hice cuando comencé a ejercer esta hermosa profesión. Al enfrentarme al mercado laboral, a mis primeros eventos, a mis primeros clientes, al necesitar buscar los proveedores adecuados, agradecí eternamente haber formado parte de este ciclo de eventos jóvenes, agradecí esa experiencia tan concreta que me brindó la Facultad y también agradecí haber tratado con proveedores, con compañeros y hasta con mis propios profesores. Hoy como docente, no sólo trato de compartir y trasladar a mis alumnos todo lo que la Facultad de Diseño y Comunicación me brindó, sino también poner a prueba mi experiencia laboral y profesional en el dictado de las clases y en el acompañamiento del proyecto pedagógico. Me alegra ser parte de este gran proyecto denominado Ciclo de Eventos Jóvenes, como así también quiero reconocer por su compromiso, responsabilidad y profesionalismo en la organización de los eventos de los alumnos.

- Palabras de la profesora Rocío Cabrera, con motivo dela entrega de diplomas de Proyecto Pedagógico Eventos Palermo y de la Segunda Edición del Premio Nuestros Mejores Eventos, el 16-4-13.

“…Esto es solo el comienzo, van a tener que seguira prendiendo y trabajando…eso es más lindo…”En mi carácter de Jurado del Premio Nuestros Mejores Eventos les quiero contar en que consiste el Premio Nuestros Mejores Eventos y el Proyecto Pedagógico Eventos Palermo.La Facultad de Diseño y Comunicación de la Universidad de Palermo se caracteriza porque los estudiantes, desde su primer cuatrimestre, finalizan sus asignaturas realizando un trabajo que conforma un Proyecto Pedagógico tendiente a hacer visible su producción tanto interna como externamente. En el caso del Área Comunicación Corporativa y Empresaria, integrada por las carreras: Relaciones Públicas, Organización de Eventos, Organización de Torneos y Competencias, Comunicación Empresarial, y a partir del año 2012, la carrera Producción Musical, este proyecto se denomina “Ciclo de Eventos Jóvenes”. Es un Ciclo de vital importancia para la formación de los futuros organizadores de eventos, pues deben planificar una acción de comunicación como si estuvieran en la vida profesional. Esto brinda experiencia, y compromiso; los inserta en el desafío de planificar, gestionar y organizar eventos de un alto estándar de calidad. Desde el año 2005 –fecha de inicio de este proyecto- a la fecha, se han realizado diecisiete ciclos que nuclean alrededor de cien eventos anuales abiertos al público. Los profesores de cada cátedra, cuyo proyecto pedagógico culmina en la realización de un evento, han elegido el mejor evento realizado en su curso y los alumnos organizadores recibirán en este acto un Diploma de Reconocimiento.  Sumado a esto, a partir del primer cuatrimestre del año 2012 la Facultad resolvió destacar las mejores producciones de cada ciclo otorgando el Premio “Nuestros Mejores Eventos”, que por su nivel y profesionalismo lo merecieran. Hoy tendremos el agrado de conocer a los ganadores de la Tercera Edición de dicho premio, que se caracteriza por ser un concurso inter-cátedras y contar con un jurado externo evaluador. Hacemos constar que de este concurso participan todos los eventos realizados por los alumnos en sus diferentes materias, independientemente de que hubieran sido elegidos por los profesores como el mejor evento de su comisión. Los profesores que acompañan día a día a sus estudiantes, son el motor que impulsa las creaciones que los estudiantes realizan y ellos han sabido superar todas las dificultades que significa trabajar en grupo, con lo difícil que es delegar responsabilidades, cuando siempre pensamos que todo lo hacemos mejor que nadie y tal como nos dijo la profesora Rocío Cabrera, yo también tengo el orgullo de decir que fui alumno de esta facultad, yo también pasé por todos los vaivenes de organizar un evento en el espacio áulico, pero debo reconocer que se trató de una de las experiencias más enriquecedoras que he atravesado a lo largo de mi vida, poder trabajar en pos de un objetivo que nos agrupe a todos, dejando de lado los intereses individuales.” 

