1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Escritos en la Facultad Nº138 >
  4. Visión del éxito

Visión del éxito

Araneda Alcorta, Micaela Carolina

Escritos en la Facultad Nº138

Escritos en la Facultad Nº138

ISSN: 1669-2306

Los artistas, la cultura y los medios. VI Edición Ensayos del Espectáculo

Año XIV, Vol. 138, Marzo 2018, Buenos Aires, Argentina | 79 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Introducción 

Ser exitoso puede significar cosas muy distintas dependiendo de cada persona en particular, ya que las metas que cada uno tiene son diferentes y los caminos para llegar a ellas son muchos. Todos los seres humanos cuando realizamos acciones usamos diferente capacidades para lograr el éxito, así algunos somos mejores hablando, otros haciendo deporte, escribiendo, dibujando, etc. Cada persona tiene habilidades y eso hace a su personalidad. En la profesión que cada uno elige ejercer están implícitas estas capacidades que Gardner llama inteligencias. La teoría de las inteligencias múltiples es un modelo de concepción de la mente que plantea que la inteligencia no es una unidad sino una red de unidades interrelacionadas. Así como hay muchos problemas y situaciones que resolver o llevar a cabo también hay muchos tipos de inteligencias. Gardner y su equipo han identificado siete tipos, lingüístico/ verbal, lógico/matemática, viso/espacial, musical, corpóreo/ cinestesia, intrapersonal y por último interpersonal. 
La inteligencia lingüística-verbal refiere a la capacidad de dominar el lenguaje, poder comunicarnos con los demás es transversal a todas las culturas. Desde pequeños aprendemos a usar el idioma materno para poder comunicarnos de manera eficaz. La inteligencia lingüística no solo hace referencia a la habilidad para la comunicación oral, sino a otras formas de comunicarse, como la escritura, la gestualidad, etc. Quienes mejor dominan esta capacidad de comunicar tienen una inteligencia lingüística superior. Entre las profesiones en las cuales destaca este tipo de inteligencia podrían mencionarse políticos, escritores, poetas, periodistas, etc. 
Lógico/matemático, este tipo de inteligencia se vincula a la capacidad para el razonamiento lógico y la resolución de problemas matemáticos. La rapidez para solucionar este tipo de problemas es el indicador que determina cuánta inteligencia lógico-matemática se tiene. Los célebres test de cociente intelectual (IQ) se fundamentan en este tipo de inteligencia y, en menor medida, en la inteligencia lingüística. Los científicos, economistas, académicos, ingenieros y matemáticos suelen destacar en esta clase de inteligencia. 
La habilidad para poder observar el mundo y los objetos desde diferentes perspectivas está relacionada con este tipo de inteligencia, la viso-espacial, en la que destacan los ajedrecistas y los profesionales de las artes visuales. Las personas que destacan en este tipo de inteligencia suelen tener capacidades que les permiten idear imágenes mentales, dibujar y detectar detalles, además de un sentido personal por la estética. En esta inteligencia encontramos pintores, fotógrafos, diseñadores, publicistas, arquitectos, creativos, etc. 
La música es un arte universal, todas las culturas tienen algún tipo de música, más o menos elaborada, lo cual lleva a Gardner y sus colaboradores a entender que existe una inteligencia musical latente en todas las personas. Algunas zonas del cerebro ejecutan funciones vinculadas con la interpretación y composición de música. Como cualquier otro tipo de inteligencia, puede entrenarse y perfeccionarse. No hace falta decir que los más aventajados en esta clase de inteligencia son aquellos capaces de tocar instrumentos, leer y componer piezas musicales con facilidad. 
Las habilidades corporales y motrices que se requieren para manejar herramientas o para expresar ciertas emociones representan un aspecto esencial en el desarrollo de todas las culturas de la historia. Hablamos de la inteligencia corpóreocinestésica. La habilidad para usar herramientas es considerada inteligencia corporal cinestésica. Por otra parte, hay un seguido de capacidades más intuitivas como el uso de la inteligencia corporal para expresar sentimientos mediante el cuerpo. Son especialmente brillantes en este tipo de inteligencia bailarines, actores, deportistas, y hasta cirujanos y creadores plásticos, todos ellos tienen que emplear de manera racional sus habilidades físicas. 
La inteligencia intrapersonal refiere a aquella inteligencia que nos faculta para comprender y controlar el ámbito interno de uno mismo. Las personas que destacan en la inteligencia intrapersonal son capaces de acceder a sus sentimientos y emociones y reflexionar sobre éstos. Esta inteligencia también les permite ahondar en su introspección y entender las razones por las cuales uno es de la manera que es. 
Por último la inteligencia interpersonal nos faculta para poder advertir cosas de las otras personas más allá de lo que nuestros sentidos logran captar. Se trata de una inteligencia que permite interpretar las palabras o gestos, o los objetivos y metas de cada discurso. La inteligencia interpersonal evalúa la capacidad para empatizar con las demás personas. Es una inteligencia muy valiosa para las personas que trabajan con grupos numerosos. Su habilidad para detectar y entender las circunstancias y problemas de los demás resulta más sencillo si se posee (y se desarrolla) la inteligencia interpersonal. Profesores, psicólogos, terapeutas, abogados y pedagogos son perfiles que suelen puntuar muy alto en este tipo de inteligencia descrita en la Teoría de las Inteligencias Múltiples.

