1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVIII >
  4. El diálogo y la formación de seres humanos íntegros

El diálogo y la formación de seres humanos íntegros

Martínez, Laura

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVIII

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVIII

ISSN: 1668-1673

XX Jornadas de Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Facultad de Diseño y Comunicación. Universidad de Palermo

Año XIII, Vol. 18, Febrero 2012, Buenos Aires, Argentina | 208 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen:

En el presente ensayo se reflexiona acerca de las tres dimensiones del proceso de aprendizaje que se elaboran en al aula taller. Se rescata el concepto de diálogo apreciativo asociado al aprendizaje significativo como uno de los factores decisivos en el proceso de retención de nuevos conocimientos.

El líder deviene en este estilo participativo, una pieza fundamental utilizando la consulta para practicar el propio liderazgo.

Palabras clave: aula taller – aprendizaje – diálogo apreciativo – estructura cognitiva – liderazgo participativo

El planteo desarrollado en este trabajo intenta ser una contribución a la discusión y al análisis de nuestro sistema educativo, como paso indispensable previo a la toma de acciones para mejorarlo, es por eso que hemos tomado un tema tan importante como las prácticas en la Universidad. 

Desde la década de los setenta se advierte un claro movimiento en la orientación de las investigaciones educativas hacia el reconocimiento y atención de las prácticas docentes en su contexto singular de desarrollo. Con ello se ha resaltado la importancia de estudiarlas en el escenario en que se producen los intercambios entre quienes integran el grupo-clase. La forma en que se estructuran en cada aula las tareas académicas y los procesos de intercambio configura prácticas docentes singulares y cambiantes que deben ser estudiadas en su situación, para de ese modo comprender la combinación de elementos personales, materiales y contextuales que allí se producen. Desde esta perspectiva, es que el aula taller constituye un escenario para aprender haciendo, a partir de la negociación de significados entre el docente y los alumnos sobre los criterios en la elaboración del programa de trabajo y sobre las expectativas de los resultados esperados. 

La teoría, la investigación y la acción son tres dimensiones del proceso de aprendizaje que se produce en el aula taller.

Es por eso que también consideramos el concepto de “diálogo apreciativo”, que significa: dialogo, etimológicamente quiere decir “a través del (o mediante el) significado”, generalmente, es el opuesto a discusión, no es polemizar, no hay énfasis en “ganar”, es aprendizaje, colaboración, síntesis y apreciar: estimar; sentir estima, mirar valorativamente; reconocer. Con fundamentos teóricos tan importantes como el diálogo como recurso para el cambio, los individuos aprenden, practican, se desarrollan, y modifican sus papeles en las organizaciones actuando grupalmente. 

El diálogo apreciativo ofrece una visión amplia del futuro que se desea construir, desafía la percepción de lo posible y de lo que se puede realizar, despierta la imaginación, la esperanza, y las pasiones de los individuos y grupos, es un medio poderoso para cambiar las normas, las creencias, y alterar las prácticas culturales y comunicacionales de un grupo y de una organización.

De acuerdo a los principios constructivistas, las personas construyen la realidad y el conocimiento se construye a partir de una permanente interacción entre el sujeto y la realidad.

Asociamos el diálogo apreciativo al aprendizaje signifcativo, en donde Ausubel (1983) sostiene que la estructura cognitiva de una persona es el factor que decide acerca de la significación del material nuevo y de su adquisición y retención. Las nuevas ideas solo pueden aprenderse y retenerse útilmente si se refieren a conceptos o proposiciones ya disponibles, proporcionan las anclas conceptuales. La potenciación de la estructura cognitiva del alumno facilita la adquisición y retención de los conocimientos nuevos. Si el nuevo material entra en conflicto con la estructura cognitiva existente o si no se conecta con ella, la información no puede ser incorporada ni retenida. El alumno debe reflexionar activamente sobre el material nuevo, pensando los enlaces y semejanza, y reconciliando diferencias o discrepancias con la información existente. Es por eso que consideramos que tanto el aprendizaje significativo y los diálogos apreciativos en una clase, son fundamentales, específicamente éstos últimos son una herramienta que utiliza dinámicas de grupo y por medio de preguntas claves, lleva a los participantes a revivir momentos de éxito y extraer lo mejor del pasado e involucra a los equipos en la visualización efectiva de lo que puede ser. Algunas de las premisas son que la realidad se crea en el momento, y hay realidades múltiples.

El acto de formular preguntas acerca de una organización o grupo, influye sobre el grupo en el sentido de lo que se pregunta, esto genera confianza y nos sentimos más cómodos si viajamos al futuro (lo desconocido) llevando con nosotros las mejores partes del pasado (lo conocido) y se valoran las diferencias.

Esto genera diferentes ventajas porque se centra en el análisis de las cuestiones positivas, desplazando a las negativas, fomenta el aporte de todos los integrantes del grupo, el proceso de planificación se convierte en mucho más que un proceso: incorpora y conecta los valores, la visión, la misión y los objetivos estratégicos, las estrategias, planes, programas y proyectos, con un resultado definido y con la revisión permanente y lo más importante es que también es un sistema de aprendizaje con capacidad de innovación. 

