Estudiantes Internacionales Estudiantes Internacionales en la Universidad de Palermo Reuniones informativas MyUP
Universidad de Palermo - Buenos Aires, Argentina

Facultad de Diseño y Comunicación Inscripción Solicitud de información

  1. Diseño y Comunicación >
  2. Publicaciones DC >
  3. Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXXVII >
  4. Tecnologia, comunidad de alumnos y aula taller, un modelo para armar

Tecnologia, comunidad de alumnos y aula taller, un modelo para armar

Krause, Federico

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXXVII

Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXXVII

ISSN: 1668-1673

Año XX , Vol. 37, Febrero 2019, Buenos Aires, Argentina | 198 páginas

descargar PDF ver índice de la publicación

Ver todos los libros de la publicación

compartir en Facebook


Licencia Creative Commons Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

Resumen: En el marco del aula taller como método de aprendizaje colectivo, se trabaja en esta presentación, a través del aporte de distintos autores, conceptos relacionados a la inclusión de la tecnología como aporte a una propuesta áulica constructiva, que ayude a generar un vínculo educativo contemporáneo, no solo entre pares sino entre docentes y alumnos. Teniendo en cuenta que el objetivo primordial de este escrito no es más que el de recalcar que el objetivo docente no es solo integrar nuevas tecnologías al aula, sino la de crear ambientes de aprendizajes propicios, donde el alumno tenga un rol activo en la historia de su aprendizaje.

Palabras clave: Aula expandida - nativos digitales - redes sociales - aula taller - inclusión genuina de tecnología


Participación colectiva, construcción del conocimiento Autores como Ander-Egg señalan que el aula taller es una forma de aprender participativa, que incentiva el espíritu investigador, donde se aprende haciendo, con el alumno como autor principal en la historia de su propio aprendizaje, mediante la interacción colectiva de talleristas.

Si bien esta concepción constructiva del conocimiento es ampliamente utilizada en materias de diseño y arquitectura, es sabido que los tiempos cambian, y que la forma en la que las personas se relacionan cambia drásticamente debido a la inclusión de la tecnología en la vida diaria, por ello es necesario revisar cómo los docentes se relacionan como activos dentro del taller, no solo qué postura didáctica tomar, sino también cómo poner en práctica el concepto del aula taller en los tiempos que corren.

Parafraseando a Mariana Maggio en el marco de las conferencias de dirección de formación continua de la Provincia de Buenos Aires, se plantea el siguiente interrogante: ¿si el mundo y el conocimiento cambia y la tecnología ha influido tanto en nuestra vida diaria, por qué si hemos modificado nuestra forma de comprar, mirar, distraernos y pasar momentos de ocio gracias a la tecnología, la enseñanza no se hace eco de esto para incluirla en el marco curricular?, ¿por qué sigue pareciendo ajena la tecnología a la enseñanza?.

Sería interesante producto de estos cuestionamientos, analizar qué tipo de tecnología sería la adecuada para incluir genuinamente al aula taller, para revalidar los conceptos que definen esta práctica de enseñanza como tal y para que el construir conocimiento sea una tarea no solo docente sino también de los alumnos, a través del trabajo en clase y del uso de tecnologías que conozcan y les sean útiles. Aportando así la tecnología en primera y última instancia a la vez, a enriquecer la enseñanza. Para finalizar se presentan las siguientes preguntas ¿qué tiene la tecnología para aportar al aula taller? ¿El uso de la tecnología porque si, con qué criterio, para qué? La idea será en este escrito proponer vías y estrategias para poder plantear globalmente posibles soluciones a los cuestionamientos planteados.

Inclusión de tecnologías según una propuesta curricular El debate de la inclusión de la tecnología es amplio, y para cada docente la elección de cómo acercar la tecnología a su aula debería ser particular y objeto de estudio, diseñando debido a ello una propuesta académica singular. El escenario a plantear según esta visión particular para un aula taller en materias de diseño y comunicación sugiere que sea, tal como Mariana Maggio menciona, la inclusión de tecnología como un aporte real, y no un agregado forzado solo para cumplir las expectativas de cambio y actualización obligatoria. “En los casos de inclusión genuina, los docentes (…) reconocen que las prácticas que desarrollan en ámbitos no docentes se transformaron de modo tal por las nuevas tecnologías que necesitan expresar dicho reconocimiento en su propuesta de enseñanza”. (Maggio, 2012, p. 20).

Se comprende así que para que la inclusión sea genuina debe haber un correlato evidenciable entre la práctica profesional y la enseñanza en el aula, y una actitud docente de propuesta creativa, que no niegue por un lado la contemporaneidad de los contenidos curriculares ni tampoco la actitud de los alumnos, debiendo conocer y entender sus procesos de aprendizaje y cómo ellos se acercan a la tecnología, respecto de esto quisiera rescatar un concepto clave para poder generar empatía en el uso de la tecnología en el taller y es el de nativos e inmigrantes digitales, como menciona Alejando Spiegel en la revista Novedades Educativas El rótulo de inmigrantes digitales para los mayores, para los padres y maestros que tenemos que atravesar diversas dificultades- tomar cursos, superar inhibiciones, enfrentar el miedo al terror, etcétera- para nunca llegar a usar la tecnología como los jóvenes (…) los nativos digitales, son presentados como seguros, cómodos y poderosos detrás de sus muchas y diversas pantallas.

(Spiegel, 2009, p. 30).