- Palabras del profesor José Luis Pérez Larrea, con motivode la entrega de diplomas de Proyecto PedagógicoEventos Palermo y de la Segunda Edición del PremioNuestros Mejores Eventos, el 16-4-13

“El emprendedorismo; algo sustentable y legal”“Cuando me contactaron para pedirme algunas palabras en relación al marco de este proyecto respecto de mi materia, traté de pensar por dónde abordarlo. Me pregunté si alguno de los estudiantes de este proyecto, (entiendo que la mayoría sí), habrá estado presente en la charla que vino a dar Piazza el año pasado, sobre “Cómo presupuestar Diseño”. Debo aclarar que hubo algo en su discurso que hizo que recapacitara sobre la manera en la que estaba dictando la materia. Mi materia, Estrategias Empresariales, viene a dar forma a un proyecto bastante vanguardista de esta facultad que es el de forzar, (de buena manera), a los alumnos de Diseño, a que tengan algún cruce con el ámbito de la empresa. Lamentablemente, en nuestro país, suele asociarse al emprendedorismo con “hacer carteras con bolsas o sachets de leche en la habitación de mi casa”, y eso no tiene nada de malo, no lo estoy diciendo en un tono peyorativo, pero sí deberíamos empezar a trabajar -y creo que esta facultad lo está haciendo- por que el emprendedorismo tenga más que ver con proyectos que convoquen a varias personas, que sea sustentable, y que sea legal. Porque también es cierto que hay un vacío desde el punto de vista de la Jurisprudencia y a nivel Tributario que, muchas veces, hace que los emprendedores arranquen, pero no cumplan necesariamente con todo lo que la Ley prevé. Por lo cual, desde ese lugar, empezamos a apostar a que los chicos tomaran conocimiento de que, si van a arrancar un proyecto, tienen que dimensionar su estructura de manera adecuada, no poner ni cincuenta personas ni una sola, sino poner la cantidad justa, y que esas personas, por ejemplo, tienen que tener cargas sociales, entonces ahí aparece el tema del costo laboral o la pata impositiva. Generalmente el primer mes me odian (si pueden ponerme el pie para que me caiga cuando entro al curso lo hacen), pero, de a poco, se les van prendiendo alarmas y van entendiendo que hay todo un mundo detrás de eso que ellos tienen como anhelo (llegar a ser dueños de su propio negocio), que les va a abrir las puertas para que ese negocio sea algo más grande de lo que se atrevieron a soñar. Y tengo la dicha, (afortunadamente este es el tercer cuatrimestre), de contar con alumnos entre mis cursos que han ganado primeros y segundos premios, hoy tenemos a dos. Y la verdad es que la producción de muchos de los alumnos supera mis expectativas: Terminan sus trabajos con proyectos de inversión a cinco años, con cálculo de TIR, VAN (Valor Actual Neto) y Plazo de Recupero, temas que se ven en cursos de postgrado de Facultades de Ciencias Económicas. No es por hacer alarde de ningún tipo, pero creo que esto viene a desmitificar que “hay cosas que la gente no entiende”. Mentira: hay cosas que no se saben transmitir a veces. Con esto quiero decir, que profesionales de diseño que nunca sacaron una calculadora, terminan haciendo las proyecciones de las magnitudes que hacen, para mí es un halago, y les agradezco a ellos la oportunidad de compartir conmigo ese tiempo.

- Palabras de la profesora Paula Portal, con motivo de laentrega de diplomas del Proyecto Pedagógico EmprendedoresCreativos, el 18-4-13.

