Estudiantes Internacionales Estudiantes Internacionales en la Universidad de Palermo Reuniones informativas MyUP
Universidad de Palermo - Buenos Aires, Argentina

Facultad de Diseño y Comunicación Inscripción Solicitud de información

“Un director de ópera o de teatro musical es un articulador, es el que decide dónde pongo la atención”

Expresó Willy Landin en la Facultad


En la novena edición de Escena Creativa, que consiste en una serie de seminarios gratuitos de capacitación y actualización, este director y escenógrafo dio una charla sobre la puesta en escena de ópera y teatro musical.

“Un director de ópera o de teatro musical es un articulador, es el que decide dónde pongo la atención” “Un director de ópera o de teatro musical es un articulador, es el que decide dónde pongo la atención”

Pubicada: 11/9/2009

En la opera y en el teatro musical conviven texto y música. ¿Cuál es la tarea del director al enfrentarse a los mismos? ¿Cuál de ellos prevalece? ¿Cómo los articula? Desde su larga trayectoria en el teatro lírico hasta su reciente incursión como director de prosa en Las mujeres sabias, Willy Landin se propuso analizar en este seminario las relaciones que se establecen entre el texto-música, arquitectura teatral y trabajo físico, desde una mirada innovadora en donde se permite poner en contigüidad los estilos más disímiles.

Comenzó planteando que en el teatro de prosa también hay música y que nos encontramos con la dificultad de que no hay una teoría escrita sobre la puesta en escena en ópera, por lo tanto no se puede transmitir un sistema de cómo realizar una puesta. Su propuesta comenzó por trabajar algunos aspectos sobre morfología y semiótica de la música, dado que en la ópera es gran parte del lenguaje que se utiliza para transmitir algo: “A diferencia de otras artes la música penetra en nosotros, mientras que las artes discursivas como el cine y el teatro necesitan un tiempo para tomar forma. La música tiene un poder evocativo que tiene que ver con el poder ilimitado de combinación. Como la música tiene la posibilidad de simultaneidad, ritmo, melodía y armonía, la escucha es inagotable”.

Luego habló sobre el origen de la ópera, de los conceptos musicales de monodia y polifonía y trabajó sobre un concepto “visual” de la música a partir de las partituras de Bach: “Un director de ópera o de teatro musical es un articulador, es el que decide dónde pongo la atención. No es necesario que sepa de música pero sí hay que ser sensible a la música”. Luego dijo: “El teatro es un juego de convenciones donde hay una lógica interna. Un puestista puede incluso darle sentido al no-significado, al ruido.”

Habló también de la función del recitativo en la ópera y su utilización en los orígenes de la misma para hacer que la acción avance: “Una de las características del recitativo es que es terreno exclusivo del director de escena, tiene que ver con los tiempos escénicos, y por ende se puede trabajar libremente, teatralmente. En Wagner hay un discurso musical fluido en donde no hay diferencia entre la música y el recitativo”.

Otra de las problemáticas que trató fue la limitación de los cantantes respecto de la emoción: “No se pueden permitir llorar porque la angustia va directo a la garganta, entonces cuando uno encuentra un cantante que además agrega este plus de emotividad a su performance, se está frente a una técnica admirable y hay otra cuestión que es que la actuación modifica la música”.


Categorías a las que pertenece esta nota:

Teatro y Espectáculos

Otras notas relacionadas:

“El títere nació el primer día que el hombre vio su sombra”

“Ensayes lo que ensayes siempre sentís que te falta, pero hay un punto en que no avanzás más: necesitás del público”

“La literatura para chicos ya no tiene el auge que tenía antes porque la infancia se ha acortado”

Links sugeridos:

Carrera Diseño de Espectáculos

Minisitio Escena Creativa

Minisitio Espectáculo Palermo


Ver Noticias Ver Próximos Eventos Ver noticias anteriores