1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº70 >
  4. Docente: Marina Zurro

Docente: Marina Zurro

Zurro, Marina [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº70

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº70

ISSN: 1668-5229

Proyectos Jóvenes de Investigación y Comunicación Proyectos de estudiantes desarrollados en la asignatura Comunicación Oral y Escrita Primer Cuatrimestre 2015 Proyectos Ganadores Comunicación Oral y Escrita Primer Cuatrimestre 2015

Año XII, Vol. 70, Octubre 2015, Buenos Aires, Argentina | 118 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Abstract del docente
La materia Comunicación Oral y Escrita plantea como trabajo final la construcción de una historia familiar propia.
La Real Academia de la Lengua Española define el término historia como la narración y exposición de los acontecimientos pasados y dignos de memoria, sean públicos o privados.
Para los alumnos leer y repetir historias es algo a lo que están acostumbrados, vienen haciéndolo desde que comenzaron su escolaridad. Pero esas historias son de otros, sucedieron hace mucho tiempo y no logran apropiarse de ellas porque sus sentimientos no están comprometidos. Pero el tener que indagar en la propia familia los coloca en otro lugar.
Comienzan la tarea pensando qué temas podrían ser factibles para un relato. Realizan una investigación exploratoria donde conversan con sus padres, abuelos, tíos, demás familiares y apelan a su propia memoria. Y ahí empiezan las sorpresas.
De esta manera llegan a clase con tres temas viables y juntos conversamos en las distintas posibilidades que les ofrecen cada uno. Efectúan un punteo de los principales contenidos a desarrollar en cada caso, cuáles son las fuentes posibles de consulta que irán desde entrevistas a familiares, revisión de documentos, búsqueda de imágenes, lecturas de libros, periódicos, etc.
La decisión del tema final queda en el alumno, pero debe considerar que la elección debe ser la adecuada, que trabajarán con esa historia durante todo el desarrollo de la cursada y por lo tanto debe ser de su agrado e interés. En los casos que sean temas posibles de originar conflictos familiares o angustias se les aconseja desestimarlos.
Una vez que han desarrollado la investigación exploratoria se comienza a escribir, a enfrentar la situación de encontrarse ante una hoja de papel en blanco donde deben esbozar las primeras palabras sobre la historia.
La tarea es ardua, la historia debe contextualizarse es decir cada uno buscará apelar a bibliografía que le ayude en la construcción de un entorno social, político, económico, sociológico, etc. Además se indagará en fuentes documentales datos, frases, etc. que sirvan para ilustrar la historia.
La historia finaliza con las conclusiones personales: qué significó escribir una historia sobre su familia, qué descubrieron, qué les aportó para su propia vida, etc.

Producción de los estudiantes

Navegaciones de una vida
Brenda Analía Abregú

Era el año 1951, en las afueras de la ciudad de San Miguel de Tucumán nacía un niño llamado Raúl Abregú, proveniente de una familia muy pobre que vivía en el campo junto a sus siete hermanos y sus padres. Durante sus años de adolescencia, mientras ayudaba a su padre en el trabajo del cultivo y cuidado de animales, su hermano mayor Luis, se muda a la ciudad de Buenos Aires, una vez instalado, y ya perteneciendo a la Armada Argentina, toma la decisión de llamar a Raúl, para informarle que viaje a Buenos Aires donde él lo estaría esperando.
En la ciudad Raúl se sentía perdido, se instalan los dos juntos en el barrio del Abasto, en un departamento chico. Luis incita a que Raúl ingrese a la Armada para finalizar sus estudios secundarios y a continuación seguir la carrera militar.
A medida que pasan los años Raúl logra terminar la carrera y le asignan pases a distintos lugares de Argentina y a todo el mundo, guardando en su memoria distintas anécdotas, durante sus navegaciones y sus visitas.

Viajes y lazos familiares
María Emilia Alarcón Cruz

Es una historia que explora dentro y fuera del núcleo familiar.
Viajar es uno de los placeres de la vida; sin embargo, cuando cada experiencia se transforma en enseñanza muchas cosas pueden suceder.
Javier y Sonia provienen de una pequeña localidad y el mudarse a la gran ciudad fue la primera señal de que sus vidas cambiarían para siempre. Desconocían que su viaje apenas comenzaba, pero estaban seguros de que deparaba grandes alegrías. Juntos, emprendieron la más grande aventura.
Los lazos que se crean dentro de cada familia tienen un poder inimaginable, el cual se extiende cuando la vida pone obstáculos que sólo se pueden sobrepasar estando juntos. Pase lo que pase, la familia es siempre incondicional, y definitivamente viajar hace experimentar o reafirmar el vínculo que existe.
Cualquier ciudad en el mundo es un buen lugar para recordar la importancia del hogar.
Esta es la historia del viaje recorrido para llegar a comprender ello.

