Estudiantes Internacionales Estudiantes Internacionales en la Universidad de Palermo Reuniones informativas MyUP
Universidad de Palermo - Buenos Aires, Argentina

Facultad de Diseño y Comunicación Inscripción Solicitud de información

  1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Actas de Diseño Nº 32 >
  4. Ambiente consciente, el diseño como soporte de un mundo en crisis

Ambiente consciente, el diseño como soporte de un mundo en crisis

Lopez, Cristina Amalia; Bergomi, Paolo I. G.

Actas de Diseño Nº 32

Actas de Diseño Nº 32

ISSN Impresión 1850-2032
ISSN Online: 2591-3735
DOI: https://doi.org/https://doi.org/10.18682/add.vi32

XIV Encuentro Latinoamericano de Diseño “Diseño en Palermo” X Congreso Latinoamericano de Enseñanza del Diseño Comunicaciones Académicas

Marzo 2020, Año 14, Vol. 32, Buenos Aires, Argentina | 260 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Ambiente consciente, el diseño como soporte de un mundo en crisis

Cristina Amalia Lopez y Paolo I. G. Bergomi (*)

Resumen: La visión del negocio, conceptualizado desde el diseño, permite hacer proyecciones innovadoras cambiando el punto de vista, si se contempla en el proyecto la esencia de la compañía, las variables en los actores, el impacto ambiental, el compromiso con la comunidad y la RSE, el uso eficiente de la energía y que la función final es el éxito del proyecto en escala sostenible, tomando en cuenta la fragilidad de los recursos. Por ello existe un punto central que es la interpretación de necesidades y soluciones con una mirada analítica que proponemos compartir desde la propia experiencia interinstitucional.

Palabras clave: Diseño - sostenibilidad - impacto social - energías - interinstitucionalidad - proyectos - negocio - responsabilidad ambiental - ecología.

[Resúmenes en inglés y portugués y currículum en p. 139]

Actas de Diseño (2020, diciembre), Vol. 32, pp. 135-139. ISSSN 1850-2032. Fecha de recepción: abril 2017 Fecha de aceptación: julio 2018 Versión final: diciembre 2020

Desde las organizaciones miembros de la Asociación Latinoamericana de Diseño (ALADI) y la plataforma comunicacional de BOOK 21 centramos nuestro trabajo de desarrolladores de proyectos, tomando en cuenta la importancia de la sociedad civil, en el involucramiento con las realidades de la comunidad. Vemos que en el Diseño, básicamente existe un punto central que es la interpretación de necesidades y soluciones, con una mirada analítica y en profundidad, y no una descripción superficial de lo evidente actuando por diagnósticos estándar sino personalizando cada uno de los proyectos. De ahí que el éxito de los negocios a escala sostenible requiere una visión innovadora para afectar positivamente en nuestras comunidades a nivel global. En tal sentido, promover el desarrollo de una faz humana del diseñador que capitaliza la experiencia de campo desbordando el aspecto académico, nos lleva a reinterpretar los roles del sector académico, la formación profesional a través de la praxis y el involucramiento de la comunidad en el desarrollo de proyectos educativos, administrando los recursos y financiando al emprendedor que favorece la sostenibilidad. Consideramos al diseñador un desarrollador de ideas innovadoras aplicables al contexto, en el cual son sostenibles los proyectos, que se piensan táctica y estratégicamente, teniendo lecturas sensibles a realidades que sintetizan necesidades simples y claras, que desde la creatividad e inteligencia se ponen a disposición de la comunidad. Por tanto entendemos al diseñador también como un actor cultural del cambio.

En consecuencia, proponemos analizar los roles diseñador - proyecto - usuario - ambiente y la responsabilidad éticoprofesional, porque estamos en un tiempo justo para que los diferentes actores compartan sus necesidades y soluciones posibles y se pueda trabajar coordinadamente desde la sociedad civil y los ámbitos públicos para favorecer la calidad de vida y sobre todo cuidar el ambiente. Para ello el diseñador debe obrar con ética profesional y conocimiento de causa y efecto en el proyecto, el negocio y el contexto de uso, considerar las crisis económicas, la devaluación, los bajos presupuestos, los elementos competitivos, la disparidad de experiencias, los sectores intervinientes etc. De estas razones dependen muchas veces los financiamientos de proyectos y, fundamentalmente, para dar respuestas específicas y no respuestas standard, mejorar lo que se viene haciendo, como parte del equipo de gestión del negocio y empresa, aportando sus visiones. La inserción del diseñador en el ámbito productivo como generador de valor agregado es un tema del cual venimos haciendo docencia desde hace varios años, al igual que la toma de conciencia sobre la utilización de los recursos.