Desarrollo 
Estas inteligencias pueden ser desarrolladas por cada uno de nosotros en mayor o menor medida dependiendo de las habilidades que hagamos cada día. Algunas personas nacen con algunas inteligencias más desarrolladas que otras pero dependen del desarrollo y el esfuerzo de cada uno. Esta teoría desafía la visión del éxito desde un solo ángulo porque cada persona puede tener éxito en diferentes metas. Lo que se quiere analizar en el espacio de Artistas en Palermo son los artistas que asisten a las charlas y el éxito que cada uno de ellos tuvo en su vida profesional, utilizando las diferentes inteligencias que ellos desarrollan. 
Eliseo Subiela, reconocido director y guionista cinematográfico argentino, desde pequeño ya desarrollaba su imaginación y se interesaba por el cine, a los 17 años crea su primer cortometraje en el hospital psiquiátrico Borda. Para poder lograr sus trabajos fue desarrollando algunas de las inteligencias. La lingüístico/verbal ya que es necesaria para la escritura de los guiones y a saber interpretar gestos. 
La inteligencia musical ya que la música es una de las herramientas que se utiliza en el cine, se debe interpretar para lograr transmitir emociones y ambientar espacios adecuados para cada película. 
Viso/espacial ya que debe idear imágenes mentales para lograr concretar las escenas que desea filmar, esta habilidad permite observar el mundo y los objetos desde diferentes perspectivas. Corpóreo/cinestésica, es importante que Eliseo sepa de qué modo el cuerpo transmite sentimiento para poder dirigir a los actores. 
La inteligencia interpersonal es importante ya que sirve para poder relacionarse en un equipo de trabajo, filmar un proyecto necesita siempre de varias personas que se encarguen de diferentes áreas. 
Estas inteligencias reflejan lo que es hoy en día Subiela como director habiendo logrando tantos éxitos en su carrera. Él considera que el éxito es lo que uno decide hacer en sus proyectos. Luisa Valmaggia, locutora y periodista argentina, de chica ya tenia desarrollada la inteligencia lingüística verbal ya que era muy buena en las redacciones escolares, luego eso se expandió cuando decide dedicarse al periodismo radial, esta inteligencia necesita estar sumamente desarrollada ya que los locutores están permanentemente comunicando a través del lenguaje y es muy necesaria la claridad y también es necesario en el periodismo la excelente redacción. Corpóreo/cinestésica es muy necesaria al igual que la intrapersonal porque los locutores trabajan con su gestualidad para poder expresar correctamente lo que quieran transmitir ya que la audiencia no los ve. Una parte de esto consiste en entrenar mucho la voz. La inteligencia interpersonal ya que un periodista jamás trabaja solo, además de su equipo hay entrevistados, hay comentaristas, productores, etc. Luisa ha logrado el éxito con su compromiso y respeto al periodismo, la pasión es lo que la lleva a triunfar cada día. 
Ale Paker, actor nacido en Rosario, desde chico comenzó a expandir sus inteligencias. Sus primeros pasos fueron a través de la música como integrante de un coro, años después decide seguir su carrera artística siendo parte de un grupo de teatro. Una de las primeras inteligencias que desarrolló fue la musical a través de la interpretación con el coro, esta inteligencia está relacionada con el teatro porque es una de las formas de expresión que se utiliza en las obras teatrales. Analizando con profundidad el teatro se encuentra ciertas inteligencias que desarrolla Alejandro las cuales están estrechamente relacionadas con dicho arte. Estas son lingüístico/verbal ya que los actores leen, memorizan y recitan obras literarias lo que requiere un desarrollo de la oralidad y de la expresión a través del lenguaje. Viso/espacial y corpóreo/cinestésica, los actores se expresan mediante su cuerpo y para esto requieren una noción del espacio donde se movilizan (escenario) y un dominio de su cuerpo. Intrapersonal: como artista él requiere una gran introspección y un gran dominio de sí mismo, para poder ejercer la actuación necesita conocerse a sí mismo y a sus emociones para después poder simularlas arriba de un escenario. Interpersonal: una obra de teatro requiere de un trabajo en equipo que necesita el desarrollo de esta inteligencia para que resulte. Estas inteligencias lo llevaron a concretar lo que él considera que fue su mayor logro, El Hombre Elefante, si bien no tuvo mucho éxito fue glorioso por lo que significaba la obra en sí, por lo que le costó hacerlo realidad y por darle voz a las personas con diferentes capacidades. El éxito que él valora es personal por el esfuerzo que le costó hacer esa obra. Su trayectoria demuestra que pese a los muchos obstáculos o dificultades que se puedan presentar se puede triunfar y resulta aún mucho más gratificante y valorable. 
