1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº78 >
  4. Anarquitectura: Gordon Matta-Clark (Primer premio)

Anarquitectura: Gordon Matta-Clark (Primer premio)

Orska Dotti, María

Asignatura: Taller de Reflexión Artística I

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº78

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº78

ISSN: 1668-5229

Ensayos sobre la Imagen. Edición XX Escritos de estudiantes. Segundo Cuatrimestre 2016 Ensayos Contemporáneos. Edición XVIII Escritos de estudiantes. Segundo Cuatrimestre 2016

Año XIII, Vol. 78, Julio 2017, Buenos Aires, Argentina | 262 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Reseña y contexto 

Si bien las vanguardias marcaron una gran ruptura con el arte clásico y lo que se conocía como arte desde su nacimiento, hay ciertos artistas que son la fiel representación del cambio tanto político histórico y social de estas a lo largo de su desarrollo. Gordon Matta-Clark, hijo del pintor surrealista Roberto Matta, y ahijado de Marcel Duschamp, es sin duda alguna, uno de estos artistas. Con una enorme herencia artística, Matta-Clark impresionó al mundo con sus creaciones y su grandiosa visión del arte. Su obra es transcendental en todos los aspectos y dejó un legado en el campo de la arquitectura que es reconocido a nivel mundial hasta el día de hoy. Para poder realizar un análisis de la obra de Matta-Clark se debe hacer un breve recorrido histórico sobre la historia del arte en ese momento y los movimientos sociales que lo rodeaban. 

Los 60 y 70 fueron décadas que se vieron reflejadas por grandes cambios políticos sociales e históricos dentro de la sociedad americana. La guerra de Vietnam, la revolución sexual y la crisis económica fueron de los eventos más prominentes del momento, dando partida a una nueva juventud con visiones, deseos y sueños muy distintos a los de sus padres y veteranos. Existía una sed por alterar la estructura del mundo como se lo conocía, y aunque esta generación de artistas no fue prócer en cuanto a estos conceptos de revolución y ruptura, fue sin duda la que más fuerte impactó tuvo en arte de hoy en día. Mata-Clark se encontraba en ese entonces, en SoHo en New York, la mata donde se planteaban todas estas nuevas propuestas. Con un título de arquitectura de la Universidad de Cornell, comienza a realizar sus primeras experimentaciones artísticas. Es importante notar que con la herencia dadaísta de Duschamp, y de ruptura de otras vanguardias, el arte ya había salido de los lienzos y se manifestaba en presentaciones distintas. “La devoción del dadá por la ruptura imaginativa de la convección es una fuerza de liberación esencial. No puedo imaginar cómo se relaciona el dadá con mi obra estilísticamente pero en espíritu es fundamental”, dijo Matta-Clark (1978) en una entrevista. Él y el resto de postminimalistas compartían el pensamiento del fin del arte como pintura y el nacimiento del arte con interacción con el mundo real. Esto abrió nuevos campos y posibilidades para una nueva red de artistas que se apoyaban entre ellos y que sacaron al arte de contexto, escala y significado.