Esto supone que el docente no solo debe estar actualizado y con una actitud positiva en relación a lo didáctico, también, como menciona Ken Bain, “los mejores profesores diseñan cuidadosamente tareas y objetivos de aprendizaje para promover la confianza y para infundir ánimo, pero proporcionando a los estudiantes grandes desafíos y haciéndoles sentir que se enfrentan a ellos con suficiente solvencia” (2007, p. 52) ya que el conocimiento es construido y no recibido. También debe conocer los idiomas y lenguajes digitales actualizados en nuevas tecnologías de comunicación con los que sus alumnos se manejan si su intención es la de entablar vías certeras y eficaces de aprendizaje no convencional, teniendo en cuenta que el objetivo primordial es conducir el aprendizaje del alumno.

Ante este escenario se presenta la siguiente pregunta: ¿qué tipo de tecnología sería la adecuada para poner en práctica un modelo de aprendizaje tipo taller, en aulas de diseño y comunicación? En esta perspectiva, el uso de redes sociales como tecnología relacionada a la interacción en grupo se presenta de manera amigable e intuitiva. Las redes pueden no solo estar íntimamente relacionadas al alma de la concepción del aula taller dado que aportan a la interacción, a compartir, debatir y observar en comunidad, sino que también pueden tener un doble aporte, por un lado en el plano del aula expandida y por otro la empatía didáctica.

Respecto del primer concepto, autogestionar redes globales de interacción temática, relacionada directamente a un saber hacer que se busca construir, puede ser muy útil, dado que se busca con esto que los estudiantes registren sus procesos, sus intenciones, investigar qué les agrada y reflejar sus intereses a través de sus perfiles en redes relacionados a la materia, pero todo mediado por el aprendizaje de un saber hacer, la intención es que los estudiantes vean su propio proceso y el de sus compañeros para reflexionar acerca de cómo se diseña y aprende, siendo esta instancia de intercambio en las redes, la retroalimentación de lo que sucede en el espacio físico, que llamamos aula taller.

Por otro lado, el plano de la empatía didáctica que esta estrategia puede generar es la de proponer estrategias de inclusión real, dado que los alumnos suelen ser nativos digitales en las redes sociales, que no solo conocen sino que dominan y usan a diario, por ello utilizar un lenguaje y sistemas de interacción que ya usan, pero transmutándolo en propósito académico puede no solo ser motivador sino catalizador.

El uso de la tecnología en este caso sería para que el alumno en las redes pueda compartir, opinar y crear su propio modelo mental y paradigma profesional que se base en el trabajo en clase, buscando así didácticamente que él sea quien desarrolle las herramientas de análisis y razonamiento de lo compartido en el taller.

Conclusiones Se puede destacar que la inclusión de tecnología así sea en un aula taller o en cualquier ambiente académico, para que sea genuina, desde una visión particular, debiera estar enmarcada en una propuesta académica, siendo ésta un aporte en una secuencia de aprendizaje y no un agregado, el caso de estudio ha sido el aula taller y cómo la tecnología puede utilizarse para establecer vías de desarrollo y expansión de las cualidades inherentes de la misma, como forma de inclusión real, mediante el uso de redes sociales, pero bien podría ser otra la estrategia, lo importante es poder destacar que la tecnología sola no puede solucionar los problemas inherentes de la actividad docente, si este no toma posición activa del problema de nuestros días.

Referencias bibliográficas 

Ander-Egg, E. (1991) El taller: una alternativa de renovación pedagógica. Buenos Aires: Editorial Magisterio del Rio de La Plata.

Bain, K. (2007) Lo que hacen los mejores profesores de la universidad. España: Editorial Universitat de Valencia.

Maggio, M. (2012) Enriquecer La enseñanza, los ambientes con alta disposición tecnológica como oportunidad. Buenos Aires: Editorial Paidós Ibérica.

Spiegel, A. (2009) Nativos e inmigrantes digitales, algunas reflexiones. Novedades Educativas, N° 219, pág. 30.

Nota: Este trabajo fue desarrollado en la asignatura Introducción a la Tecnología Educativa a cargo de la profesora Natalia Lescano en el marco del Programa de Reflexión e Innovación Pedagógica.

Abstract: Within the framework of the workshop as a collective learning method, this presentation is worked on, through the contribution of different authors, concepts related to the inclusion of technology as a contribution to a constructive classroom proposal, which helps to generate a contemporary educational link, not only between peers but between teachers and students. Bearing in mind that the primary objective of this writing is simply to emphasize that the teaching objective is not only to integrate new technologies into the classroom, but also to create propitious learning environments, where the student has an active role in the history of His learning.

Keywords: Expanded classroom - digital natives - social networks - classroom workshop - genuine inclusion of technology

Resumo: No marco da sala de aula-workshop como método de aprendizagem coletiva, se trabalha nesta apresentação, através do contribua de diferentes autores, conceitos relacionados à inclusão da tecnología como contribua a uma proposta de sala de aula construtiva, que ajude a gerar um vínculo educativo contemporâneo, não só entre pares sina entre docentes e alunos. Tendo em conta que o objectivo primordial deste escrito não é mais que o de recalcar que o objetivo docente não é só integrar novas tecnologias ao sala, sina a de criar ambientes de aprendizagens propícias, onde o aluno tenha um papel ativo na história de sua aprendizagem.

Palavras chave: Sala de aula expandido - nativos digitais - redes sociais - sala de aula-workshop - inclusão genuína de tecnologia


Federico Krause. Arquitecto (Universidad de Buenos Aires).


Tecnologia, comunidad de alumnos y aula taller, un modelo para armar fue publicado de la página 54 a página56 en Reflexión Académica en Diseño y Comunicación NºXXXVII

ver detalle e índice del libro