1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80 >
  4. Problemáticas epistemológicas y metodológicas en los estudios sociales y comunicacionales (Primer premio)

Problemáticas epistemológicas y metodológicas en los estudios sociales y comunicacionales (Primer premio)

Ghio Mazzone, Giulia Gabriella

Asignatura: Metodología de la Investigación.

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80

Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80

ISSN: 1668-5229

Ensayos sobre la Imagen. Edición XXI Escritos de estudiantes. Primer Cuatrimestre 2017 Ensayos Contemporáneos. Edición XIX Escritos de estudiantes. Primer Cuatrimestre 2017

Año XIV, Vol. 80, Diciembre 2017, Buenos Aires, Argentina | 258 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

El presente ensayo sobre las problemáticas epistemológicas y metodológicas en los estudios sociales y comunicacionales se centrará en el marco teórico como perspectiva del investigador, haciendo un recorte para mayor especificidad: el marco teórico como perspectiva del investigador en las ciencias sociales.

Éste trabajo será desarrollado según la siguiente hipótesis: el investigador no puede dejar de ser subjetivo al desarrollar el marco teórico en un trabajo de investigación. A lo largo de la investigación se citarán a distintos autores y un profesional en el campo de la sociología para brindar argumentos y apoyar el desarrollo final del trabajo.

Introducción 

El tema seleccionado para desarrollar el trabajo a continuación es el marco teórico como perspectiva del investigador, centrándose más específicamente en las ciencias sociales, es decir, el marco teórico como perspectiva del investigador en las ciencias sociales. La hipótesis planteada y la cual se defenderá es: el investigador no puede dejar de ser subjetivo al desarrollar el marco teórico en un trabajo de investigación. Para poder corroborar dicha hipótesis, o rechazarla, se utilizará el apoyo de distintos autores.

A manera de inicio, se definirá lo que es un marco teórico en una investigación social. El marco teórico es una de las fases más importantes de un trabajo de investigación, consiste en seleccionar la teoría que va a fundamentar la investigación con base al planteamiento del tema o problema que se realizará. La definición de marco teórico según Juan Librandi, sociólogo argentino es: “el conjunto de categorías con las que estás pensando tu objeto de estudio, es una dimensión ineludible de cualquier investigación”. Según Sautu (2005) es la siguiente:

El marco teórico es un corpus de conceptos de diferentes niveles de abstracción articulados entre sí que orientan la forma de aprehender la realidad. Incluye supuestos de carácter general acerca del funcionamiento de la sociedad y la teoría sustantiva o conceptos específicos sobre el tema que se pretende analizar.

En los distintos niveles de abstracción del marco teórico, se encuentran: el paradigma, las teorías generales, las teorías sustantivas, los objetos generales y específicos y la metodología. El paradigma se encuentra en el nivel más general de la teoría. El investigador asume un sistema de creencias que determinan el modo en que se orientará al mirar la realidad y desarrollar el trabajo de investigación. La teoría general está contribuida por un conjunto de proposiciones que se usan para explicar procesos y fenómenos. Implica una visión de la sociedad y las relaciones entre los individuos en ella. La teoría social también influye sobre lo que será o no investigado, ésta condiciona las preguntas que el investigador se hace y el modo en que las responde. La teoría sustantiva está conformada por proposiciones teóricas específicas a la parte de realidad social que se pretende estudiar. A partir de ella se definirán los objetivos específicos. Los objetivos son parte de la investigación para abordar un tema de la realidad, al mismo tiempo deben contribuir al conocimiento en la investigación. Son formulados como proposiciones, generalmente por medio de verbos. Los investigadores suelen distinguir dos tipos de objetivos: generales y específicos. Los objetivos generales deben ser preguntas relevantes para el estudio y deben ser susceptibles de ser contestados. Son considerados lo central del estudio. Los objetivos específicos se desprenden de los objetivos generales y son mucho más concretos respecto al tema que se desean abordar.