Germán Tripel, músico y actor argentino, de niño fue bueno en el área deportiva lo que lo fomentó a ingresar al Profesorado de Educación Física, durante el transcurso de sus carrera se le presenta la oportunidad de dedicarse a la música. La inteligencia que desarrolló principalmente fue la corpóreo/ cinestésica en los deportes, fue una herramienta importante que le sirvió para triunfar también en la música. Acá se puede observar cómo una inteligencia puede servir para ser exitoso en áreas muy diferentes. 
Otra inteligencia muy importante para su vida profesional fue la musical que es la que guió toda su carrera y sigue desarrollando hoy en día. Intrapersonal, cuando no había algo que a él lo llevara a un límite emocional las audiciones no eran lo que él esperaba, pero cuando había algo que desde su interior lo movilizaba para interpretar los personajes conseguía el papel. Inteligencia interpersonal se vio reflejada en los momentos que conformaba una banda o que interpretaba personajes en el teatro donde se necesita de diferentes personas y aprender a compartir la misma área. La inteligencia lingüística/verbal se desarrolla a partir de la escritura de las canciones y de la interpretación de los guiones. Viso/espacial se ve reflejada mayormente en el desenvolvimiento en el escenario. A lo largo de su carrera y de su etapa laboral pasó por muchos desafíos e inseguridades que fueron las que lo ayudaron a crecer y a lograr objetivos impensados para él logrando así ser el artista que es hoy en día. 
Carlos Spadone, reconocido empresario y político argentino, a los 12 años logra una pequeña participación como extra en una película con Roberto Quiroga, y que considera que fue su primer paso por el cine y actuación, así es como comenzó a desarrollar las inteligencias corpóreo/cinestésica, musical, viso/espacial, lingüístico/verbal. 
Años más tarde decide dedicarse a los negocios, es ahí donde comienzan a tener más importancia las lingüístico/verbal y la interpersonal. 
La lingüístico/verbal es muy necesaria a la hora de los negocios, es decir para desarrollar su papel como empresario y la interpersonal para aprender a negociar, a relacionarse con sus empleados y a su vez en área teatral para saber lo que el público demanda. 
Reflexionando acerca de cada uno de sus proyectos logrados considera que para llegar al éxito se necesita de personas que acompañen y sean trabajadoras. “El que llega a lograr sus objetivos es el que se compromete todos los días por lo que se planteó”, dijo. 
Alejandro Maci, director y guionista argentino, su pasión por las películas ya de tan pequeño hizo que se vaya despertando su amor al cine en su totalidad. Sus inicios fueron como actor y asistente de la directora María Luisa Bemberg, ya desarrollaba inteligencias en el teatro. 
Dentro de su profesión las inteligencias que más desarrolló fueron la lingüístico/verbal ya que es necesario al momento de redactar los guiones, inventar historias e interpretarlas. Cinestésico/corporal directamente relacionada a la actuación ya que debe ser analizada para lograr el objetivo de cada personaje. Interpersonal necesaria para crear un ambiente laboral en equipo donde todas las partes se complementen para lograr el objetivo planteado. 
Alejandro remarca que para lograr el éxito hay que ser aventurero y animarse a más, de esta forma lograr experiencias nuevas que nos ayudan a crecer día a día. “La pasión, el gran compromiso que tenemos por lo que añoramos obtener, es el pilar para lograr el objetivo que nos planteemos”.
La trayectoria evolutiva natural de cada inteligencia, a partir de la inteligencia en bruto, para atravesar un sistema simbó- lico corresponde a la educación, participar oportunamente en estos desarrollos, a fin de que los estímulos lleguen oportunamente y en forma apropiada. Sin duda, Gardner apunta con claridad la importancia que tiene la evaluación, no como un mecanismo general sino como una posibilidad de obtener el perfil de inteligencia de cada persona. La pluralidad de inteligencias no puede someterse a fórmulas únicas, y para el estímulo adecuado se deben buscar alternativas, en caso de que la persona encuentre limitaciones para lograr el éxito en su proceso de aprendizaje.
Es decir, a veces tenemos algunas inteligencias más desarrolladas que otras, y esto es todo un aprendizaje que lleva tiempo, se debe buscar la forma de llegar a la autosatisfacción. Esto sucede todo el tiempo en las personas y más que nada se puede apreciar en los actores cuando se proponen algún personaje y tienen que desarrollar habilidades tal vez nunca antes utilizadas.

