1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXVII >
  4. Mismo personaje, diversos artistas. Mismo personaje, diversas miradas

Mismo personaje, diversos artistas. Mismo personaje, diversas miradas

Dozo, Dardo; Kricun, Claudia [ver currículum del autor, docente de la Facultad de Diseño y Comunicación]

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXVII

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXVII

ISSN: 1668-1673

XXIV Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación

Año XVII, Vol. 27, Febrero 2016, Buenos Aires, Argentina | 192 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

El presente trabajo es parte de una investigación que hemos realizado el año en curso y que trata sobre algo que sabemos, que conocemos abiertamente, pero que al llevarlo a la práctica corrobora esa vital articulación que se produce entre el artista y el personaje a quien le dará vida. Más que repetido ha sido dentro de nuestra formación este concepto.

Palabras clave: personaje – actuación – artes escénicas.

Tomaremos brevemente, la obra montada este año que se titula “Hablar a las paredes” (autoría y dirección de Dardo Dozo y corrección de textos y producción de Claudia Kricun).

A fines del año pasado comenzó a dar sus primeros pasos la construcción de esta nueva obra y en ese momento se decidió montarla con dos elencos de manera simultánea.

La propuesta era, y parecía, simple. Seis personajes y once actores y actrices. Tal vez la cuenta no de un resultado correcto. Como el teatro se basa en un juego compartido con los otros pensemos que dos elencos de seis personajes cada uno nos da un total de once artistas en escena. Con la explicación que todos los personajes están en escena ya que alguien podría (correctamente) pensar en personajes que no se ven, que se nombran, que se encuentran dentro del entorno total del espacio creado pero que no son visibles para el espectador. No.

Absolutamente todos los personajes están dentro del espacio ficcional. Y lógicamente uno de los personajes está creado por la misma artista en ambos elencos. Cabe la pregunta de por qué esa decisión. Porque ese personaje, que no tiene texto hablado y de quien no se conoce el paradero, es quien observa, quien sabe más que todos los demás, quien comprende, quien escucha y quien se evade por tantos pesares dentro de la historia. Y como parte de la investigación la decisión fue que la misma actriz lo hiciera para analizar la variación de conducta que le provocaba al mismo personaje entablar vínculos diversos con mismos personajes encarados por diferentes actrices y actores. Los demás personajes tenían duplicidad de artistas. Comenzando los ensayos la propuesta fue que un elenco no presenciara el trabajo del otro. Desde la dirección lo que se trabajó, dentro de la puesta en escena, fue una marcación idéntica para ambos elencos. Todos los personajes realizaban idénticas acciones propuestas desde la dirección, de manera de que la puesta en escena resultara la misma para ambos elencos. Allí radicaba uno de los trabajos más complejos de la dirección para que esa puesta construyera el hecho vivo dentro de la obra. Que cada acción fuera orgánica y propia. Tantas veces se realiza esa búsqueda de acciones orgánicas analizando y trabajando con los artistas hasta arribar a la acción apropiada. Aquí la labor era llegar a las acciones previamente propuestas haciendo que los artistas sintieran que las mismas iban fluyendo a partir del trabajo realizado.

Los ensayos eran planteados a partir de dos turnos. El mismo día en un primer turno trabajaba un elenco y luego se retiraba e ingresaba el otro elenco que trabajaba la misma cantidad de tiempo.

Como el teatro nos presenta, muchas veces, momentos plenos de magia, sucedía (algo que nos sorprendía a nosotros y a nuestras asistentes de dirección) que un artista en un elenco hacía un pregunta determinada y el otro artista en el otro elenco, exactamente el mismo día, también efectuaba la misma pregunta. Esos sucesos nos seguían indicando que algo profundo y especial estaba sucediendo. Y luego de un arduo trabajo llegamos al momento de contar con ese actante fundamental del hecho teatral, la presencia de los espectadores.

Desde la dirección y la producción sabíamos lo que iba a suceder. Ya faltando dos semanas para el primer estreno (recordemos que todo estaba duplicado, hasta el vestuario) los elencos comenzaron a presenciar el trabajo de sus compañeros de compañía. Y allí se conmovieron al ver que aún siendo la misma puesta, las mismas acciones, el mismo texto, los vestuarios duplicados e idénticos, la misma escenografía, la misma puesta de luces, los mismos maquillajes, las composiciones presentaban matices propios, identidades únicas. Fue como un mirarse al espejo y la imagen devuelta se presentaba igual pero diferente.

Esa articulación de diversos actores y actrices dándole vida a un mismo personaje implicaba un análisis constante de parte de la dirección ya que los estímulos variaban aún en lo mínimo. No era un calco. Todo lo contario.

Ese era el gran desafío.

Y así se da, cada noche, cuando se encienden las luces, dos climas, dos obras con vidas propias.

Son mellizos que se visten igual. Pero de vidas absolutamente singulares. Y ninguno es el preferido. Toda una tarea.

Abstract: This work is part of research we have done this year and dealing with something we know, we know openly, but that to implement it supports this vital articulation that occurs between the artist and the character to whom will give life. But it has been repeated in our training concept.

Keywords: Character - performance - Performing Arts.

Resumo: O presente trabalho é parte de uma pesquisa que temos realizado no ano em curso e que trata sobre algo que sabemos, que conhecemos abertamente, mas que ao levar à prática corrobora essa vital articulação que se produz entre o artista e a personagem a quem dar-lhe-á vida. Mais que repetido tem sido dentro de nossa formação este conceito.

Palavras chave: personagem – actuação – artes escénicas.

(*) Dardo Dozo. Actor Nacional (Escuela Nacional de Arte Dramático). Profesor de la Universidad de Palermo en el Área de Investigación y Producción de la Facultad de Diseño y Comunicación.

(**) Claudia Kricun. Profesora nacional de arte escénico (Escuela Nacional de Arte Dramático, 1974). Profesora de la Universidad de Palermo en el Área de Investigación y Producción de la Facultad de Diseño y Comunicación.


Mismo personaje, diversos artistas. Mismo personaje, diversas miradas fue publicado de la página 159 a página161 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXVII

ver detalle e índice del libro