Una vez elegido el tema problema a investigar y se hayan formulado la hipótesis y los objetivos, se debe recopilar información sobre dicho tema, es decir, se procederá a la investigación. Por último, se encuentra la metodología, que está conformada por procedimientos que construirán la evidencia empírica. Se apoya en el paradigma y está presente en la investigación para discutir los fundamentos epistemológicos del conocimiento. Los métodos son los pasos que el investigador sigue en una investigación, para contribuir al conocimiento. En las ciencias sociales existen dos tipos de metodologías: cualitativas (método observacional, narrativo, análisis de discurso) y cuantitativas (método experimental, encuestas, análisis).

El papel del investigador en el desarrollo del trabajo es el de interrogar la realidad desde teorías y modelos de análisis, sugiriendo preguntas e hipótesis para luego contestarlas.

Desarrollo 

Habiendo definido el marco teórico y cada uno de su corpus de conceptos, se puede establecer que un trabajo de investigación social empieza por un problema específico, como dice el profesor Ignacio Vásquez, jefe de Departamento de Ciencias Sociales de FACE U.C: ”la ciencia social no comienza con hechos, con hipótesis o incluso método, sino con un problema específico”. Marradi, autor de Metodología de las ciencias sociales, describe el término de investigación como: “un proceso sistemático y organizado por medio del cual se busca descubrir, interpretar o revisar ciertos hechos, y cuyo producto es un mayor conocimiento de éstos”. Entonces, se llega a la investigación por medio de la búsqueda de más conocimientos acerca de un problema u objeto de estudio específico. Para explicarlo de mejor manera, se citará a Marradi:

La idea que muchos metodólogos comparten es que la investigación empieza en el mismo momento en que se la comienza a plantear o concebir. Como se podrá constatar, el diseño de investigación asemeja a la idea que se tiene de diseño en otros ámbitos de la actividad humana, incluso en aquellos de la vida cotidiana con los que estamos más familiarizados.

A partir de este punto, es también necesario determinar los pasos que siguen para poder desarrollar un buen marco teórico como punto de partida para el trabajo de investigación. Juan Librandi, sociólogo de profesión, nos explica lo siguiente: “se hacen investigaciones con marcos teóricos implícitos”. Citamos nuevamente a Librandi: “el marco teórico es una dimensión ineludible de cualquier investigación”. De ésta manera, podemos determinar que es imprescindible para el desarrollo de todo trabajo de investigación, contar con un objeto de estudio y su respectivo marco teórico, el cuál será la guía para que el investigador sea mucho más preciso y acertado con el cuestionamiento, objetivos y resultados del mismo. Por otro lado, teniendo definido el objeto de estudio, al momento de realizar el marco teórico y posteriormente, el proceso de desarrollo de la investigación, se presentan algunos obstáculos. Ruth Vieytis, autora del libro La metodología de la investigación en organizaciones, mercado y sociedad lo describe de ésta forma: 

Es aquí en donde se le presenta al investigador la primera disyuntiva, pues, como ya hemos tenido oportunidad de discutir, no existe una única forma de entender qué es la ciencia y el conocimiento científico, y en función de esas diferentes maneras de concebirlos es que el problema puede adoptar distintas estructuras. Insistimos: no hay formas universales para investigar. Si diferentes personas entienden la realidad, y la posibilidad humana de conocerla, de distinta manera, entonces las preguntas que se formularán serán también muy diferentes y darán lugar a otros tantos esquemas de problematización.

La cita dada explica que los investigadores son personas comunes, con un estilo de vida único, así como una percepción única de la realidad que los rodea, por lo que al momento de iniciar un trabajo de investigación, la forma de abordarlo será igualmente de manera única y distinta al del resto de la comunidad científica. Librandi mantiene la misma opinión que Vieytis: 

Estos recortes arbitrarios que realiza cada investigación a partir de múltiples determinaciones: el financiamiento, los debates de moda en su especialidad, su historia personal y académica, etc. Esto lleva a que por ahí el mismo tema sea construido de diversas maneras.