El medio ambiente es lo más valioso que tenemos, cuidarlo y protegerlo es un compromiso y una obligada responsabilidad para sostener un futuro posible. Desde la nueva conducción de la CGE (Confederación General Económica) y ALADI, estamos promoviendo la concientización sobre el uso consciente de las energías, partiendo de la premisa de la adhesión subscripta en el año 2000 al programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) convocando a las empresas industriales y sobre todo a las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) y a los emprendedores a generar espacios de reflexión, con la presencia de funcionarios de los Ministerios Nacionales de Ambiente y Desarrollo Sustentable (Gabinete Nacional de Cambio Climático) y el Ministerio de Energía y Minería (Secretaría de Eficiencia Energética), fundamentando nuestras argumentaciones a través de informes que elaboramos desde la SICyC de la CGE (que es la recientemente creada Secretaría de Industrias Creativas y Culturales dentro de la Confederación General Económica), difundiendo el compromiso de las Industrias a nivel mundial para reducir el Impacto Ambiental en concordancia con el Convenio de producción limpia del PNUD y como miembros del ECOSOC (Consejo Económico Social) de la cual ALADI es miembro desde 1990. Creemos que las Cámaras empresariales, comerciales e industriales, pueden contribuir a articular un programa de toma de conciencia sobre cambio climático, e instalar este tema también en la Región, para que Latinoamérica lo incluya en su agenda de gobierno, como en el ámbito académico y pre profesional. Estamos convencidos que es fundamental trabajar juntos en remediar los problemas que le hemos causado a nuestro Planeta, y hacerlo desde todos los sectores, y desde la Sociedad Civil, incluso en la articulación con los Organismos de gobierno, pues se lograría que los Municipios que están preocupados por resolver estas problemáticas, y el Gobierno Nacional y Provincial, comprometido con metas mundiales, trabajemos todos en esta agenda y se logre un proceso conjunto de desarrollo sostenible, para una mejor calidad de vida.

La ALADI de manera ininterrumpida eleva un informe anual ante el Consejo Económico y Social, presentando el listado de acciones cooperantes con Naciones Unidas, con el PNUD de Producción Limpia, y el compromiso con los Objetivos de Desarrollo del Milenio y la agenda de desarrollo con posterioridad a 2015 y los compromisos hacia 2030, sobretodo en términos de Gestión Social del Diseño para el Desarrollo y Crecimiento Sostenible y el Cuidado del Medioambiente. Las tareas realizadas se centran en la concientización sobre el cuidado del medioambiente, la cooperación con empresas nacionales e internacionales en la difusión e implementación de las 3 R´s. También la participación en Foros Educativos, Congresos de Enseñanza del Diseño a nivel latinoamericano, Encuentros de formación profesional, Eventos culturales, Muestras y Exposiciones, Ferias de Diseño con la presentación de proyectos pedagógicos y papers académicos de miembros de ALADI, que han sido seleccionados y publicados en Latindex (Sistema Regional de Información en Línea para Revistas Científicas de América Latina, el Caribe, España y Portugal). Incluso ALADI ha celebrado convenios de cooperación con organismos e instituciones de enseñanza poniendo en valor la praxis profesional desde las aulas, y con aportes vinculantes a la inclusión del Diseño en el sistema productivo. Y en cooperación con Latin American Quality Institute (LAQI) se ha realizado el Panel de Pacto Global de ONU, durante el Festival de la Calidad. Y en compatibilidad trabajamos junto al Movimiento Agua y Juventud y la Red de Municipios, y con Vamos a Hacerlo.