Conclusión 
"Hablar del 'éxito' es muy abstracto. Ya que existen tantas vivencias del Éxito como personas. Pero ser exitoso, sentirse como tal o no, son cosas con las que convivimos diariamente en el trabajo, la pareja, la familia, entre otros", comenta Eduardo Sallenave. (2013). 
Estos artistas que hemos tenido el gusto de conocer y saber un poquito más de ellos nos han expresado de qué forma han logrado el éxito, la autovaloración, la autosuperación que consideran que siguen día a día forjando. 
Para logar el éxito se necesita descubrir una pasión, donde el esfuerzo es un punto clave para logarlo, y la pasión el incentivo para obtener como resultado el triunfo. A su vez también se necesita tener una visión clara. Es fundamental tener bien clara la meta para así continuar firme en el camino y no desfallecer ante el primer obstáculo, ese objetivo tiene que estar firmemente planteado y que sea el motor de eso que da el impulso para seguir. El éxito suele estar directamente atado a una pasión, a aquello que nos levanta todos los días y nos hace seguir, por esto mismo los artistas que conocimos nos cuentan cómo cada una de sus inteligencias múltiples ayuda a desarrollar su pasión. Si se observan casos de personas exitosas, como las que conocimos, o que han realizado algo relevante en su vida, muchas veces se trata de historias con subidas y bajadas, e incluso con muchos intentos y fracasos antes de lograr el triunfo. Sin embargo, no se echaron atrás por esas derrotas aparentes, sabían ver a esas situaciones como parte del proceso, como la experiencia, como pasos que los acercaban más y más a la meta. Para no dejarse vencer ante esas trabas que se presentan hace falta la automotivación. 

Referencias bibliográficas 
Gardner, H. (1983). Inteligencias Múltiples. Buenos Aires: Editorial Paidós. 
Sallenave, E. (2013). Estudio sobre concepto el concepto del éxito. Disponible en: http://www.revistadircom.com/ redaccion/investigaciondircom/208-estudio-conceptoexito-eduardo-sallenave.html


Visión del éxito fue publicado de la página 9 a página11 en Escritos en la Facultad Nº138

ver detalle e índice del libro