Además de haber obstáculos en cuanto a los distintos caminos que un investigador puede tomar, o sus diferentes percepciones sobre un objeto de estudio, los intereses sociales ya vienen definidos y elaborados socialmente, es decir, los investigadores ya tienen preconcebidos ciertos temas de interés social, lo que será difícil de desligarse al momento de iniciar un trabajo de investigación. Vieytis lo afirma en la siguiente cita: “el obstáculo con que nos encontramos como investigadores a la hora de formular un problema de investigación es que los problemas de interés social nos vienen dados, preconstruidos”.

Si bien ambos obstáculos son complejos, es posible para el investigador enfocarse en un camino y seguirlo de una manera certera y provechosa. Labrandi lo explica así: 

El enfoque más certero es aquel que me permite abordar el objeto en el nivel de profundidad deseado (o posible) en un balance de recursos más o menos óptimo, y que me garantice un resultado lo suficientemente fecundo para ser elaborado en comunicaciones científicas.

De esta manera, Librandi está de acuerdo con Vieytis en cuanto a los diferentes caminos que el investigador podría tomar para desarrollar un trabajo de investigación, de la misma forma, afirma que no hay un camino más certero que otro, es decir, cualquier enfoque que decida tomar el investigador será el correcto dependiendo de la manera en que sea analizado el objeto de estudio.

Una vez establecido todo lo anterior, es también importante saber si el camino que toma el investigador al desarrollar un trabajo de investigación tendrá alguna variación, es decir, que la perspectiva del investigador pueda tomar un nuevo rumbo durante la investigación. Labrandi no da dos opciones, la primera: “si la investigación resulta más o menos normal (un investigador experto investigando sobre algo que ya conoce) no, o que en general cambiarán aspectos secundarios a medida que avanza en su trabajo o incorpore bibliografía”. La segunda sería: 

En el caso de nosotros, los investigadores más jóvenes, es probable que el mismo proceso de integrarnos al campo de estudio en el que pretendemos trabajar nos lleve a cambiar aspectos de nuestras perspectivas. Según la trayectoria de cada uno, la pertenencia a grupos de trabajo y por supuesto las validaciones del campo temático.

Juan Labrandi describe que la perspectiva del investigador varía debido a su experiencia en el campo de la investigación, es decir, si es un investigador experto desarrollando un trabajo de investigación, su perspectiva sobre el objeto de estudio no cambiará, y en caso lo haga, el cambio no será en gran medida. En cambio, si se trata de un investigador joven, que recién se adentra en los trabajos de investigación, su perspectiva tiene más posibilidades de variar. Teniendo esto en cuenta, es necesario saber si la perspectiva del investigador puede ser perjudicial para el trabajo de investigación, pues la percepción es de índole subjetiva, por lo que cabe la posibilidad que sea utilizada de una manera no errónea, pero que afecte el resultado de la investigación. Librandi, sin embargo resalta que:

Mi perspectiva como investigador, y la de cualquiera, es de condición sine qua non para el desarrollo de trabajos de investigación. Dentro de los campos de conocimiento existen diversas perspectivas y enfoques que son considerados válidos. Dentro de ese contexto es posible desarrollar el trabajo, saliendo de esos marcos comunes validados, bueno, es muy difícil decir que se hace ciencia.