Tenemos que hacernos cargo de las alertas de Cambio Climático que se manifestaron con fuerza a partir de 1992 en las Naciones Unidas y es tiempo de empezar a curar esas enfermedades y aportar nuestras experiencias y sabiduría para contribuir con este desafío que nos involucra a todos, para contribuir con el bien común de nuestra nación, con un ambiente sano - mundo sano. Juntos podemos hacer la diferencia y la participación y preparación profesional es el camino hacia ese cambio. De hecho, y haciendo un poco de historia de dónde surge el término “desarrollo sostenible” debemos mencionar el Informe Brundtland que enfrenta y contrasta la postura de desarrollo económico actual junto con el de sostenibilidad ambiental, realizado por la ex-primera ministra noruega Gro Harlem Brundtland, con el propósito de analizar, criticar y replantear las políticas de desarrollo económico globalizador, reconociendo que el actual avance social se está llevando a cabo a un costo medioambiental alto. El informe nace en 1987 para la ONU, por una comisión encabezada por la doctora Gro Harlem Brundtland, entonces primera ministra de Noruega y que originalmente, se llamó Nuestro Futuro Común (Our Common Future, en inglés).

En este informe, se utilizó por primera vez el término desarrollo sostenible (o desarrollo sustentable), definido como aquel que satisface las necesidades del presente sin comprometer las necesidades de las futuras generaciones. Implica un cambio muy importante en cuanto a la idea de sustentabilidad, principalmente ecológica, y brinda un marco que da también énfasis al contexto económico y social del desarrollo, basándose en objetivos a modo de señales, restricciones ecológicas destinadas a la conservación de nuestro planeta tierra y las morales, donde se hace el foco en renunciar a los niveles de consumo a los que no todos los individuos pueden aspirar. Habla también del crecimiento económico en los lugares donde no se satisfacen las necesidades anteriores; es decir, en los países pobres. También el informe hace referencia al control demográfico, referido principalmente a las tasas de natalidad, no poner en peligro los sistemas naturales que sostienen la vida en la Tierra, con la conservación de los ecosistemas que deberían subordinarse al bienestar humano, pues no todos los ecosistemas pueden ser conservados en su estado virgen. Se busca que el uso de los recursos no renovables sean lo más eficientes posible. El desarrollo sostenible requiere entender que la inacción traerá consecuencias y se debería modificar las estructuras institucionales y fomentar las conductas en relación a los objetivos enunciados. También es importante que cada país participe de las conferencias a nivel mundial, dado que los objetivos se cumplen si las garantías de paz se concretan en base al diálogo y al entendimiento, al respeto por las ideas y a la búsqueda de soluciones que se encaminen al desarrollo sostenible en convivencia con la cooperación mundial.

El diseñador, factor humano en la cadena productiva: proyecto-usuario-ambiente

Convencidos de la importancia del diseño en la cadena productiva, cuando se tiene en cuenta el factor ambiental, la capacidad operativa y los roles de los protagonistas, el proyecto, el usuario, la comunidad, conforman un escenario donde el valor agregado para alcanzar la sostenibilidad, puede ser viable con la participación activa del “diseñador”, que obra con ética profesional y conocimiento de causa y efecto. En tal sentido, el diseñador, en su rol de desarrollador de ideas innovadoras aplicables al contexto en el cual son sostenibles los proyectos, estratégicamente, aporta lecturas sensibles a realidades desde la creatividad e inteligencia y se pone a disposición de la comunidad para dar solución a los problemas. Lo antedicho nos obliga a replantear el modo en que educamos a nuestros profesionales, ya que el despertar las sensibilidades para que exista conciencia ambiental es en gran parte la tarea de los educadores de nuestros futuros profesionales. Es absolutamente necesario el análisis de la concepción de productos, su materialidad y funcionalidad, para desarrollar capacidades y el espíritu crítico en la elaboración de proyectos. Es por ello que sostenemos que el diseñador es un actor cultural del cambio, con responsabilidad por su oficio. Por esta razón, proponemos analizar los roles diseñador - proyecto - usuario - ambiente y la responsabilidad ético profesional. Entendemos al diseñador como eslabón indiscutido e indispensable del desarrollo productivo. El claro efecto que provoca la incorporación del diseñador en las empresas constituye la diferencia sustancial en los resultados visibles en la respuesta del mercado.