Para que éste sistema funcione es fundamental un buen líder, un líder integral, con capacidad de escucha, a sí mismo y al grupo, como individuos y como grupo en sí, a la organización y a la sociedad.

Cuando un líder adopta el estilo participativo, utiliza la consulta, para practicar el liderazgo. No delega su derecho a tomar decisiones finales y señala directrices específicas a sus subalternos, pero consulta sus ideas y opiniones sobre muchas decisiones que les incumben. Si desea ser un líder participativo eficaz, escucha y analiza seriamente las ideas de los integrantes del grupo y acepta sus contribuciones siempre que sea posible y práctico. El líder participativo cultiva la toma de decisiones de sus subalternos para que sus ideas sean cada vez más útiles y maduras. Impulsa también a sus subalternos a incrementar su capacidad de auto control y los insita a asumir más responsabilidad para guiar sus propios esfuerzos. Es un líder que apoya al grupo y no asume una postura de dictador. 

Sin embargo, la autoridad final en asuntos de importancia sigue en sus manos. Consideramos que un buen líder en una clase decide las metas sin problemas. Puede ser un visionario acerca de lo que la gente podría lograr como equipo. 

Considera compartir sus visiones y actuar de acuerdo con ellas. Es proactivo en la mayoría de sus relaciones, muestra un estilo personal, inspira el trabajo de equipo y el respaldo mutuo.

Tiene como meta hacer que la gente se involucre y comprometa y puede facilitar el que los demás vean las oportunidades para trabajar en equipo y permitir que la gente actúe. 

Detecta a quienes quieren sobresalir y trabajar en forma constructiva con los demás e Interviene en los conflictos antes de que sean destructivos.

Se esfuerza por ver que los logros individuales y los del equipo se reconozcan en el momento y forma oportunos. Mantiene los compromisos y espera que los demás hagan lo mismo.

Como líderes de nuestros grupos y docentes resulta importante lograr que los estudiantes puedan explicitar los significados que atribuyen a diferentes componentes o aspectos de su producción, para evitar incongruencias entre las intenciones del docente y las que comprenden los estudiantes. La apropiación de un marco teórico conceptual y el dominio de un vocabulario técnico disciplinar permiten al alumno una comprensión sustantiva de los procesos implicados en su hacer. Se trata de procurar que integre la teoría, la investigación y la acción en un único proceso.

Los sistemas humanos se mueven hacia la dirección de las preguntas que formulan y los diálogos que se sostienen. Es por eso, que se considera fundamental incentivar el diálogo en una clase, fomentar la participación, generar motivación y que los docentes y alumnos se involucren conjuntamente en la formación de los futuros individuos, como profesionales y seres humanos íntegros.

Referencias bibliográficas 

- Ander Egg, E (1994). El taller: una alternativa de renovación pedagógica. Buenos Aires: Magisterio del Río de La Plata. 

- Ausubel; Novak y Hanesian (1983) Psicología Educativa: Un punto de vista cognoscitivo .2° Edición. México: Trillas. 

- Belluccia R (2007) El diseño gráfico y su enseñanza. Buenos Aires: Paidós. 

- Bennis, W. y B. Nanus (1995): Lideres: las cuatro claves del liderazgo eficaz, Colombia: Norma. 

- Cooperrider , D. (1980) Diálogo Apreciativo, 1980 en los Estados Unidos –Clínica de Cleveland, Ohio. 

- Freeman, E. (1995) Administración. México: Prentice Hall Hispanoamericana, 

- Frigerio, M; Pescio, S; Piatelli, L (2007) Acerca de la enseñanza del diseño Buenos Aires: FADU. 

- Koontz, H. y Weihrich,H., Administración – Una perspectiva global – 11a Edición.: Mc Graw Hill. s/fecha. 

- Nickerson, R; Perkins, D; Smith, E. (1998) Enseñar a pensar. Buenos Aires: Paidós. 

Nota: Este trabajo fue producido en la asignatura Introducción a la Didáctica del Programa de Formación y Capacitación Docente en el año 2010.

Abstract: In the present essay it is thought over of three dimensions of the learning process that elaborate into the classroom workshop.

There is rescued the concept of appreciative dialog associated with the significant learning as one of the decisive factors in the process of retention of new knowledge.

The leader develops into this participative style, a fundamental piece using the consultation to practice the own leadership.

Key words: classroom workshop – learning – appreciative dialog – cognitive structure – participative leadership.

Resumo: No presente ensaio reflexiona-se a respeito das três dimensões do processo de aprendizagem que se elaboram no workshop de sala de aula.

Resgata-se o conceito de diálogo apreciativo associado à aprendizagem significativa como um dos fatores decisivos no processo de retenção de novos conhecimentos.

O líder devém neste estilo participativo, uma peça fundamental utilizando a consulta para praticar a própria liderança.

Palavras chave: workshop de sala de aula – aprendizagem – diálogo apreciativa – estrutura cognitiva – liderança participativa.

(*) Laura Martínez. Licenciada en Marketing (UCES)

Vocabulario relacionado al artículo:

diálogo . formación . proceso de aprendizaje .

El diálogo y la formación de seres humanos íntegros fue publicado de la página 162 a página164 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXVIII

ver detalle e índice del libro