Amor a primera vista
Gonzalo Oscar Alberto Ayala

Esta es la historia de José, un joven nacido en la ciudad de Corrientes cuya madre no podía mantener y lo deja al cuidado de su abuela. Cuando José cumple 24 años, un amigo lo incentiva a buscar un nuevo trabajo en la ciudad de Formosa, en el Ministerio de Gobierno como secretario, donde se quedaría un año.
Por ese entonces, un amigo lo invita a una fiesta de 15, y allí conoce a una mujer con la que decide encontrarse al otro día.
José le pide ser novios, y le cuenta sobre la entrevista y que iba a poder estar un año ahí, esto convence a Sandra y acepta, luego de que él ingresara a trabajar allí.
Luego de varios años, él le propone casamiento y juntos se mudan a una casa, donde ese mismo año tienen a su primera hija, Camila. Para ese entonces abren su primer negocio: una pescadería.
Luego de otro año, nace Gonzalo y construyen su segunda casa, pidiendo ayuda a los padres de Sandra, y una vez viviendo allí nace su tercera hija, Sabrina.
Ella propone abrir un local de ropa femenina, que produce un gran crecimiento económico en la familia, luego al pasar los años abrieron dos locales más, y se volvieron a cambiar de casa, comprando un auto nuevo y siendo felices juntos.

Reencontrarse
Tatiana Belén Ciccioli

La historia tratará de las vivencias tenidas por mi abuelo paterno, llamado Ricardo, durante la segunda guerra mundial. Todo lo que vivió desde tener que dejar los estudios por que se había tornado peligroso asistir al colegio debido a las bombas hasta tener que mudarse de ciudad y separarse de su familia.
El territorio italiano vivió las consecuencias de una guerra, Ricardo la padeció en carne propia, ver muertes de sus familiares y hasta casi llegar a ser fusilado.
Cuando esta guerra llegó a su fin, por miedo huyeron del país buscando refugio y trabajo en Latinoamérica, más precisamente en Argentina.
Una vez radicados en el país, Ricardo comenzó una nueva vida, donde trabajó en varios oficios como por ejemplo de colectivero y taxista.
Sesenta años después y con la ayuda de su hijo Carlos, su hija Marisa y su mujer Elda vuelve a su tierra natal para reencontrarse con los familiares que quedan vivos y volver a la casa donde nació y vivió su infancia.

Descubriéndote
Priscilla Lorena Durán Cordero

En este relato se cuenta la vida pasada de Lucas, un joven que a sus 14 años fue reclutado en la Escuela Militar General José María Córdoba en Colombia.
Lucas cuenta algunas situaciones que le fueron difíciles y lo marcaron de por vida, sin embargo es relatado desde la visión y recopilación de información por parte de su futura prometida, Lorena, quien es la primer narradora en la historia.
Lorena comienza hablando sobre algunos de los traumas extraños, problemas psicológicos y manías que sufre Lucas, además de las constantes discusiones que tenían, que de alguna u otra forma estaban relacionadas con su herida emocional.
Lucas decide contarle a Lorena sus experiencias de forma fragmentada a lo largo del relato, poco a poco ella se entera de lo que sucedió en su adolescencia y de las situaciones a las que se enfrentó en aquella institución.
Después de siete años de vivir aquel infierno, Lucas con 24 años continúa sufriendo el traumático pasado, de manera que no sólo le afecta su presente, sino que también su futuro; a no ser que decida perdonar y perdonarse, él no podrá dar el siguiente gran paso, cumplir su sueño de comprometerse con su amada.

Mi ejemplo de un amor sólido
María Luján Echegaray

Este relato cuenta la historia del noviazgo de mis padres. En el mismo busco, no sólo expresar lo que para mí fue un modelo a seguir en cuanto a una relación, sino tratar temas como los obstáculos que pueden existir por las costumbres sociales de la época, la familia y, sobre todo, hablar sobre el amor.
Mis papás se llaman María Alicia y Ricardo César, ambos tienen 54 años y están casados hace 30 años.
Se conocieron cuando eran adolescentes a través de lazos de amistad entre sus seres queridos. Al principio nada fue sencillo, la juventud y las distancias hicieron lo suyo. Pero una vez recibidos los dos, ya no había impedimentos para soldar su relación, por lo que Marita y Ricardo se casaron por iglesia y luego hicieron una gran fiesta con amigos y familiares.
A los 28 años tuvieron a su primera hija, María Paz. Y a los 31 años llegó María Luján.
Hoy en día, este matrimonio sigue en pie y da el ejemplo a su primera hija Paz que se casará en el mes de noviembre.

La historia de vida de mi papá
Delfina Fried

Julia y David se conocieron en Buenos Aires en el año 1965, decidieron casarse, y en 1966 tuvieron a su primer hijo, al que llamaron Marcelo.
David representaba marcas de ropa de niños en el interior, es por eso que cuando Marcelo era muy chico tuvieron que abandonar la cuidad para irse a vivir al sur de la Provincia de Buenos Aires, a Bahía Blanca. Estuvieron allí varios años hasta que tuvieron que trasladarse a Córdoba.
Luego de unos años regresaron finalmente a Buenos Aires donde terminaron sus estudios secundarios.
Allí es cuando Marcelo conoce a Silvana de la cual se enamora.
Al finalizar el colegio, Marcelo, al no saber qué estudiar, decide ir a probar suerte a España. Se queda un tiempo pero las cosas no iban como lo esperaba.
Luego de unos meses regresa y comienza a estudiar abogacía en la Universidad de Buenos Aires pero deja la carrera para comenzar a trabajar y poder casarse con Silvana. Empezó ha ciendo lo mismo que su padre. Aunque fue una manera fácil de conseguir dinero provocó que esté ausente mucho tiempo ya que debía viajar. En 1991 nació su primer hijo, Lautaro, y luego de cuatro años en 1996 nació su segunda hija, Delfina.