La visión del negocio conceptualizado desde el diseño permite hacer proyecciones innovadoras cambiando el punto de vista, si se entiende la esencia de la compañía, las variables en los actores, la capacidad de pensar lateralmente y que la función final es el éxito del proyecto. Todos coincidimos en que un diseñador es un individuo capaz de resolver problemas, extraer conclusiones y aprender de manera consciente de los hechos, a partir de acciones concretas. Los casos vivenciales que hemos implementado, desde nuestras organizaciones miembros de ALADI, nos confirman que un diseñador inmerso en situaciones reales puede lograr resultantes sustantivos, por lo tanto nada mejor que la realidad como escuela de formación. En este concepto, la filosofía de trabajo que llevamos adelante interinstitucionalmente, ha promovido a través del tiempo, una cantidad de iniciativas que nos permiten confirmar lo expuesto, por el valor del contenido y metodología que implementamos, en el marco de la permanente evolución y el involucramiento de las personas creativas e innovadoras, donde el diseño es plataforma de convivencia y progreso económico para las comunidades. A continuación compartimos algunos de los proyectos que realizamos y que involucran no solamente al individuo y su ocupación, sino a las personas y su comunidad, a los profesionales y las organizaciones que los reúnen y a todo el conjunto de interesados para confluir en la dinámica de un diseño para todos:

•El programa de Becas ALADI ITALIA que desde 1996 capacita a diseñadores en gestión del diseño para Pymes en una iniciativa promulgada desde la presidencia de la Asociación Latinoamericana de Diseño con el Centro Analisi Sociali (CAS).

•Proyecto Totora: realizado de manera conjunta con la cooperación del Instituto Internacional de Innovación Integral 4I y ALADI entre 2009-2011, y entre dos países latinoamericanos en 2013-2014.

•Una tela / Dos ciudades, proyectado por el ITEDI UM Argentina - ONDI Cuba, 2007. La idea de este evento surgió en el marco del “Programa Latinoamericano de Cooperación en Diseño y Producción Textil” entre el Instituto Tecnológico de Diseño (ITEDI) de la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Morón y la Organización Nacional de Diseño Industrial (ONDI) de Cuba, impulsando en este sentido importantes mecanismos de cooperación internacional, cultural y comercial. Así mismo, en consideración a las condiciones ecológicas y de biodegradabilidad de los materiales a usarse, este programa se inscribe en el Acuerdo de Producción Limpia del PNUD Naciones Unidas con la ALADI y cuenta con la declaratoria de interés legislativo por parte del Senado de la Argentina y su Comisión de Industria y Comercio. - Manos que se ayudan (MODELBA - ALADI - CONPANAC - Asociación Argentina de la Moda). Se genera un aprendizaje-servicio solidario con estudiantes de diseño de indumentaria y la comunidad, y experiencias con personas de bajos recursos en institutos de enseñanza del Cono Urbano formadas por alumnas de la cátedra de Sastrería y diseñadoras recibidas en cursos de capacitación de estas entidades. Establecimientos de formación profesional y capacitación que se involucran en proyectos de diseño, cooperando con las actividades de la comunidad.

•Talleres de reciclado de indumentaria con ALADI - CONPANAC - Asociación Argentina de la Moda - Vamos a Hacerlo Argentina, en la Sociedad de Estímulo de Bellas Artes CEPRODI Oeste, redimensionando el uso de los residuos y su reutilización a través del diseño de nuevos productos, concientizando sobre las ventajas y beneficios que el Diseño aporta a las prácticas y gestiones necesarias al desarrollo sustentable y a la búsqueda de la calidad total.

•Monte Caseros Vuela Alto, un proyecto de tres años de trabajo. Realizado por ALADI CEPRODI 2008-2010 incorporando a la comunidad en el rescate patrimonial del sitio y la valoración de un proyecto de diseño a escala turística.

•Artodos, mosaico de la comunidad. Desde 2009 se trabaja de manera ininterrumpida en colegios, despertando las capacidades artísticas de niños y adolescentes, llevando adelante murales en la ciudad y sobre todo en las escuelas del barrio.

•Las exposiciones y talleres, propuestas artísticas realizadas en la Sociedad Estímulo de Bellas Artes de Ramos Mejía, un espacio cultural que impulsa el espíritu creativo de los vecinos, haciendo del arte un elemento comunicador y vinculante de la comunidad, generando un lugar para interactuar entre artistas y aficionados, formando un colectivo en el que sus miembros pueden expresar sus emociones y experiencias de vida, compartiendo actividades de cerámica, cómics, escultura, audiovisuales, escenografía entre otros. El arte es un elemento vinculante y motivador como punto de encuentro.

