1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80 >
  4. Relato japonés. Kansai Yamamoto y su expresión cultural (Segundo premio)

Relato japonés. Kansai Yamamoto y su expresión cultural (Segundo premio)

Duarte, Sabrina Guadalupe

Asignatura: Taller de Reflexión Artística III

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80

ISSN: 1668-5229

Ensayos sobre la Imagen. Edición XXI Escritos de estudiantes. Primer Cuatrimestre 2017 Ensayos Contemporáneos. Edición XIX Escritos de estudiantes. Primer Cuatrimestre 2017

Año XIV, Vol. 80, Diciembre 2017, Buenos Aires, Argentina | 258 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

Kansai Yamamoto es un diseñador de indumentaria japonés, que trabaja con un estilo muy marcado el cual siempre, de alguna u otra manera, refleja su historia y cultura. Es uno de los diseñadores que reinventó el kimono para renovar el interés por esta clásica prenda. Además fue quien vistió con cultura japonesa a importantes artistas en el ámbito de la música ya sea durante giras mundiales o para presentaciones. Las principales características de la indumentaria y de la cultura japonesa pueden observarse sin dificultad alguna en los extravagantes diseños de Kansai, debido a los estampados, colores y materiales que utiliza en sus prendas.

Otro de los motivos por los cuales elegí a Kansai Yamamoto, es que encuentro interesante la manera que tiene de manifestar normas o características de un tipo de indumentaria con tanta tradición, como lo es la indumentaria japonesa, en singulares diseños de pasarela como también en prendas para llevar en el día a día cotidiano.

Palabras clave: diseño - indumentaria japonesa - kimono - expresión - arte - bordados - texturas.

Indumentaria japonesa 

A fines del siglo XV, en Japón, la prenda básica era el Kosode. Se trataba de una túnica básica que se ajustaba a la cintura con una faja. Era una prenda unisex, con el mismo corte para mujeres y hombres. El kosode variaba únicamente según la época del año en que se utilizaba y los materiales con los que se realizaba.  A medida que avanza el tiempo, aparece el kimono, cuyo significado es llevar (ki) cosa (mono), como una versión mejorada del kosode. El mismo está conformado solamente por piezas cuadradas o rectangulares con costuras únicamente rectas, lo que permite que sea una prenda fácil de desarmar y volver a unir sin problema alguno, para que no se arruine ni se deforme. 

El kimono se volvió la prenda más popular. Junto con esta prenda, se utilizaba mucho el Obi, que era una especie de faja para ajustar la prenda a la cintura.  La moda, ya en el siglo XVII, se dictaba a partir de lo que usaban las cortesanas, los actores y artistas. 

En esta época todas las personas llevaban básicamente la misma prenda, por lo tanto debían encontrar formas para diferenciarse. Entre las características que hacían que un kimono se destacara dentro del resto, podemos encontrar los bordados. Los mismos eran dibujos bellísimos que relataban historias. Además, llevar un kimono bordado era un privilegio ya que se realizaban con hilos costosos y habitualmente también sobre géneros de excelente calidad.  La indumentaria en Japón estuvo siempre muy vinculada a los períodos por los que atravesaba la sociedad. Esto se puede ver claramente en dos periodos continuos como lo fueron el Período Sengoku y el Período Edo. Durante el primero, Japón sufrió una época de inestabilidad y continuas luchas; denominado como Período de los estados en guerra. Durante el mismo, la indumentaria que más llamaba la atención eran las armaduras de los samurái. Con la llegada del Período Edo, cesaron las guerras y volvió la estabilidad a Japón por 265 años. Durante el mismo, las prendas expresaban el esplendor económico y cultural de la sociedad que las vestía. Nada era más maravilloso que los kimonos que llevaban bordados, texturas, y mezclas de géneros. (Irene Seco Serra, 2010) 

La indumentaria japonesa, a pesar de tener una moldería similar entre hombres y mujeres de distintas clases sociales y diferentes rangos políticos, era apreciada por la forma en que expresaba el estado de un territorio a través de la utilización de distintos materiales. Con los años, las técnicas para la realización de kimonos se fueron adaptando a los recursos cada vez más avanzados de su sociedad. 

En cuanto al arte japonés, es importante destacar la aparición del grabado y el estilo manga. El arte circulaba a través de impresiones y también estampas, que llevadas a la indumentaria creaban prendas únicas.  La obra de mayor importancia fue La Gran Ola, creada con la técnica de grabado por el artista Katsushika Hokusai, entre los años 1830 y 1833. Esta obra fue una de las primaras que dio origen al movimiento Ukiyo-e. El movimiento fue definido por un novelista, en su libro Ukiyo-monogatari de la siguiente manera:

Viviendo sólo para el momento, saboreando la luna, la nieve, los cerezos en flor y las hojas de arce, cantando canciones, bebiendo sake y divirtiéndose simplemente flotando, indiferente por la perspectiva de pobreza inminente, optimista y despreocupado, como una calabaza arrastrada por la corriente del río. (Asai Ryōi, 1661)

Indumentaria japonesa contemporánea 

En la actualidad, en Japón podemos encontrar una infinita variedad de prendas ya que el kimono pasó a ser parte de la historia de la sociedad. Sin embargo, siguen siendo utilizados cotidianamente por un porcentaje muy reducido de personas, como también para eventos o ceremonias formales que requieran de su uso. Ya no existe una sola tipología que represente a la sociedad, pero sí existen artistas que recuerdan la historia de su país y las raíces del mismo.  Este es el caso de Kansai Yamamoto, un distinguido diseñador de indumentaria nacido en Japón. Kansai no utiliza mucho la tipología de kimonos en sus colecciones, pero sí se animó a reinventarlo y compartir su obra con el mundo, logrando que las personas vuelvan a interesarse por una prenda tan clásica como el kimono. 

Uno de sus kimonos más destacados se encuentra entre los diseños que realizó para David Bowie en su gira mundial Ziggy Stardust Tour (1972-1973). 

Kansai no se frenó con su reinvención del kimono, sino que sigue relatando la historia de su país a través de estampas y texturas de obras literales, como lo es en el caso de La Gran Ola, o con prendas inspiradas en aquellos comienzos del arte japonés donde predominaba el dibujo bidimensional.  Una de las características propias del diseñador Yamamoto, es que viste a reconocidos artistas del mundo del espectáculo. Ya sea para sus giras, con diseños únicos realizados especialmente para la ocasión; como también para el día a día, con su línea de ropa casual.  Es por ello que a través de la influencia que tienen dichos artistas hacia sus seguidores, el relato del diseñador llega a muchas más personas que solo sus clientes.  Es importante destacar que dentro de su línea de ropa casual, también combina los diseños japoneses con colores extravagantes, llamativos, y al mismo tiempo con tipografías de graffiti. Lo que lleva a pensar que sus diseños están dirigidos a una sociedad urbana.

Había estado mostrando mis colecciones de la manera tradicional, pero después de que llegué a conocer a David, me convertí más en un productor, creando mis Kansai Super Shows para grandes audiencias. Así que empecé como diseñador de moda, pero ahora me expreso de manera más amplia. (Yamamoto, 2013)

Entre sus prendas podemos encontrar una mezcla de lo que son las tipologías de indumentaria actuales con estampas, bordados y texturas de los orígenes del arte, indumentaria, y sociedad japonesa. Además, también encontramos estampas con dibujos similares a los de las vasijas de los primeros períodos japoneses.