Ruptura y deconstrucción 

“Como con las earthworks de Robert Smithson, pero en un contexto urbano, Matta Clark dejó solo restos de acciones o gestos que ya habían tenido lugar” (Diserens y Crow, 2006). Es decir, la obra esta en el acto, en la gestualidad. El resultado es simplemente un recorrido consecuente del proceso mas no lo artístico. Al igual que otros artistas de la época, Matta-Clark utilizaba distintos recursos para documentar su obra y el proceso de la misma. Sus primeras experimentaciones fueron realizadas con basura recogida en la calle, y de ahí sale su amplia temática de trabajar con lo que la sociedad niega, la alienación y lo alienado. Al trabajar interviniendo espacios, cortándolos, examinando su subterráneo, su estructura y contenido, Matta-Clark rompe literal y conceptualmente con los paradigmas de la arquitectura convencional y de su funcionalidad. La genialidad de su obra se basa en esta fusión entre la gestualidad concreta del acto y la metáfora social tras lo que mueve la acción. Si la arquitectura plantea un espacio, con paredes, pases, cuartos, mediante el objetivo funcional, niega las posibilidades de cualquier otro movimiento del espacio, y esto es, con lo que Matta-Clark rompe. “Hay tanto en nuestra sociedad que pretende intencionadamente negar: negar la entrada, negar el paso, negar la participación”. (1978). Matta-Clark desnuda lo que interviene de una manera muy bella; al desnudar el subterráneo de una edificación o cavar un hueco en la mitad de un segundo piso, no solo perfora los cimientos y el cemento, sino que también la mente y los paradigmas sociales de la sociedad que lo rodeaba. MattaClark exponía la intimidad y su crítica social estaba expuesta en cada uno de sus gestos.  Uno de los momentos mas icónicos de la carrera de MattaClark y el cual resume la obra y metáfora de Gordon en un acto, fue cuando en 1976 recibió una invitación para participar en una exposición en el Institute of Architecture and Urban Studies de Nueva York. La exposición iba a incluir proyectos de famosos arquitectos modernos como Richard Meir y Michael Graves. La propuesta inicial para la intervención de Matta-Clark, consistía en partir una habitación del instituto y exponer los pedazos amontonados en el centro de la exposición. Gordon pretendía que su obra fuese expuesta como representación de lo que pensaba de la arquitectura moderna y de los crecientes problemas urbanos de New York y de South Bronx. El acto se resume en que Matta-Clark decide cambiar de idea, e interviene de una manera que dejó una huella de su mensaje mucho más profundamente. Pidiéndole una escopeta prestada a su amigo Dennis Oppenheim, entró a las galerías a tempranas horas de la madrugada y disparó a las ventanas de la sala de exposición, luego llenó los marcos con fotos de edificaciones del South Bronx en donde las ventanas estaban rotas por sus habitantes. Es importante notar la reacción que suscitó la obra, lo tildaron de violento, loco y agresivo. Las ventanas fueron remplazadas la misma noche, y la obra de Matta-Clark rápidamente se evaporó, aunque la fuerza de su mensaje perduró por muchos años. 

Si bien los espacios han sido histórica y evolutivamente la manera del ser humano de sentirse protegido y acogido, las viviendas tienen un significado mucho más profundo en la psicología. La impresión que causa la obra de Gordon demuestra que una simple ruptura espacial, reencarna las metáforas de la psiquis del ser humano. Romper un espacio significa poner al desnudo la intimidad, lo que esta más adentro, lo que se guarda y no se deja ver. Si bien Matta-Clark expone con mucha fuerza por los requerimientos matemáticos y arquitectó- nicos su obra, el simbolismo y significado de las mismas nos trasladan a problemáticas psicológicas mucho más grandes. Al trabajar con basura, al romper ventanas, al exponer el estilo de vida de la gente del South Bronx frente a un instituto de arquitectura representante de la academia de la época, MattaClark demuestra su espíritu rebelde, sus ganas de cuestionar el mundo que lo rodeaba. Como dice Marianne Brouwer:

Se perforan cimientos, se resquebrajan fachadas, se eliminan piedras angulares. Pero el edifico no se derrumba. Su lógica queda simplemente invertida en un acto de discreta violación de su sentido de valor, de su sentido de orientación. La imagen del mundo como una estructura arquitectónica quedó despojada de sus metáforas mas tópicas “pilares de la sociedad”, “estructuras coherentes”, fundamentos teóricos. (2003).

Conclusión 

La obra de Matta-Clark es fascinante debido a que abre un diálogo muy interesante, y el arte es eso; la apertura de diálogos a través de expresiones y gestos. La crítica social y su trabajo de devoción no sólo se reflejan en lo que dejó, sino también en un análisis del mundo de la arquitectura y de las sociedades en general ¿Por qué es tan intimidante mirar un espacio o una edificación arquitectónica intervenida con extracciones? ¿Qué es lo que representan estos espacios que causan tal intimidación en nuestra psiquis? ¿Es una casa una fiel representación del hogar y el sueño americano como una casa o un hogar burgués? ¿Por qué nos cuesta tanto poner al desnudo la desigualdad del mundo? ¿Escoger alienar a la pobreza y no hacerla partícipe de la planificación urbana de las ciudades es un acto interesado o simplemente una manera de seguir excluyendo lo que no queremos ver? Estas son algunas de las preguntas que la obra de Gordon Matta-Clark puede generar.

Bibliografía 

Brouwer, M. (2003). Dejando al Descubierto. Gordon Matta Clark Essays , 8. Clark, G. M. (4 de 05 de 1978). G.M.C Una Entrevista. (K. Judith, Entrevistador).