•Las acciones de los Centro de Promoción del Diseño (CEPRODI-ALADI) en las distintas zonas de intervención con proyectos de formación y desarrollo profesional.

•Promoción del diseño y su valorización patrimonial, con la difusión y puesta en valor de las capacidades del hombre, puestas de manifiesto en los Museos de la Industria y del Diseño Hecho en Argentina y Museo de Arte de Piriápolis (MAP), ambos dos con sus muestras de diseño industrial y arte del mundo, con sus colecciones y su know how de investigación, restauro y calificación, que ha servido de inspiración a muchos profesionales y de objeto de estudio a universidades e instituciones. De los proyectos mencionados en el párrafo anterior, los resultados de cada uno de ellos han favorecido al conjunto de los participantes más que positivamente y, en el aspecto formativo, pedagógico y didáctico, los diseñadores intervinientes, han puesto en acción sus capacidades profesionales para establecer conexiones causales y lógicas, para proponer soluciones sustentables. Establecieron una interacción con la comunidad (una comunidad real con sus potencialidades y carencias), y con sus actores sociales, gubernamentales e institucionales, compartiendo cualidades intrínsecas no explotadas, que el diseño reorganiza y re-propone.

Esta relación entre partes ha enriquecido a los distintos grupos, redescubriendo capacidades olvidadas con situaciones patrimoniales desvalorizadas que, a través de la gestión del diseño, recuperan significación. Una gestión aplicada a proyectos reales, donde dichas habilidades y aptitudes idóneas, permiten que la suficiencia y el genio afloren, aportando y generando beneficios, que definen una nueva plataforma de convivencia y progreso económico para las comunidades. En base a esto podemos afirmar la importancia del conocimiento y la praxis del saber hacer, el valor del oficio, como elemento esencial en la carrera de un diseñador, ya que la cultura que incorpora en sus saberes es determinante y, en función de una toma de conciencia eco-ambiental, el Diseño ha cambiado los sitios, desde la intervención de sus estudiantes de diseño latinoamericanos y el intercambio con otros estudiantes del mundo, trabajando en equipos con profesionales recibidos y otros de amplia experiencia estableciendo una conexión significativa y afectando positivamente a cada lugar.

La cultura que pueda asimilar el diseñador por su participación en estos proyectos es lo que se integra al bagaje profesional, donde afirmamos que “se aprende haciendo”.

Cuando el diseñador retroalimenta este tipo de experiencias se convierte en un diseñador distinto, una persona con factores diferenciales incorporados.

Conclusiones

A modo de conclusión podemos decir que desde la ALADI y sus organizaciones miembros, estamos promoviendo el desarrollo de la sensibilidad del diseñador, que capitaliza la experiencia de campo y transciende el aspecto académico y coordina ambos universos, centrándose en la tarea del hacer y brindar servicio. La adaptación de la innovación resultará en el incremento gradual del rendimiento de sus proyectos futuros.

En el territorio de las ideas, la dinámica entre el medio exterior y el razonamiento percibido por cualquiera de las vías inteligentes aplicadas en la participación del proyecto, permite que se active la razón y también la emoción, consolidando la capacidad de sentir. Eso es lo que nos permite discernir las propiedades de cada objeto ideal y entender las relaciones entre las distintas ideas en base a la necesidad del propio individuo, los datos externos memorizados y los recuerdos naturales. Todo ello da forma al razonamiento y sensibilidad, convivientes dentro del plano de la gestión social del diseño. Necesitamos innovación para hacer una apuesta a quienes están pensando en la sociedad, interpretando el consumo y las soluciones a las necesidades que la comunidad requiere. Aprender a entender lo que pasa más allá de las ideas creativas, para prestar un servicio táctico.