Esto asegura que es necesario para un trabajo la perspectiva del investigador que lo desarrolla, así se podrá enfocar en objetos de estudio específicos o problemáticas de interés y plantear un desarrollo con una visión distinta a los demás trabajos que hayan podido ser desarrollados sobre el mismo objeto de estudio, otorgando nuevos conocimientos y aportes a la comunidad científica. Antes de continuar, se debe establecer qué es la subjetividad y la objetividad, pues en todo trabajo de investigación es necesario desarrollarlo de manera objetiva, sin embargo, el ser humano es por naturaleza subjetivo, por lo que si bien se le exige ser objetivo, siempre habrá una perspectiva distinta. Para esto, buscamos en la enciclopedia digital más utilizada en el mundo, Wikipedia, la cual define la subjetividad como “la propiedad de percepciones, argumentos y lenguaje basados en el punto de vista del sujeto”. En cambio, define la objetividad como “la cualidad de lo objetivo, de tal forma que es perteneciente o relativo al objeto en sí mismo, con independencia de la propia manera de pensar o sentir que pueda tener cualquier sujeto que lo observe o considere”. Teniendo esto establecido, se podrá continuar, puesto que el objetivo del trabajo de investigación es obtener más conocimiento sobre si el investigador puede o no dejar de ser subjetivo al desarrollar el marco teórico de un trabajo de investigación. Al momento de entrevistar a Juan Librandi, explica lo siguiente: 

Creo que hay mecanismos para tratar de alcanzar cierto grado de verosimilitud. Por un lado, tratando de reflexionar constantemente sobre mis prácticas como investigador, la incorporación de antecedentes y la validez de mis fuentes. También de cómo me relaciono con el entorno social de la investigación y qué efectos produce esto. Por ejemplo: después de defender la tesis la envié a los diferentes entrevistados y conversé con ellos para saber qué les había parecido, ellos identificaron algunos errores que cambié en artículos y ponencias, pero busqué validar mi visión del proceso estudiado con ellos. En segundo lugar, hay una vigilancia del mismo campo: uno necesita constantemente validarse por colegas, congresos, artículos, jornadas, tesis, pedidos de becas, de proyectos, de financiamiento para estancias, etc. Todas estas instancias están mediadas por formas de control de calidad del trabajo.

Esta respuesta resalta claramente que el investigador es tanto subjetivo como objetivo al momento de desarrollar un trabajo de investigación, esto se debe a que su propia naturaleza le hace ver las cosas de manera subjetiva, sin embargo, para realizar una investigación debe mantenerse enfocado en la objetividad del objeto de estudio, aportando algunos datos de manera subjetiva para dar así autenticidad al trabajo y la veracidad necesaria.

Conclusiones 

A modo de concluir con el trabajo de investigación presentado, se puede determinar que se corroboró la hipótesis establecida al inicio. Esto se debe a que todo investigador tiene una percepción única de la realidad que lo rodea, por lo tanto, se verá plasmada en los trabajos de investigación que desarrolle, si bien es cierto que deberá mantener asimismo, una postura objetiva, sosteniendo su postura por medio de fuentes que validen tal postura. Es aquella porción de subjetividad lo que dará vida al trabajo de investigación, pues el investigador planteará un objeto de estudio o problemática debido a su curiosidad por él, por el grado de intriga que crea en el investigador, que queda cautivado, y por el cual empezará a establecer un marco teórico de donde nacerá el trabajo de investigación.

La objetividad en los trabajos de investigación se verá establecida en las fuentes citadas y en los métodos tanto cuantitativos como cualitativos, así como también recae en el poder del investigador de mantener una postura objetiva a lo largo del desarrollo del trabajo de investigación. A pesar de eso, siempre será más complejo, por lo que también estará presente cierta cantidad de subjetividad, pues es así como empieza a aportarse más conocimientos a la comunidad científica, habiendo esa curiosidad por obtener más conocimientos, y desarrollando el marco teórico, ya que se trata del esqueleto que guiará el camino en el que se centrará dicho trabajo de investigación, es ahí precisamente en donde encontraremos la subjetividad del investigador.


Problemáticas epistemológicas y metodológicas en los estudios sociales y comunicacionales (Primer premio) fue publicado de la página 228 a página230 en Creación y Producción en Diseño y Comunicación Nº80

ver detalle e índice del libro