“…Las presentaciones profesionales son una experiencia 

sumamente enriquecedora para los alumnos, pero además, para los docentes…”“Recuerdo que cuando comencé a dictar clases en esta Facultad, hace ya cinco años y me explicaron que mi materia, Relaciones Públicas I, formaba parte del denominado ciclo de Presentaciones Profesionales, lo primero que pensé en lo mucho que hubiera valorado vivir esta experiencia en mi época de estudiante universitario. Yo soy uno de los tantos miles de estudiantes universitarios formados a la vieja usanza, con trabajos prácticos que se entregaban en forma escrita, sin presentación oral alguna y con la única devolución del docente o el jefe de trabajo prácticos. A todas luces me parece que las presentaciones profesionales son una experiencia sumamente enriquecedora para los alumnos, pero además, para los docentes. Está claro que la práctica es uno de los principales medios para construir y comunicar conocimiento y las presentaciones profesionales son una oportunidad invalorable para que los alumnos aprendan a presentar y explicar con claridad, formalidad y profundidad sus proyectos. También para vencer lo que alguna vez Jorge Valdano definiera como miedo escénico. Esta dinámica continua de presentaciones, va introduciendo a cada estudiante en una práctica que enriquece su formación universitaria y lo prepara para un adecuado desempeño profesional en el que las presentaciones de los proyectos son imprescindibles para su futuro quehacer laboral. Si bien las áreas de Publicidad y Relaciones Públicas son las que conforman el ciclo de presentaciones profesionales, la transversalidad de estas disciplinas hace que estudiantes de numerosas carreras, como diseño de indumentaria, producción de moda, organización de eventos, diseño gráfico e incluso de otras facultades, con carreras como recursos humanos u hotelería, vivan esta experiencia en algún momento de su carrera. A nadie escapa que la comunidad UP es marcadamente emprendedora. Por lo que muchos de los actuales alumnos van a estar presentando, si es que no lo están haciendo ya, sus ideas y proyectos a una variedad tan diversa de públicos: como potenciales clientes, inversores ángeles, proveedores, incubadora o aceleradoras. Una de los aspectos que más destaco en la instancia de las presentaciones es que no se exige el trabajo práctico final terminado sino la presentación de los avances. Esto permite que cada grupo se nutra de los aportes del docente y de sus compañeros y que este concepto de construcción colectiva del conocimiento, por el que tanto brega la Facultad, cobre fuerza. En un área como las relaciones públicas, donde a diferencia de las ciencias exactas, una misma problemática puede ser abordada de múltiples maneras, es realmente interesante que los alumnos puedan tomar conocimiento de las estrategias que presentan el resto de sus compañeros, para resolver las consignas planteadas. A mí, particularmente me gusta trabajar con casos reales. Como trabajo final recientemente les he pedido a mis alumnos, que realicen una campaña de relaciones públicas para entidades como ABC Cordón, la Asociación de Bancos de Células y la Cámara Argentina de Solariums, cuyas actividades centrales se han visto afectadas por distintas variables. Les puedo asegurar que el nivel de propuestas y discusiones generadas a partir de las presentaciones profesionales son realmente de un altísimo nivel, e incluso, en muchos casos, dignas de ser presentadas a las organizaciones en cuestión. Realizar presentaciones efectivas es un arte en sí mismo, en mercados desarrollados esta habilidad es incluso una llave de acceso a mejores remuneraciones. En grandes agencias de publicidad y relaciones públicas de Europa y Estados Unidos existen verdaderos especialistas con el don de convertir los aspectos centrales de una propuesta en una presentación con sex appeal. Estoy seguro que tarde o temprano esta tendencia se instalará en la Argentina y representará una oportunidad laboral interesante para aquellos que deseen especializarse en el tema. En mi vida profesional me ha tocado realizar y asistir a numerosas presentaciones de diversa índole y siempre he tratado de estar atento a nuevos tips o tendencias. Ese es precisamente mi consejo: traten siempre de tomar alguna idea siempre que estén viviendo esta experiencia. Una presentación mal hecha puede opacar el mejor de los porfolios o a una excelente propuesta hecha por escrito. En síntesis, si bien las presentaciones profesionales no tienen la pompa o el glamour de otros proyectos pedagógicos como Moda Palermo, Eventos Palermo o Foto Palermo, son una instancia sumamente valiosa para los estudiantes. Quizás, a mi gusto, le falten un poco más de visibilidad, es decir que los alumnos de otras carreras ajenas puedan asistir a estas presentaciones, que tengan más público y no queden exclusivamente circunscriptas al ámbito de la materia en cuestión. En este sentido creo que la Maratón Diseño Sin Fronteras, que toma el formato Ted, es una de los grandes aportes que tuvo este año el Encuentro Latinoamericano de Diseño, donde estudiantes, profesionales independientes, estudios de diseño y agencias de América Latina tuvieron siete minutos y catorce imágenes para presentar una idea.”

- Palabras del profesor Christian Eduardo Atance, conmotivo de la entrega de diplomas del Proyecto Pedagógico Presentaciones Profesionales, el 2-10-13.Abstract: This text collects the words addressed to students at awards made during the year 2013. Discourses describe the teaching program of the Faculty of Design and Communication and the recognition that it gives to its students. Keywords: speech - educational project - awards. Resumo: O presente texto recolhe as palavras dirigidas aos estudantes nas entregas de prêmios que se realizaram durante o ano 2013. Os discursos descrevem o projeto pedagógico da Faculdade de Design e Comunicação e o reconhecimento que a mesma outorga a seus estudantes. Palavras chave: discurso – projeto pedagógico – prêmios (*) José Luis Pérez Larrea: Organizador de Eventos (UP).


Reconocimiento a Estudiantes. fue publicado de la página 156 a página168 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXV

ver detalle e índice del libro