El diseñador debe aprender a generar un vínculo virtuoso con sus clientes, pues a mayor confianza en el vínculo, mayor certeza en las recomendaciones. Por ende el diseñador no solo debe ser creativo por naturaleza sino respetuoso de la trayectoria histórica de su cliente a la hora de interpretar su marca o crear un logo, comunicar ideas o proponer un nuevo producto. Estar atento al lenguaje de la marca y el target, pensar en los consumidores, los usuarios (analizar que les gusta o no: a través de las diferentes formar de involucrarse con la solución que la comunidad necesita, proporcionalmente mayores serán los cambios que veremos transcurrir a medida que el diseñador se inserte en el mundo productivo.

En conclusión, el diseñador es una persona que resuelve problemas, proponiendo ideas innovadoras aplicables al contexto, en el cual son sostenibles los proyectos que piensan táctica y estratégicamente, teniendo lecturas sensibles a realidades que sintetizan necesidades simples y claras, que desde la creatividad e inteligencia se ponen a disposición de la comunidad. Por tanto, el diseñador es un actor cultural del cambio y estamos convencidos que el diseño, como soporte de un mundo en crisis cooperará en la construcción de un ambiente más consciente y sostenible.

Referencias bibliográficas

Bergomi, P. (2016). El diseño como generador de nuevos contextos de pensamiento. Actas de Diseño, 21, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/publicacio nesdc/vista/detalle_articulo.php?id_libro=601&id_articulo=12520

Bergomi, P. (2014). El “gen” productivo argentino. Diario Uno Santa Fe. Disponible en: http://www.unosantafe.com.ar/santafe/el-genproductivo-argentino-n831821.html

Bergomi, P. La creatividad como proyecto. Disponible en: http://www.disenola.org/index.php/articulos.html?page=shop.browse&manufacturer_id=22

Bergomi, P. (2015). Artodos, el mosaico de la comunidad. Proyecto documentado en redes sociales. Disponible en: www.facebook.com/permalink.php?id=471596076183856&story Bergomi, P. (2007). Proyecto Totora. Disponible en: fido.palermo.edu/servicios_dyc/encuentro2007/02_auspicios.../CE-119.pdf

Bergomi, P. (2008). Monte Caseros vuela Alto. Disponible en: http://www1.hcdn.gov.ar/proyxml/expediente.asp?fundamentos=si&numexp=3450-D-2008 D&F Muebles. Salón del Mueble de Milán. Más Allá del Éxito. Disponible online en http://www.maderamen.com.ar/muebles/index.php?section=pagina&sub=view&id=6109

La Facultad de Diseño en Expo Milán (2015) http://ude.edu.uy/ude-expo-milan-2015/ La Nación. Arquitectura. (2003). Hacia la cuna del diseño. Los ganadores de las Becas ALADI a Italia. Gestión del Diseño aplicable a empresas. Disponible en: http://www.lanacion.com.ar/492614-hacia-la-cuna-del-diseno-Lopez, Cristina Amalia

Lopez, C. (2016). Enseñanza del diseño, fase dos “Producción y Financiamiento”. Financiando proyectos iniciales con programas de ayuda al neo diseñador. Actas de Diseño, 21, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_libro=601&id_articulo=12530

Lopez, C. (2013). Miradas hacia la educación pensando en la profesionalización del diseñador. Actas de Diseño, 15, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_articulo=9238&id_libro=456

Lopez, C. (2012). Educación, formación y capacitación para un diseño sostenible con identidad latinoamericana. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación, 21, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_libro=380&id_articulo=8310 (autor Cristina Amalia Lopez)

Lopez, C. (2012). Contribuyendo a formar diseñadores líderes en el siglo XXI. Reflexión Académica en Diseño y Comunicacón, 18. Disponible en: http://fido.palermo.edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_libro=379&id_articulo=8221

Lopez, C. (2011). Diseño con Identidad Latinoamericana: Somos Latinos. La identidad es cultura en movimiento. Actas de diseño, 6, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo. edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_libro=339&id_articulo=7597

Lopez, C. y Bergomi, P. (2015). El rol del sistema educativo como articulador del diálogo proyectista emprendedor. Actas de Diseño, 19, Universidad de Palermo. Disponible en: http://fido.palermo. edu/servicios_dyc/publicacionesdc/vista/detalle_articulo.php?id_articulo=11231&id_libro=541

