El proyecto consistió en realizar un plan de marketing para la nueva plataforma Airbnb Para Ellas que surge como una extensión de la ya conocida Airbnb y funciona con el mismo sistema colaborativo. La diferencia clave es la exclusividad para mujeres que ofrece la aplicación. La modalidad es la siguiente: una mujer que viaja sola se hospeda en la casa de una mujer que vive sola, intentando asegurar el bienestar de ambas, y Airbnb se queda con un porcentaje de la tarifa por actuar como intermediario.