El regreso
Agustina Gliemmo

Un pequeño niño vivía, junto a sus padres, en un pueblo llamado Pareto, en la lejana Italia. A principios del siglo XX acontecía una situación apremiante debido a las guerras y la falta de trabajo, por lo que la familia decide trasladarse a Argentina.
Cuando llegan, en 1914, se instalan en la ciudad de Bragado, provincia de Buenos Aires. En ese entonces el padre del niño se dedicaba a la caza de animales, años más tarde tuvo la posibilidad de arrendar un campo ubicado en el partido de 25 de Mayo.
Al mismo tiempo allí se encontraba viviendo Elisa Artigas, la cual terminaría siendo la mujer de su vida. Ellos se casaron muy jóvenes y formaron una familia. Tiempo más tarde y por diversas cuestiones se mudan a la ciudad de Chivilcoy. Allí nacería su hijo Horacio, quien ya siendo un hombre conocería a la mujer de su vida Dora Pinotti, su actual esposa.
Hoy en día en honor al abuelo, las tres nietas pusieron un bazar, en la cuidad de Chivilcoy, con el nombre Pareto.

El Rastreador
Ignacio Renda

Luis Villarrica era un hombre aventurero y de gran capacidad para los negocios y emprendimientos que junto a su esposa tuvo tres hijos: el mayor un varón y luego dos mujeres.
Debieron atravesar un arduo viaje, instalándose temporalmente en distintas localidades, hasta llegar al paraje donde Villarrica, aproximadamente en 1920, funda el pueblo El Rastreador.
Situado al sur de la provincia de Córdoba en él vive un reducido grupo de personas. Cuenta con una plaza principal, una iglesia y una escuela. Todas sus calles son de tierra, desde la principal hasta las más cortas y pequeñas. En ellas podemos encontrar tanto perros como gallinas y caballos, las vacas se hallan al otro lado de la tranquera para que cada dueño pueda identificar su ganado del ajeno. En zona de muchos campos, antiguamente se llegaba en tren pero luego esas vías fueron reemplazadas por el moderno asfalto.

Porque el destino lo ha escrito
Evangelina María Obuljen

Elegí como tema para escribir la historia de mi familia, la vida de mi abuelo materno, Orlando Ramírez y sus dos grandes amores: mi abuela Marta y Betty.
Mi abuelo nació en 1932, en San Antonio de Areco. A sus 23 años decide tomar rumbo y comenzar a introducirse en el mundo de la fotografía. Pronto se consolidó como el fotógrafo del pueblo. Años después, habiendo dejado de lado el rubro, se convirtió en constructor de edificios y hoteles, los más importantes de la ciudad en aquel entonces, y los cuales todavía siguen en pie.
En esos tiempos conoce a una muchacha llamada Betty, la más linda de Villalía, con la cual se pone de novio muchos años, pero tiempo después la deja confesándole que iba a casarse. A pesar de esto Betty le prometió esperarlo por si algún día decidiera regresar.
Orlando se casó con Marta con quien formó una familia pero años después se divorcian y ahí es cuando decide viajar a Villalía a buscar a Betty, su antiguo amor. A partir de ese día no se separaron más.

Una infancia particular
Camila Ronchietto Meilan

El objetivo de mi trabajo es reconstruir la historia de la infancia de mi papá.
Narraré primero su etapa en Chile, su nacimiento, los motivos por los cuales se encontraba allí y sus vivencias; luego la época de San Juan, el inicio de su educación, las escuelas y primeros viajes; más adelante su mudanza con la familia a Centro América, la etapa de Honduras y las nuevas culturas.
En todas las etapas tendré en cuenta el escenario histórico, el paisaje y el contexto sociocultural en que transcurrió su infancia, que influyeron en la vida de la familia y en la de Andrés.
Recurriré a fuentes orales con entrevistas a mis abuelos, a mi papá y a mi tío. Voy a revisar libros sobre geografía e historia de los países para reconstruir el escenario. También voy a seleccionar las fotos de cada momento. Por último revisaré objetos como ropa, cuadernos, juguetes, libros infantiles y documentos de identidad.
Con este material intentaré escribir cómo transcurrió la infancia de mi papá, que exprese la infancia de otros niños que en esa época acompañaron a sus padres que por razones tuvieron que dejar el país y vivir en diferentes países.


Docente: Marina Zurro fue publicado de la página 52 a página54 en Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº70

ver detalle e índice del libro