Parexklaukol y el Centro de Arte y Comunicación. (2016). Entrega de Premios “Ventanas al futuro 2016” Nota publicada en el blog de la Sociedad Central de Arquitectos. Disponible online http://socearq. org/2.0/2016/12/20/parexklaukol-y-el-cayc-entregaron-los-premios-%E2%80%9Cventanas-al-futuro-2016%E2%80%9D/

Quirós, L. (2015) Una ojeada al sentarse. “Me siento bien / Sillas y Sillitas del mundo. Muestra del MAP”, Magazine Experimenta. Disponible en: https://www.experimenta.es/blog/luis-fernandoquiros/una-ojeada-al-sentarse-5003/

Revista Dossier (2014) Antología del Diseño Italiano en el Museo Nacional de Artes Visuales. Publicado online http://revistadossier.com.uy/diseno/antologia-del-diseno-italiano-en-el-mnav/ Taller de reciclado de indumentaria (s.f.) Disponible en: https: //www.facebook.com/EstimuloBellasArtesRamosMejia/posts/6885289 97829827

Una tela dos ciudades (2013). Disponible en: http://portal.educ.ar/noticias/educacion-y-sociedad/una-tela-dos-ciudades.php

López, C. A. y Bergomi, P. (s.f.) Proyecto Manos que se ayudan- Diseño Latinoamericano en Acción - Experiencias Académico-Institucionales en el Campo del Diseño. En I Congreso de Enseñanza del Diseño, Universidad de Palermo. Recuperado de http://www.palermo.edu/dyc/congreso-latino/pdf/Bergomi.pdf

Universidad Nacional de San Juan. (2012) La semana diseñada de la Facultad de Arquitectura. Revista La universidad. Recuperado de http://www.revista.unsj.edu.ar/revista59/11-2012-04.php

Abstract: The vision of the business conceptualized from the design, allows to make innovative projections changing the point of view, if contemplated in the project, the essence of the company, the variables in the actors, the environmental impact, the commitment with the community and the CSR , The efficient use of energy and that the final function is the success of the project on a sustainable scale, taking into account the fragility of resources, so there is a central point that is the interpretation of needs and solutions with an analytical We propose to share from our own interinstitutional experience.

Keywords: Design - sustainability - social impact - energies - interinstitutionality - projects - business - environmental responsibility - ecology.

Resumo: A visão do negócio, conceituado desde o design, permite fazer projeções inovadoras mudando o ponto de vista, se se contempla no projeto a essência da companhia, as variáveis nos atores, o impacto ambiental, o compromisso com a comunidade e a RSE, o uso eficiente da energia e que a função final é o êxito do projeto uma escala sustentável, tomando em conta a fragilidade dos recursos. Por isso existe um ponto central que é a interpretação de necessidades e soluções com uma mirada analítica que compartilhamos desde a própria experiência inter-institucionalidade.

Palavras chave: Design - sustentabilidade - impacto social - energias - interinstitucionalidade - projetos - negócio - responsabilidade ambiental - ecologia.

(*) Cristina Amalia Lopez. Investigadora, escritora y comunicadora social, desarrolladora de proyectos institucionales. Docente de la Universidad de Palermo / Presidente de la Confederación Panamericana de Profesionales de Alta Costura / Presidente de la Asociación Argentina de la Moda / Directora de MODELBA / Co Directora de BOOK 21 / Miembro del Instituto Latinoamericano de la Calidad - LAQI / Miembro de ALADI / Socio de ACA / Investigadora en temas de Multiculturalismo / Miembro de la Secretaria de Industrias Creativas y Culturales de CGE. Paolo I. G Bergomi. Gruppo Bergomi / Diseñador / Diplomado en Patrimonio / Presidente de ALADI - CEPRODI / Director del Museo del Diseño y de la Industria HECHO EN ARGENTINA / Director del Museo de Arte de Piriápolis en ROU / Miembro de Instituto Latinoamericano de la Calidad - LAQI / Co Director de BOOK 21 / Fundador y Pas Director del Instituto Tecnológico y Carreras de Diseño de la FADU-UM / Miembro de la Secretaria de Industrias Creativas y Culturales de la Confederación General Económica.


Ambiente consciente, el diseño como soporte de un mundo en crisis fue publicado de la página 135 a página139 en Actas de Diseño Nº 32

ver detalle e índice del libro